Skip to Content

Fractura De Cráneo En Niños

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué es una fractura de cráneo?

Una fractura de cráneo es la ruptura de uno o más huesos en la cabeza de su niño. El cráneo protege el cerebro, los nervios, los vasos sanguíneos, y el oído interno de su niño contra una lesión.

¿Qué causa una fractura de cráneo?

Una fractura de cráneo generalmente es causada por una lesión a la cabeza. Las fracturas de cráneo comúnmente ocurren con cualquiera de los siguientes:

  • Un golpe en la cabeza con un objeto
  • Caídas
  • Accidentes automovilísticos
  • Deportes y otras actividades

¿Cuáles son los signos y síntomas de una fractura de cráneo?

Los signos y síntomas dependen de la causa de la fractura de cráneo de su niño. La cabeza de su niño puede parecer deforme. Él puede tener dolores de cabeza, mareos, dolor en la mandíbula, malestar estomacal o vómito. Los bebés podrían tener la mollera abultada (parte blanda). Es posible que su hijo también presente cualquiera de los siguientes:

  • Un bulto o inflamación en la cabeza
  • Sangre o un líquido claro que sale de su nariz, o de uno o ambos oídos
  • Visión borrosa o doble
  • Moretones detrás de las orejas o alrededor de los ojos
  • Mayor somnolencia o confusión

¿Cómo se diagnostica una fractura de cráneo?

  • Los signos neurológicos, se utilizan para comprobar el funcionamiento del cerebro. Durante la revisión neurológica, un médico examinará cómo reaccionan las pupilas de su niño a la luz. El podría revisar la memoria de su niño y qué tan alerta se encuentra. La forma que responde su niño a esta revisión neurológica podría indicar a los médicos si su enfermedad o lesión ha afectado su cerebro. Cómo responde su niño a los controles neurológicos puede mostrar si su lesión ha afectado a su cerebro.
  • Se pueden hacer radiografías se pueden usar para comprobar si hay huesos rotos e inflamación de los tejidos.
  • Una tomografía computarizada o una imagen por resonancia magnética (IRM) para revisar el cráneo, el tejido cerebral y vasos sanguíneos de su niño. A su hijo se le podría administrar un tinte para ayudar a que su cráneo se vea mejor en las imágenes. Informe al médico si su niño alguna vez ha tenido una reacción alérgica al líquido de contraste. No entre a la sala donde se realiza la resonancia magnética con algo de metal. El metal puede causar lesiones serias. Informe a su médico si su niño tiene algún metal dentro o sobre su cuerpo.
  • Se realizara una prueba del líquido cefalorraquídeo nasal (LCR) se realiza para comprobar si hay fuga de líquido cefalorraquídeo causada por una fractura de cráneo. Se utiliza una tira de prueba para recoger el líquido de la nariz de su niño. La tira mostrará si el líquido es líquido cefalorraquídeo, o secreción nasal normal.

¿Cómo se trata una fractura de cráneo?

El tratamiento depende de el tipo de fractura que su niño tenga. Es probable que su niño necesite cualquiera de los siguientes:

  • Medicamentos:
    • Los analgésicos podrían ser administrados. Pregunte con qué frecuencia su niño debe recibir el medicamento y la cantidad que necesita. Fíjese si el niño presenta signos de estar dolorido.
    • Diuréticos para disminuir la presión del líquido en la cabeza de su niño.
    • Los medicamentos anticonvulsivos se administra si su niño tiene convulsiones.
    • Antibióticos para ayudar a evitar o tratar una infección causada por una bacteria. Su niño puede necesitar antibióticos si la herida en la cabeza causó una herida abierta.
  • Es posible que deba usar un collarín ortopédico es posible que lo deba usar para evitar que su niño mueva la cabeza y el cuello.
  • Irrigación y desbridamiento se hacen cuando existe una herida abierta en la cabeza. Esto ayuda a limpiar y remover objetos, suciedad o tejido dañado del área de la fractura.
  • Cirugía para corregir el daño al cráneo de su niño y el tejido circundante.

¿Que debo hacer si mi niño tiene un trauma en la cabeza?

  • Revise si su niño respira o tiene pulso. De ser necesario inicie reanimación cardiopulmonar (RCP) . Pídale a alguien que llame al 911 o a un hospital para recibir asistencia.
  • No mueva a su niño hasta que haya ayuda médica. Si su niño está vomitando, voltéelo en su costado sosteniendo ambos lados de la cabeza y los hombros, mientras lo mueve. No permita que su cabeza ni su cuello se doblen, tuerzan o giren.
  • No ponga nada en la boca de su niño.
  • No toque nada que este saliendo de su cabeza.
  • Aplique presión directa a la cabeza de su niño si está sangrando. Coloque otro paño encima del primer paño si se empapa de sangre.
  • Si su niño tiene una convulsión, permanezca con él hasta que termine la convulsión. Después de la convulsión, ruédelo sobre su costado. No mueva a su hijo mientras esté teniendo una convulsión.

¿Cómo puedo evitar una fractura de cráneo?

  • Siempre asegure firmemente a su niño en un asiento de seguridad en el asiento trasero de su auto.
  • No deje a su niño solo en ningún mueble como una cama o sillón. Colóquelo en una cuna o corral, si usted necesita dejarlo desatendido.
  • No permita que su niño salte en una alberca poco profunda o en agua donde la profundidad sea desconocida.
  • Asegúrese de que su niño usa el equipo protector apropiado cuando juega deportes. El equipo incluye muñequeras, casco, rodilleras y un guarda bucal que cumpla con las normas de seguridad.

¿Cuándo debo comunicarme con el médico de mi niño?

  • Su hijo tiene fiebre .
  • El dolor de cabeza de su niño empeora incluso después de darle medicamentos para el dolor.
  • Su hijo está vomitando.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes relacionadas con la lesión, el tratamiento o el cuidado de su niño.

¿Cuándo debo buscar atención inmediata o llamar al 911?

  • Su niño parece estar confundido o más molesto, inquieto o soñoliento que de costumbre.
  • Su hijo tiene sangre o líquido que sale de uno o ambos oídos.
  • Su hijo no oye bien, tiene mala pronunciación, o tiene visión borrosa.
  • Su hijo sufre una convulsión.
  • Su hijo tiene debilidad en un lado del cuerpo o problemas de equilibrio.
  • Una de las pupilas de su niño es más grande que la otra.
  • Su hijo se marea y se queda sin aliento repentinamente.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su hijo. Infórmese sobre la condición de salud de su niño y cómo puede ser tratada. Discuta opciones de tratamiento con el médico de su hijo, para decidir el cuidado que usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide