Skip to Content

Embolia Pulmonar

CUIDADO AMBULATORIO:

Una embolia pulmonar (EP)

es la obstrucción repentina de un vaso sanguíneo en los pulmones por un émbolo. Un émbolo es un pedazo pequeño de un coágulo de sangre, grasa, aire o células provenientes de un tumor. El émbolo corta el suministro de sangre a los pulmones. Una embolia pulmonar puede ser de peligro mortal.

Embolia pulmonar

Signos y síntomas comunes de la embolia pulmonar:

  • Falta repentina de aliento o respiración agitada
  • Dolor súbito en el pecho que empeora cuando respira profundo
  • Latidos cardíacos rápidos
  • Fiebre y toser con sangre
  • Uñas de color azulado
  • Piel fría, pálida y sudorosa
  • Desmayo

Llame al número de emergencias local (911 en los Estados Unidos) si:

  • Usted se siente mareada, le hace falta el aire y tiene dolor de pecho.
  • Usted expectora sangre.

Llame a su médico si:

  • Su brazo o pierna se siente caliente, sensible y adolorida. Se podría ver inflamado y rojo.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

El tratamiento

depende de qué está formado el émbolo y dónde se encuentra en el pulmón. Es posible que deba seguir alguno de los siguientes tratamientos:

  • Los trombolíticos son medicamentos de emergencia que sirven para disolver los coágulos de sangre.
  • Los anticoagulantes ayudan a evitar los coágulos sanguíneos. Los coágulos pueden ocasionar derrames cerebrales, ataques al corazón y hasta la muerte. Las siguientes son pautas generales de seguridad para seguir mientras está tomando un anticoagulante:
    • Esté atento a sangrados y hematomas mientras esté tomando anticoagulantes. Esté atento a cualquier sangrado de las encías o nariz. Esté atento a la aparición de sangre en su orina y evacuaciones intestinales. Use una toalla suave para su piel y un cepillo de dientes de cerdas suaves para cepillarse sus dientes. Esto puede evitar que su piel o encías sangren. Si usted se afeita, use una rasuradora eléctrica. No practique deportes de contacto.
    • Informe a su odontólogo y otros médicos que usted toma anticoagulantes. Lleve un brazalete o un collar que indique que usted toma este medicamento.
    • No empiece ni suspenda ningún medicamento, a menos que su médico se lo indique. Muchos medicamentos no se pueden usar junto con los anticoagulantes.
    • Tome el anticoagulante exactamente como se lo ordenó su médico. No omita ninguna dosis ni tome menos de lo indicado. Informe a su médico inmediatamente si usted olvida tomar el anticoagulante o si toma de más.
    • La warfarina es un anticoagulante que usted puede necesitar tomar. Usted debería saber lo siguiente en caso de que tome warfarina:
      • Algunos alimentos y medicamentos pueden afectar la cantidad de warfarina en su sangre. No realice cambios mayores en su alimentación mientras toma warfarina. La warfarina funciona mejor si usted ingiere aproximadamente la misma cantidad de vitamina K todos los días. La vitamina K se encuentra en las hortalizas de hoja verde y algunos otros alimentos. Solicite más información acerca de lo que tiene que comer cuando usted toma warfarina.
      • Usted necesitará acudir a consultas de control con su médico cuando esté tomando warfarina. Deberá hacerse análisis de sangre periódicamente. Estos análisis se usan para determinar la cantidad de medicamento que necesita.
  • Un filtro de la vena cava podría colocarse dentro de su vena cava para evitar otra embolia pulmonar. La vena cava es una vena grande que lleva sangre desde la parte inferior de su cuerpo hasta su corazón. El filtro puede ayudar a atrapar un émbolo y evitar que se vaya a los pulmones.
  • La cirugía que se conoce como trombectomía podría realizarse para remover la embolia pulmonar. O en vez de esta, podría realizarse un procedimiento que se conoce como trombólisis para inyectar un trombolítico que ayude a disolver un coágulo.

Evite otra embolia pulmonar:

  • Cambie la posición del cuerpo o muévase a menudo. Si usted viaja en vehículo o trabaja en un escritorio, muévase y estírese en su asiento varias veces cada hora. En un avión, levántese y camine cada hora.
  • Haga ejercicio regularmente para aumentar el flujo sanguíneo. Caminar es un buen ejercicio de bajo impacto. Consulte con su médico acerca de cuál es el mejor régimen de ejercicio para usted.
    Caminar para ejercitarse
  • Mantenga un peso saludable. Consulte con su médico cuánto debería pesar. Pídale que lo ayude a crear un plan para bajar de peso si tiene sobrepeso.
  • No fume. La nicotina y otros químicos en los cigarrillos y cigarros dañan los vasos sanguíneos y aumentan su riesgo de otra embolia pulmonar. Pida información a su médico si usted actualmente fuma y necesita ayuda para dejar de fumar. Los cigarrillos electrónicos o el tabaco sin humo igualmente contienen nicotina. Consulte con su médico antes de utilizar estos productos.
  • Pregunte sobre los métodos anticonceptivos si usted es una mujer que toma la píldora. Una píldora anticonceptiva aumenta el riesgo de coágulos de sangre en algunas mujeres. El riesgo es mayor si también son mayores de 35 años, fuman cigarrillos o tienen un trastorno en la coagulación de la sangre. Hable con su médico sobre otras maneras de prevenir el embarazo, como un capuchón cervical o un dispositivo intrauterino (DIU).

Acuda a sus consultas de control con su médico o especialista según le indicaron:

Haga una cita tan pronto como sea posible. También es posible que deba regresar regularmente para que le realicen exploraciones para detectar coágulos de sangre. Es posible que le analicen la sangre para ver cuánto tarda en coagularse. Su médico o especialista le dirá si necesita este análisis y la frecuencia con la que debe hacerlo. Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

Learn more about Embolia Pulmonar (Ambulatory Care)

Associated drugs

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.