Skip to Content

Enfermedad Arterial Periférica

CUIDADO AMBULATORIO:

La enfermedad arterial periférica (EAP)

se refiere a las arterias estrechas, débiles u obstruidas. Puede afectar cualquier arteria fuera del corazón y el cerebro. La enfermedad arterial periférica generalmente es el resultado de la acumulación de grasa y colesterol, (también se le denomina placa), alrededor de las paredes de la arteria. Una inflamación, un coágulo de sangre o un crecimiento anormal de las células puede también obstruir las arterias. La enfermedad arterial periférica impide el flujo normal de sangre a sus piernas y brazos. Usted corre el riesgo de una amputación si la falta de circulación de la sangre impide que las heridas cicatricen o produce grangrena (muerte del tejido). Sin tratamiento, la enfermedad arterial periférica también puede causar un ataque cardíaco o un derrame cerebral.

Los síntomas comunes incluyen:

La enfermedad arterial periférica leve por lo general no causa síntomas. A medida que el tiempo pasa y la enfermedad empeora, usted puede tener cualquiera de lo siguiente:

  • Dolor o calambres en las piernas o en las caderas mientras usted camina
  • Una sensación de entumecimiento, debilidad o pesadez en sus piernas
  • La piel de sus piernas está seca, escamosa, enrojecida o pálida
  • Uñas gruesas o quebradizas o la caída del vello en sus brazos y piernas
  • Llagas en los pies que no cicatrizan
  • Sensación quemante o dolorosa en sus pies o dedos de los pies mientras está en reposo (se puede empeorar al acostarse)

Llame al 911 en caso de presentar lo siguiente:

  • Tiene alguno de los siguientes signos de un ataque cardíaco:
    • Estrujamiento, presión o tensión en su pecho
    • y podría incluir cualquiera de los siguientes:
      • Malestar o dolor en su espalda, cuello, mandíbula, abdomen, o brazo
      • Dificultad para respirar
      • Náuseas o vómitos
      • Desvanecimiento o sudor frío repentino
  • Usted tiene alguno de los siguientes signos de derrame cerebral:
    • Adormecimiento o caída de un lado de su cara
    • Debilidad en un brazo o una pierna
    • Confusión o debilidad para hablar
    • Mareos o dolor de cabeza intenso, o pérdida de la visión.

Busque atención médica de inmediato si:

  • Usted tiene llagas o heridas que no cicatrizan.
  • Usted nota que la piel en sus brazos o piernas tiene una tonalidad negra o está descolorida.
  • Su piel se siente fría al tacto.

Pregúntele a su médico qué vitaminas y minerales son adecuados para usted.

  • Usted tiene dolor en las piernas cuando camina 1/8 milla (200 metros) o menos, incluso con tratamiento.
  • Sus piernas están enrojecidas, resecas o pálidas, incluso con el tratamiento.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

El tratamiento para la enfermedad arterial periférica

puede ayudar a reducir el riesgo de un ataque cardíaco, un accidente cerebrovascular o una amputación. Usted podría necesitar más de uno de los siguientes:

  • Medicamentos, que se administran para prevenir coágulos de sangre y reducir el riesgo de un ataque cardíaco o accidente cerebrovascular. Es posible que le administren medicamento para evitar que empeore la enfermedad arterial periférica.
  • Un programa de ejercicio supervisado lo ayuda a mantenerse activo en las actividades de la vida cotidiana y podría prevenir la discapacidad. Los médicos le van ayudar a caminar o realizar ejercicios de resistencia en un entorno seguro 3 veces a la semana durante 30 a 60 minutos. Usted va hacer esto por varios meses, luego hace la transición de caminar por sí mismo.
  • Angioplastia es un procedimiento para abrir su arteria para que la sangre pueda circular normalmente. Un catéter, es una sonda diminuta, que se utiliza para introducir un globo en su arteria. El globo se infla para abrir su arteria bloqueada y luego se procede a extraerlo. Un tubo de malla metálica que se conoce como stent se coloca en el interior de la arteria para mantenerla abierta.
  • Cirugía de bypass o derivación se utiliza para crear una nueva conexión a su arteria con una vena de otra parte de su cuerpo, o un injerto artificial. La vena o el injerto se conecta a su arteria por encima o por debajo de la obstrucción. Lo cual permite que la sangre fluya alrededor del tramo de la arteria bloqueada.

Controle y evite la enfermedad arterial periférica:

  • El control de la enfermedad arterial periférica:Camine de 30 a 60 minutos por lo menos 4 veces a la semana. Su médico también podría remitirlo a un programa de ejercicio supervisado. El programa ayuda a aumentar la distancia que usted puede caminar sin sentir dolor. El programa lo ayuda a mantenerse activo en las actividades de la vida cotidiana y podría prevenir la discapacidad provocada por la enfermedad arterial periférica.
  • No fume. La nicotina y otros químicos en los cigarrillos y cigarros pueden empeorar la enfermedad arterial periférica. El tabaquismo también aumenta el riesgo de un ataque cardíaco o accidente cerebrovascular. Pida información a su médico si usted actualmente fuma y necesita ayuda para dejar de fumar. Los cigarrillos electrónicos o tabaco sin humo todavía contienen nicotina. Consulte con su médico antes de utilizar estos productos.
  • Controle otras afecciones de salud. Tome sus medicamentos según lo indicado. Siga las instrucciones de su médico si usted sufre de hipertensión o colesterol alto. Cuide de sus pies y revise sus niveles de azúcar en la sangre según indicaciones y si tiene diabetes.
  • Consuma alimentos saludables para su corazón. Consuma granos enteros, frutas y vegetales diariamente. Limite la sal y los alimentos altos en grasas. Consulte a su médico si desea obtener más información acerca de una dieta saludable para el corazón. Pregunte si es necesario que baje de peso. Su médico puede ayudarle a crear un plan para bajar de peso de manera saludable.

Acuda a sus consultas de control con su médico según le indicaron.

Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.

Hide