Skip to main content

La Diabetes Y El Embarazo

CUIDADO AMBULATORIO:

Lo que usted necesita saber sobre la diabetes y el embarazo:

Planifique su embarazo para que sus médicos puedan ayudarle a tener un embarazo y un bebé saludable. Controle sus niveles de azúcar en la sangre antes y durante el embarazo para disminuir su riesgo de presentar problemas de salud. Los médicos de su equipo de atención diabética podrían recomendar que su nivel de A1c sea menos del 6.5% antes de quedar embarazada. Durante el embarazo, es posible que sus niveles de A1c necesiten estar entre 6% y 7%.

Busque atención médica de inmediato si:

  • Su nivel de azúcar en la sangre es mayor de 200 mg/dL y usted tiene dolor de estómago, náuseas, vómitos o confusión.

Llame a su médico o al proveedor del equipo de cuidados de salud si:

  • Usted tiene mareos o temblores.
  • Usted está sudando o tiene dolor de cabeza.
  • Usted presenta cambios en su visión.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

Prepárese para un embarazo saludable:

  • Hágase un examen físico. Su médico podría recomendar pruebas para asegurarse de que esté lo más saludable posible. Se pueden utilizar pruebas para detectar infecciones de transmisión sexual, enfermedad de la tiroides o complicaciones de la diabetes, como la retinopatía. Si ya tiene retinopatía, se le revisará a menudo para asegurarse de que no está empeorando. Dependiendo de su edad y sus antecedentes familiares, su médico podría recomendar exámenes para comprobar si existen condiciones genéticas.
  • Empiece a tomar ácido fólico como se indica. El ácido fólico ayuda a prevenir ciertas condiciones, como la espina bífida. Su médico le dirá cuánto tiempo debe esperar antes de quedar embarazada para empezar. Le dirá cuánto ácido fólico necesita cada día. Le recomendará vitaminas prenatales que contengan ácido fólico.
    Fuentes de ácido fólico
  • Dígale a su médico si usa medicamentos, drogas o alcohol. Incluya medicamentos recetados y no recetados y suplementos. Su médico le dirá si debe dejarlos antes de quedar embarazada. Informe a su médico si actualmente fuma cigarrillos, usa vapeadores, bebe alcohol o usa drogas ilegales. No son seguros para el bebé por nacer. Su médico puede ayudarla a dejar de fumar antes de que quede embarazada.
  • Informe a su médico si tiene planes para viajar pronto. No debe viajar a un área donde el virus del Zika es común. El virus del Zika se podría transmitir de una madre al feto. Esto podría provocar defectos de nacimiento, como una falta de desarrollo cerebral. También puede causar la pérdida del embarazo. En la actualidad no hay una vacuna para evitar el virus Zika. El virus del Zika puede permanecer en el cuerpo durante varios meses. Dígale a su médico si ha viajado recientemente a un área donde el Zika es común. Tal vez necesite una prueba de detección del Zika antes de quedarte embarazada.
  • Alcance o mantenga un peso saludable. Su médico puede decirle si su peso es saludable. Podría recomendarle que baje o aumente de peso antes de quedar embarazada. Un peso saludable la ayudará a controlar el azúcar en la sangre y la presión arterial.
    Controles de peso THA
  • Aprenda sobre el embarazo y la nutrición. Un dietista puede ayudarla a planificar comidas saludables para controlar sus niveles de glucosa y A1c antes del embarazo. Puede ayudarla a planificar los cambios durante y después del embarazo. Sus necesidades calóricas dependen de su peso antes de quedar embarazada. El dietista le indicará cuántas calorías necesita consumir cada día.
  • Pregunte acerca de la actividad física. La actividad física, como el ejercicio, ayuda a controlar el peso y el azúcar en la sangre. Haga que la actividad física sea una rutina para usted antes de quedar embarazada. Su médico le dirá qué actividades puede continuar durante el embarazo de manera segura. Puede ayudarla a crear un plan para perder peso de manera segura.
    Las caminatas durante el embarazo
  • Pregunte sobre las vacunas que pudiera necesitar. Las enfermedades como la rubéola son peligrosas para los bebés por nacer. Puede recibir vacunas para ayudar a protegerla a usted y a su bebé. Algunas vacunas se administran rutinariamente antes del embarazo, como la vacuna contra la hepatitis B. También recibirá 1 dosis de Tdap entre las 27 a 36 semanas de gestación. La Tdap protege contra el tétanos, la difteria y la tos ferina. Es posible que necesite otras vacunas, como la vacuna contra la gripe o la varicela. Informe a su médico sobre todas las vacunas que haya recibido. Dígale si no conoce sus antecedentes de vacunas. Le recomendará las vacunas adecuadas para usted. Su médico también le dirá cuánto tiempo debe esperar después de recibir la vacuna para quedar embarazada.

Controle la diabetes durante el embarazo:

Durante el embarazo y durante un tiempo después del parto, su obstetra pasa a formar parte de su equipo de cuidados de salud. Dígale a su obstetra acerca de sus médicos del equipo de atención diabética. Su equipo de atención diabética le proporcionará un plan para su atención durante el embarazo.

  • Revise el nivel de azúcar en la sangre. Podría ser necesario que revise su nivel de azúcar en la sangre por lo menos 3 veces al día. Pregúntele a su médico del equipo de cuidados de salud acerca de cuándo y qué tan seguido necesita revisar su nivel de azúcar en la sangre. Él le indicará cuáles deberían ser sus niveles de azúcar en la sangre en distintos momentos del día. Su médico del equipo de cuidados de salud podría indicarle que sus niveles de azúcar en la sangre estén entre 60 mg/dL y 95 mg/dL antes de las comidas, a la hora de acostarse y durante la noche. Tal vez quiera que sean de 100 mg/dL a 129 mg/dL 1 hora después de las comidas o de 100 mg/dL a 120 mg/dL 2 horas después. Su médico del equipo de cuidados de salud le mostrará cómo utilizar un medidor de glucosa o glucómetro para revisar los niveles.
    Como revisar su nivel de azúcar en la sangre
  • Pregunte sobre los medicamentos. Es peligroso tomar ciertos medicamentos durante el embarazo. Si usted padece de diabetes tipo 2 y toma píldoras diabéticas, es posible que necesite dejar de tomarlas y comenzar a usar la insulina. El uso de insulina es seguro durante el embarazo.
  • Revise su presión arterial con frecuencia. La hipertensión puede provocar problemas de salud al igual que con su embarazo. Las lecturas de la presión arterial por lo general se escriben con 2 números. Si usted no tiene presión arterial alta antes del embarazo, su presión arterial sistólica (el primer número) debe estar entre 110 y 129. Su presión arterial diastólica (el segundo número) debe estar entre 65 y 79. Si tiene presión arterial alta antes del embarazo, su presión arterial sistólica debe estar entre 120 y 160. Su presión arterial diastólica debe estar entre 80 y 105.
    Cómo tomar la presión arterial
  • Mantenga un peso saludable. El aumento de peso recomendado en las mujeres que tiene sobrepeso es entre 15 a 25 libras. El aumento de peso recomendado para las mujeres que están obesas entre 10 a 20 libras. Su riesgo de presentar problemas como hipertensión y parto prematuro es mayor si usted tiene sobrepeso.
  • Continúe haciendo actividad física regularmente. La actividad física puede ayudar a controlar el nivel de azúcar en la sangre y la presión arterial.
  • No consuma alcohol. El alcohol es peligroso para el feto. El alcohol también puede aumentar su nivel de azúcar en la sangre y hacer más difícil controlar su diabetes. Solicite información a su médico si necesita ayuda para dejar de tomar alcohol.
  • Ayude a evitar la hipoglucemia. Su riesgo de presentar hipoglucemia es más alto durante el embarazo porque es posible que no perciba los síntomas. Este riesgo es más alto durante el primer trimestre. Coma comidas regularmente y meriendas para evitar la hipoglucemia. Mantenga siempre consigo tabletas de glucosa en caso de que baje su nivel de azúcar en la sangre. Si usted no tiene tabletas de glucosa, puede tomar leche, jugo o soda regular. Infórmele a su familia de los síntomas de la hipoglucemia para que puedan ayudarle si no puede ayudarse a sí misma. Consulte a su médico del equipo de cuidados de salud acerca de cómo sobrellevar su hipoglucemia.
    Maneras de elevar su azúcar en la sangre
  • Ayude a evitar la cetoacidosis diabética (CAD). Esta es una condición seria que puede ocurrir cuando su nivel de azúcar en la sangre sube demasiado. El embarazo aumenta su riesgo de presentar CAD. Los síntomas de CAD incluyen dolor de estómago, náuseas, vómitos y confusión. Su médico del equipo de cuidados de salud podría sugerirle que revise los niveles de cetonas en su orina cuando su nivel de azúcar en la sangre es alto. También puede solicitarle que revise sus cetonas regularmente si usted está enferma.

Qué más puede hacer para tener un bebé saludable:

  • Cumpla con todas las citas con sus médicos del equipo de cuidados de salud. Ellos le ayudarán a controlar su diabetes durante el embarazo. Es posible que necesite acudir con su médico del equipo de cuidados de salud cada 1 a 2 semanas durante el primer y segundo trimestre de su embarazo. Al final de su embarazo, es posible que usted necesite acudir con su médico del equipo de cuidados de salud cada semana. Durante estos exámenes, su médico del equipo de cuidados de salud podría revisarle los ojos, sus niveles de A1c y el bienestar de usted y su bebé.
  • Tome los suplementos de ácido fólico. Empiece a tomar ácido fólico antes de su embarazo y continúe hasta que usted tenga al menos 12 semanas de embarazo. El ácido fólico disminuye el riesgo de su bebé de tener defectos de nacimiento. Pregunte a su médico cuánto ácido fólico debe tomar.
  • No fume. La nicotina es perjudicial para su bebé y dificulta el control de su diabetes. No use cigarrillos electrónicos o tabaco sin humo en vez de cigarrillos o para tratar de dejar de fumar. Todos estos aún contienen nicotina. Pida al médico de su equipo de cuidados de salud información si usted fuma actualmente y necesita ayuda para dejar de hacerlo.

Control de la diabetes durante el embarazo y después del parto:

Los médicos revisarán sus niveles de azúcar en la sangre durante el parto. Le administrarán insulina o glucosa durante el parto para mantener el azúcar en su sangre en el nivel adecuado. Haga lo siguiente después del parto:

  • Acuda a todas las citas de control. Los médicos del equipo de cuidados de salud continuarán ayudándole a controlar su diabetes después del parto. Consulte con su médico del equipo de cuidados de salud acerca de las opciones de anticonceptivos. Es importante prepararse para el siguiente embarazo si usted piensa tener otro hijo.
  • Tome sus medicamentos como se le haya indicado. Si usted tiene diabetes tipo 2, es posible que pueda empezar a tomar su medicamento para la diabetes de nuevo. Si usted tiene diabetes tipo 1, la cantidad de insulina que necesita disminuirá después de tener a su bebé. Existen ciertos medicamentos que no podrá tomar si está dando de lactar. Pregúntele a su médico del equipo de cuidados de salud cuándo y con qué frecuencia usted necesita revisar su nivel de azúcar en la sangre. Es posible que necesite controlarlos al menos 3 veces al día.
  • Ayude a evitar la hipoglucemia si está dando de lactar. El riesgo de hipoglucemia es mayor durante la lactancia. Su dietista le ayudará a crear un plan alimenticio que funcione mejor para usted. Tome una merienda antes de alimentar a su bebé. Coma sus comidas y meriendas regularmente para mantener estable su nivel de azúcar en la sangre.

Riesgos de la diabetes y el embarazo:

Usted corre un mayor riesgo de presión arterial alta, problemas oculares, parto prematuro (antes de tiempo) y aborto espontáneo. Un aborto espontáneo es la pérdida de un feto antes de las 20 semanas de embarazo. Los niveles altos de azúcar en la sangre pueden aumentar su riesgo de tener un bebé grande, un bebé con anomalías congénitas y un parto en el que nace muerto el bebé (mortinato). Mortinato es la pérdida del feto (bebé no nato) después de 20 semanas de embarazo.

Learn more about La Diabetes Y El Embarazo (Ambulatory Care)

Associated drugs

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.