Skip to Content

Haloperidol

Generic Name: haloperidol
Brand Name: Haldol

Medically reviewed by Drugs.com. Last updated on Feb 10, 2020.

¿Qué es haloperidol?

Haloperidol es una medicina antipsicótica que se usa para tratar la esquizofrenia.

Haloperidol también se usa para el control motor y el control de los tics vocales en las personas con el síndrome de Tourette.

Haloperidol puede también usarse para fines no mencionados en esta guía del medicamento.

¿Cuál es la información más importante que debo saber sobre haloperidol?

Usted no debe usar esta medicina si tiene la enfermedad de Parkinson, o ciertas condiciones que afecten su sistema nervioso central.

Haloperidol no está aprobada para usarse en los adultos mayores con psicosis relacionada a la demencia.

¿Qué debería discutir con el profesional del cuidado de la salud antes de tomar haloperidol?

Usted no debe usar haloperidol si es alérgico a éste, o si tiene:

  • la enfermedad de Parkinson; o

  • ciertas condiciones que afectan su sistema nervioso central (como somnolencia severa, o pensamiento lento causado por tomar otras medicinas o tomar alcohol).

Haloperidol puede aumentar el riesgo de muerte en los adultos mayores con psicosis relacionada a la demencia y no está aprobada para este uso.

Dígale a su médico si alguna vez ha tenido:

  • problemas cardíacos, angina (dolor del pecho);

  • el síndrome de QT largo (en usted o un miembro de su familia);

  • presión arterial baja;

  • una convulsión;

  • un trastorno de la glándula tiroidea;

  • cáncer de mama; o

  • desequilibrio de electrólitos (como nivel bajo de potasio o magnesio en su sangre).

Tomar una medicina antipsicótica en los últimos 3 meses del embarazo puede causar problemas de respiración, de alimentación, o síntomas de abstinencia en el recién nacido. Si usted queda embarazada, dígale de inmediato a su médico. No deje de tomar haloperidol sin el consejo de su médico.

Es posible que no sea seguro amamantar mientras está usando esta medicina. Pregúntele a su médico sobre cualquier riesgo.

¿Cómo debo tomar haloperidol?

Siga todas las instrucciones en la etiqueta de su prescripción y lea todas las guías del medicamento o las hojas de instrucción. Tal vez su médico en ocasiones cambie su dosis. Use la medicina exactamente como indicado.

Tomar demasiado haloperidol puede causar trastornos graves del ritmo cardíaco o la muerte súbita. Nunca tome más de su dosis recetada.

Usted puede tomar haloperidol con o sin comida.

Mida la medicina líquida con cuidado. Use la jeringa de medición que viene con su medicina, o use un dispositivo para la medición de dosis (no una cuchara casera).

Puede tomar hasta varias semanas antes de que sus síntomas mejoren. Siga usando el medicamento como indicado y dígale a su médico si sus síntomas no mejoran.

No deje de usar haloperidol de forma repentina después de usarla por mucho tiempo, o podría tener síntomas desagradables de abstinencia. Pregúntele a su médico como dejar de usar esta medicina de forma segura.

Guarde a temperatura ambiente fuera de la humedad, del calor, y de la luz. No permita que la medicina liquida se congele.

¿Qué sucede si me salto una dosis?

Tome la medicina tan pronto pueda, pero sáltese la dosis que dejó de tomar si ya casi es hora para la próxima dosis. No tome dos dosis a la vez.

¿Qué sucedería en una sobredosis?

Busque atención médica de emergencia o llame a la línea de Poison Help al 1-800-222-1222. Una sobredosis de haloperidol puede ser fatal.

¿Qué debo evitar mientras tomo haloperidol?

Tomar alcohol con esta medicina puede causar efectos secundarios.

Evite manejar o actividades peligrosas antes de saber cómo esta medicina le afectará. Sus reacciones pueden estar perjudicadas. Evite levantarse muy rápido de la posición de sentado o acostado, ya que puede sentirse mareado. Mareos o somnolencia severa puede causar caídas, fracturas, u otras lesiones.

¿Cuáles son los efectos secundarios posibles de haloperidol?

Busque atención médica de emergencia si usted tiene signos de una reacción alérgica: ronchas; dificultad para respirar; hinchazón de su cara, labios, lengua, o garganta.

Las dosis altas o el uso por largo tiempo de haloperidol pueden causar un trastorno del movimiento serio que puede ser irreversible. Cuanto más tiempo use haloperidol, lo más probable es que desarrolle este trastorno, especialmente si eres una mujer o un adulto mayor.

Llame de inmediato a su médico si usted tiene:

  • movimientos musculares incontrolados en su cara (masticación, chasquido de labios, ceño fruncido, movimientos de la lengua, parpadeo o movimiento de los ojos);

  • espasmos musculares en el cuello, presión en la garganta, dificultad para tragar;

  • cambios rápidos del humor o del comportamiento;

  • latidos cardíacos rápidos o fuertes, aleteo cardíaco en su pecho, falta de aire al respirar, y mareo repentino (como que se puede desmayar);

  • tos con moco, dolor de pecho, sensación de que le falta aire al respirar;

  • conteo bajo de glóbulos blancos--fiebre, escalofríos, llagas en la boca, llagas en la piel, dolor de garganta, tos, dificultad para respirar; o

  • reacción severa del sistema nervioso--músculos muy tiesos (rígidos), fiebre alta, sudoración, confusión, latidos cardíacos rápidos o desiguales, temblores, sensación de que se puede desmayar.

Efectos secundarios comunes pueden incluir:

  • somnolencia;

  • dolor de cabeza;

  • mareo, sensación de girar,

  • movimientos musculares incontrolables;

  • sentirse inquieto o ansioso;

  • problemas para dormir (insomnio); o

  • mamas agrandadas, periodos menstruales irregulares.

Esta lista no menciona todos los efectos secundarios y puede ser que ocurran otros. Llame a su médico para consejos médicos relacionados a efectos secundarios. Usted puede reportar efectos secundarios llamando al FDA al 1-800-FDA-1088.

¿Qué otras drogas afectarán a haloperidol?

Haloperidol puede causar un problema cardíaco serio. Su riesgo puede ser mayor si también usa ciertas otras medicinas para infecciones, asma, problemas cardíacos, presión arterial alta, depresión, enfermedad mental, el cáncer, la malaria, o el VIH.

Usar haloperidol con otras drogas que le causen somnolencia puede empeorar este efecto. Pregúntele a su médico antes de usar medicamento opioide, una pastilla para dormir, un relajante muscular, o medicina para la ansiedad o convulsiones.

Dígale a su médico todas sus otras medicinas, especialmente:

  • lithium;

  • rifampin;

  • medicinas para el tratamiento de la enfermedad de Parkinson;

  • medicina para convulsiones; o

  • un anticoagulante--warfarin, Coumadin, Jantoven.

Esta lista no está completa. Otras drogas pueden afectar a haloperidol, incluyendo medicinas que se obtienen con o sin receta, vitaminas, y productos herbarios. No todas las interacciones posibles se enumeran aquí.

¿Dónde puedo obtener más información?

  • Su farmacéutico le puede dar más información acerca de haloperidol.
  • Recuerde, mantenga ésta y todas las otras medicinas fuera del alcance de los niños, no comparta nunca sus medicinas con otros, y use este medicamento solo para la condición por la que fue recetada.
  • Se ha hecho todo lo posible para que la información que proviene de Cerner Multum, Inc. ('Multum') sea precisa, actual, y completa, pero no se hace garantía de tal. La información sobre el medicamento incluida aquí puede tener nuevas recomendaciones. La información preparada por Multum se ha creado para uso del profesional de la salud y para el consumidor en los Estados Unidos de Norteamérica (EE.UU.) y por lo cual Multum no certifica que el uso fuera de los EE.UU. sea apropiado, a menos que se mencione específicamente lo cual. La información de Multum sobre drogas no sanciona drogas, ni diagnóstica al paciente o recomienda terapia. La información de Multum sobre drogas sirve como una fuente de información diseñada para la ayuda del profesional de la salud licenciado en el cuidado de sus pacientes y/o para servir al consumidor que reciba este servicio como un suplemento a, y no como sustituto de la competencia, experiencia, conocimiento y opinión del profesional de la salud. La ausencia en éste de una advertencia para una droga o combinación de drogas no debe, de ninguna forma, interpretarse como que la droga o la combinación de drogas sean seguras, efectivas, o apropiadas para cualquier paciente. Multum no se responsabiliza por ningún aspecto del cuidado médico que reciba con la ayuda de la información que proviene de Multum. La información incluida aquí no se ha creado con la intención de cubrir todos los usos posibles, instrucciones, precauciones, advertencias, interacciones con otras drogas, reacciones alérgicas, o efectos secundarios. Si usted tiene alguna pregunta acerca de las drogas que está tomando, consulte con su médico, enfermera, o farmacéutico.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.

Hide