Skip to Content
Get key facts and figures about chronic dry eye

Laceración En Niños

CUIDADO AMBULATORIO:

Una laceración

es una herida que se presenta en la piel y en el tejido blando que hay debajo de ella. Las laceraciones ocurren cuando usted recibe un corte o un golpe con algún objeto.

Los síntomas más comunes incluyen los siguientes:

  • Lesión o herida en la piel o tejidos, de cualquier forma y tamaño que se parece a un corte, desgarro o herida de cuchillo
  • Los extremos de la herida pueden estar cerca o separados el uno del otro
  • Dolor, sangrado, moretones o inflamación
  • Adormecimiento alrededor de la herida
  • Falta de movimiento en el área por debajo de la herida

Busque atención médica de inmediato si:

  • Su niño está sangrando mucho o tiene sangrado que no para después de 10 minutos de aplicar presión firme y directa sobre la herida.
  • Se abren los puntos de sutura de la herida del niño.

Consulte con su médico sí:

  • Su hijo tiene fiebre o escalofríos.
  • El dolor de su niño empeora aún después de tomar medicamento para el dolor.
  • La herida de su niño está enrojecida, hinchada y se siente tibia.
  • Su niño tiene drenaje blanco o amarillo saliendo de la herida que tiene mal olor.
  • Su niño tiene rayas rojas en su piel cerca de la herida.
  • El dolor de su niño empeora, aún después del tratamiento.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre la condición o el cuidado de su hijo.

El tratamiento de una laceración

El tratamiento que su niño necesitará depende del tamaño y la profundidad de la laceración, y dónde se encuentra. También depende de si su niño tiene daños en los tejidos más profundos. Es probable que su niño necesite cualquiera de los siguientes:

  • Limpieza de la herida podría ser necesaria para retirar la suciedad o residuos. Esto disminuirá la probabilidad de contraer una infección. El médico de su niño seguramente tendrá que revisar la laceración en busca de objetos extraños. Es posible que le administre un medicamento para adormecer el área y disminuir el dolor. El médico también puede darle un medicamento al niño para ayudarlo a relajarse.
  • Cierre la herida con puntos de sutura, grapas, pegamento de tejido o tiras médicas. Lo anterior le puede ayudar a que la herida cicatrice y a evitar que contraiga una infección. El médico de su niño podría necesitar administrarle un medicamento para adormecer el área y disminuir el dolor. El médico también puede darle un medicamento al niño para ayudarlo a relajarse. Los puntos de sutura pueden disminuir la cantidad de cicatrices en la piel de su niño. Algunas laceraciones podrían sanar mejor sin necesidad de colocar puntos.

  • Medicamento para tratar el dolor o prevenir una infección. Es posible que también le administren a su niño una vacuna contra el tétanos. Las heridas que presentan un alto riesgo de infección por tétanos incluyen las heridas causadas por una mordida o con suciedad. Su niño puede necesitar una vacuna contra el tétanos dentro de las 72 horas de ocurrida la laceración. Informe al médico de su niño si ha recibido una vacuna contra el tétanos o un refuerzo en los últimos 5 años.

Cuide la herida del niño según las indicaciones:

  • La herida de su niño no debe mojarse hasta que su médico lo autorice. No sumerja la herida de su niño en agua. No permita que su niño nade hasta que su médico lo autorice. Lave cuidadosamente el área alrededor de la herida con jabón y agua. Está bien si el jabón y el agua corren ligeramente sobre la herida. Seque el área con palmadas suaves o permita que se seque al aire.
  • Cambie los vendajes de su niño cuando se mojen, estén sucios o después del lavado. Aplique un vendaje limpio según las indicaciones. No se aplique un vendaje elástico ni cinta muy apretada. No aplique talco ni loción en la herida de su niño.
  • Aplique un ungüento antibiótico según las indicaciones. Es probable que le indiquen que aplique un ungüento antibiótico en la herida de su niño si tiene puntos de sutura. En caso de tener cintas o tiras sobre la incisión, permita que se sequen y se caigan solas. En caso que no se caigan en 14 días, retírelas con cuidado. Si su hijo tiene pegamento sobre la herida, no lo retire ni lo levante cuando empiece a sanar y picar.
  • Revise la herida de su niño todos los días para detectar signos de infección, como hinchazón, enrojecimiento o pus.
  • Aplique hielo en la herida de su hijo de 15 a 20 minutos cada hora o como se le indique. Use un paquete de hielo o ponga hielo molido dentro de una bolsa plástica. Cubra el paquete con hielo con una toalla antes de aplicarlo en la herida. El hielo ayuda a evitar daño al tejido y a disminuir la inflamación y el dolor.
  • Haga que su niño use una férula según se le indique. Una férula se puede usar para una laceración sobre las articulaciones o las áreas del cuerpo de su niño que se doblan. Una férula lo inmovilizará y disminuirá la tensión sobre la herida de su niño. Es posible que le sirva para snar más rápidamente. Pregunte al médico de su niño cómo se debe colocar y retirar la férula.
  • Disminuya la cicatrización de la herida de su hijo aplicando un ungüento o pomada según las indicaciones. No aplique pomadas en la herida de su niño hasta que el médico de su niño lo autorice. Es posible que necesite esperar hasta que la herida de su niño sane. Pregunte cuál pomada debe comprar y la frecuencia con que debe usarla. Después de que la herida de su niño sane, use un bloqueador solar sobre el área cuando se encuentre expuesto al sol. Usted debe hacer esto durante al menos 6 meses hasta 1 año después de la lesión de su niño.

Programe una cita con su médico de su niño como se le haya indicado:

Es posible que su niño deba regresar en un lapso de 3 a 14 días para que le quiten los puntos de sutura o las grapas. Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide