Skip to Content

Mutamycin

Generic Name: mitomycin
Brand Name: Mutamycin

¿Qué es mitomycin?

Mitomycin es una medicina contra el cáncer que interfiere con el crecimiento y la propagación de las células cancerosas en el cuerpo.

Mitomycin se usa en combinación con otros medicamentos contra el cáncer para tratar el cáncer de estómago o páncreas.

Mitomycin trata solamente los síntomas del cáncer de estómago o páncreas pero no trata el cáncer como tal.

Mitomycin puede también usarse para fines no mencionados en esta guía del medicamento.

¿Cuál es la información más importante que debo saber sobre mitomycin?

Mitomycin puede debilitar (suprimir) su sistema inmunológico, y usted puede contraer una infección más fácilmente. Llame a su médico si usted tiene síntomas de infección (fiebre, debilidad, síntomas del resfrío o de la gripe, llagas en la piel, enfermedad frecuente o que recurre).

Mitomycin también puede causar daño a los glóbulos rojos, lo que puede causar insuficiencia renal irreversible. Llame a su médico de inmediato si usted tiene moretones o sangrados inusuales, piel pálida, confusión, cansancio o irritabilidad, dolor de estómago, diarrea con sangre, orina de color rojo o rosado, hinchazón, aumento rápido de peso, y orinar poco o nada.

¿Qué debería discutir con el profesional del cuidado de la salud antes de recibir mitomycin?

Usted no debe usar mitomycin si es alérgico a éste, o si usted tiene:

  • un trastorno hemorrágico o de la coagulación de la sangre, como hemofilia;

  • supresión de la médula ósea; o

  • sangrado activo o cualquier riesgo de sangrado.

Para asegurarse que mitomycin es seguro para usted, dígale a su médico si usted tiene:

  • enfermedad del riñón;

  • enfermedad del corazón; o

  • asma, enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC; COPD, por sus siglas en inglés), apnea del sueño, u otro trastorno de la respiración.

El uso de mitomycin durante el embarazo puede causar daño al bebé nonato. Dígale a su médico si usted está embarazada, o si queda embarazada mientras está usando esta medicina.

Mitomycin puede pasar a la leche materna y hacerle daño al bebé lactante. Usted no debe amamantar mientras usa esta medicina.

¿Cómo se administra mitomycin?

Mitomycin se inyecta en una vena a través de una inyección intravenosa. Un profesional del cuidado de la salud le administrará esta inyección.

Dígale a las personas que lo cuidan si usted siente quemazón, dolor, o hinchazón alrededor de la aguja intravenosa cuando mitomycin es inyectada.

Algunas personas han desarrollado úlceras en la piel donde la inyección fue aplicada, o en otros lugares del cuerpo. Cambios en la piel pueden ocurrir varias semanas o meses después de la inyección de mitomycin. Llame a su médico si usted nota enrojecimiento, llagas, supuración, u otros cambios en la piel durante o después de su tratamiento con mitomycin.

Mitomycin puede debilitar (suprimir) su sistema inmunológico, y usted puede contraer una infección más fácilmente. Se necesitará examinar su sangre con frecuencia. Sus tratamientos de cáncer tal vez puedan ser retrasados basados en los resultados de estos exámenes. Mitomycin puede tener efectos de larga duración sobre su cuerpo. Usted puede necesitar pruebas médicas frecuentes por un tiempo breve después de que deje de usar este medicamento.

¿Qué sucede si me salto una dosis?

Llame a su médico para recibir instrucciones si usted pierde una cita médica para su inyección de mitomycin.

¿Qué sucedería en una sobredosis?

Ya que este medicamento es administrado por un profesional de la salud en un ambiente médico, es poco probable que ocurra una sobredosis.

¿Qué debo evitar mientras recibo mitomycin?

Evite estar en contacto con personas enfermas o que tengan infecciones. Hable con su médico de inmediato si usted desarrolla síntomas de infección.

Evite actividades que pueden aumentar su riesgo de sangrado o herida. Use cuidados extras para prevenir el sangrado mientras se afeita o se lava los dientes.

No reciba una vacuna "viva" mientras usa mitomycin, o podría desarrollar una infección grave. Las vacunas vivas incluyen sarampión, paperas, rubéola (MMR), polio, rotavirus, tifoidea, fiebre amarilla, varicela, zóster (culebrilla), y la vacuna nasal para la influenza.

Esta medicina puede pasar a los fluidos corporales (la orina, heces, vómito). Durante al menos 48 horas después de recibir una dosis, evite que sus fluidos corporales entren en contacto con sus manos u otras superficies. Las personas que cuidan a los pacientes, deben usar guantes de goma mientras limpian fluidos corporales de los pacientes, manipulan basura o ropa contaminada, o cambian pañales. Lávese las manos antes y después de haberse quitado los guantes. Lave la ropa contaminada y la ropa de cama separada de las demás prendas.

¿Cuáles son los efectos secundarios posibles de mitomycin?

Busque atención médica de emergencia si usted tiene síntomas de una reacción alérgica: ronchas; dificultad para respirar; hinchazón de la cara, labios, lengua, o garganta.

Mitomycin también puede causar daño a los glóbulos rojos, lo que puede causar insuficiencia renal irreversible. Llame a su médico de inmediato si usted tiene:

  • piel pálida, moretones o sangrados inusuales;

  • confusión, cansancio o irritabilidad;

  • dolor de estómago, diarrea con sangre, orina de color rojo o rosado;

  • hinchazón, aumento rápido de peso; o

  • orina poco o nada.

Llame a su médico de inmediato si usted tiene:

  • síntomas de infección (fiebre, debilidad, síntomas del resfrío o de la gripe, llagas en la piel, enfermedad frecuente o que recurre);

  • silbido, opresión en el pecho, tos nueva o que empeora, fiebre, dificultad para respirar;

  • ampollas o úlceras en su boca, encías rojas o hinchadas, dificultad al tragar; o

  • dolor, quemazón, rojez, irritación, o cambios en la piel donde se administró la inyección.

Efectos secundarios comunes pueden incluir:

  • fiebre u otros síntomas de infección;

  • náuseas, vómito, diarrea, pérdida del apetito;

  • llagas en la boca;

  • somnolencia, dolor de cabeza;

  • visión borrosa; o

  • pérdida temporal del cabello.

Esta lista no menciona todos los efectos secundarios y puede ser que ocurran otros. Llame a su médico para consejos médicos relacionados a efectos secundarios. Usted puede reportar efectos secundarios llamando al FDA al 1-800-FDA-1088.

¿Qué otras drogas afectarán a mitomycin?

Otras drogas pueden interactuar con mitomycin, incluyendo medicinas que se obtienen con o sin receta, vitaminas, y productos herbarios. Dígale a su médico todas las medicinas que usa, y cualquier medicina que comience o deje de usar.

¿Dónde puedo obtener más información?

  • Su médico o farmacéutico le puede dar más información acerca de mitomycin.
  • Recuerde, mantenga ésta y todas las otras medicinas fuera del alcance de los niños, no comparta nunca sus medicinas con otros, y use este medicamento sólo para la condición por la que fue recetada.
  • Se ha hecho todo lo posible para que la información que proviene de Cerner Multum, Inc. ('Multum') sea precisa, actual, y completa, pero no se hace garantía de tal. La información sobre el medicamento incluida aquí puede tener nuevas recomendaciones. La información preparada por Multum se ha creado para uso del profesional de la salud y para el consumidor en los Estados Unidos de Norteamérica (EE.UU.) y por lo cual Multum no certifica que el uso fuera de los EE.UU. sea apropiado, a menos que se mencione específicamente lo cual. La información de Multum sobre drogas no sanciona drogas, ni diagnóstica al paciente o recomienda terapia. La información de Multum sobre drogas sirve como una fuente de información diseñada para la ayuda del profesional de la salud licenciado en el cuidado de sus pacientes y/o para servir al consumidor que reciba este servicio como un suplemento a, y no como sustituto de la competencia, experiencia, conocimiento y opinión del profesional de la salud. La ausencia en éste de una advertencia para una droga o combinación de drogas no debe, de ninguna forma, interpretarse como que la droga o la combinación de drogas sean seguras, efectivas, o apropiadas para cualquier paciente. Multum no se responsabiliza por ningún aspecto del cuidado médico que reciba con la ayuda de la información que proviene de Multum. La información incluida aquí no se ha creado con la intención de cubrir todos los usos posibles, instrucciones, precauciones, advertencias, interacciones con otras drogas, reacciones alérgicas, o efectos secundarios. Si usted tiene alguna pregunta acerca de las drogas que está tomando, consulte con su médico, enfermera, o farmacéutico.

Copyright 1996-2012 Cerner Multum, Inc. Version: 2.01. Revision Date: 8/31/2017 4:32:19 PM.

Hide