Skip to Content

Hemorragia Nasal En Niños

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué necesito saber acerca de una hemorragia nasal?

Una hemorragia nasal o epistaxis ocurre cuando uno o más de los vasos sanguíneos de la nariz de su niño se revienta. El niño podría presentar un sangrado rojo oscuro o brillante en una o ambas fosas nasales. Una hemorragia nasal puede ser provocada por cualquiera de lo siguiente:

  • Un objeto atorado en la nariz de su niño
  • Trauma porque su niño se hurga la nariz o por un golpe directo a su nariz
  • Frío, aire seco
  • Irritación o inflamación debido a un resfriado, una infección respiratoria o a alergias

¿Cómo se diagnostica una hemorragia nasal?

Es probable que su niño necesite cualquiera de los siguientes:

  • Un examen nasal podría mostrar coágulos de sangre o inflamación. El médico de su niño usará un instrumento que se conoce como espéculo para revisar el interior de su nariz. Esto abre sus fosas nasales cuidadosamente para que el médico pueda ver qué parte de la nariz de su niño está sangrando.
  • Una endoscopia nasal es un examen más profundo del interior de la nariz de su niño. El médico de su niño usa un endoscopio (tubo delgado y flexible con una luz y cámara en el extremo) para ver más dentro de la nariz de su niño.

¿Cuáles son los primeros auxilios que debería realizar para una hemorragia nasal de mi niño?

  • Pídale a su niño que se siente derecho y que se incline hacia adelante. Esto ayudará a evitar que su niño se trague la sangre. Pídale que escupa la sangre y la saliva en un contenedor.
  • Aplique presión en la nariz de su niño. Use 2 dedos para apretar y cerrar su nariz por 10 a 15 minutos. Esto ayudará a detener el sangrado.
  • Aplique hielo sobre el puente nasal de su hijo de 15 a 20 minutos cada hora o como se le indique. El hielo ayuda a disminuir la inflamación y el sangrado. Use un paquete con hielo o ponga hielo triturado en una bolsa de plástico. Cúbrala con una toalla para proteger la piel de su niño.
  • Tapone la nariz de su niño cuidadosamente con un copo de algodón, pañuelos desechables, tampón o un vendaje de gaza para detener el sangrado.

¿Cómo se trata una hemorragia nasal severa?

  • Medicamentos podrían aplicarse a un pedazo pequeño de algodón y colocarse en la nariz de su niño. Los medicamentos también podrían ser rociados o aplicados directamente en la nariz de su niño.
  • La cauterización es cuando se usa un químico o un dispositivo eléctrico para sellar los vasos sanguíneos. Esto podría realizarse para detener la hemorragia o evitar más sangrado. Podría usarse anestesia local.

¿Cómo puedo ayudar a evitar otra hemorragia nasal?

  • Mantenga la nariz de su niño húmeda. Ponga una pequeña cantidad de pomada de petrolato dentro de las fosas nasales de su niño según sea necesario. Use una spray nasal salino (agua con sal). No ponga nada más dentro de la nariz de su niño a menos que su médico lo autorice. No use un lubricante a base de aceite si su niño está teniendo terapia de oxígeno. Podrían ser inflamables.
  • Use un humidificador de vapor frío o un vaporizador para elevar la humedad en su casa. Esto ayudará a que la nariz de su niño esté húmeda.
  • Recuerde a su niño que no se debe hurgar ni sonar la nariz muy fuerte. Mantenga las uñas de su niño cortas para disminuir el trauma por hurgarse la nariz. Recuérdele que trate de no estornudar. Al sonarse la nariz muy fuerte o estornudar podría provocarle que el sangrado comience de nuevo.
  • Pídale a su niño que use el equipo de protección adecuado cuando practique deportes. Esto ayudará a proteger la nariz de su niño del trauma.

¿Cuándo debo buscar atención inmediata?

  • La nariz de su niño todavía sangra después de 20 minutos, incluso después de aplicarle presión.
  • Su hijo tiene dificultad para respirar o hablar.
  • Su hijo tiene una secreción de mal olor saliendo de su nariz.
  • Su niño dice que se siente mareado o débil, o que tiene dificultad para ponerse de pie.

¿Cuándo debo comunicarme con el médico de mi niño?

  • Su hijo tiene fiebre y está vomitando.
  • Su hijo tiene dolor dentro y alrededor de su nariz.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre la condición o el cuidado de su hijo.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su hijo. Infórmese sobre la condición de salud de su niño y cómo puede ser tratada. Discuta opciones de tratamiento con el médico de su hijo, para decidir el cuidado que usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide