Skip to Content

Síndrome Compartimental

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué es el síndrome compartimental?

El síndrome compartimental ocurre cuando la inflamación o el sangrado aumentan la presión inter e intramuscular. Esto impide que la sangre fluya al área y causa daños en el músculo y el nervio. El síndrome compartimental ocurre normalmente en un brazo o una pierna. Los síntomas pueden empezar de repente y empeorar rápidamente. Sin tratamiento inmediato, el daño puede volverse severo y permanente.

¿Qué aumenta mi riesgo de tener el síndrome compartimental?

  • Presión directa, como la ejercida por un vendaje o yeso demasiado apretado
  • Una lesión que provoca inflamación o sangrado, como huesos fracturados, quemaduras, lesines por aplastamiento o reacciones alérgicas
  • Ciertos medicamentos que aumentan su riesgo de presentar sangrado o acumulación de presión
  • Medicamentos o fármacos IV que se inyectan en las venas
  • Una cirugía a raíz de la cual usted debió tener la pierna elevada por sobre el nivel del corazón por un tiempo prolongado

¿Cuáles son los signos y síntomas del síndrome compartimental?

  • Dolor intenso que parece ser peor de lo que usted esperaría en virtud de la lesión, o que no mejora con los medicamentos para el dolor (analgésicos)
  • Dolor que aumenta cuando tiene el área en reposo o estira o flexiona el área
  • Inflamación, tensión o endurecimiento de la piel en el área que sufrió la lesión.
  • Piel pálida o brillante cerca de la lesión
  • Debilidad de los músculos del área o dificultad para mover la pierna o el brazo lesionado
  • Entumecimiento, hormigueo o ardor en el área

¿Cómo se diagnostica y trata el síndrome compartimental?

El médico examinará el área donde usted tiene dolor. El médico también podría medir la presión en esta área. Es posible que deban aflojarle o quitarle un yeso o una venda. Esto ayudará a disminuir la presión en los músculos. Es posible que también necesite alguno de los siguientes tratamientos:

  • Un medicamento con receta para el dolor podrían ser administrados. Pregunte al médico cómo debe tomar este medicamento de forma segura. Algunos medicamentos recetados para el dolor contienen acetaminofén. No tome otros medicamentos que contengan acetaminofén sin consultarlo con su médico. Demasiado acetaminofeno puede causar daño al hígado. Los medicamentos recetados para el dolor podrían causar estreñimiento. Pregunte a su médico como prevenir o tratar estreñimiento.
  • La terapia de oxígeno hiperbárico se usa para que su cuerpo obtenga más oxígeno. El oxígeno es aplicado bajo presión para ayudar a que entre en sus tejidos y su sangre. Es posible que necesite esta terapia más de una vez.
  • Cirugía puede ser necesaria para reducir el dolor, la presión y la inflamación.

¿Qué puedo hacer para prevenir el síndrome compartimental?

  • Eleve el brazo o la pierna después de una lesión. Eleve el brazo o pierna al nivel del corazón tanto tiempo como se le indique. Esto va a disminuir inflamación y el dolor. No eleve el brazo o pierna mas alto que el nivel del corazón. Apóyelos en almohadas o sábanas para mantenerlos elevados.
  • Revise que el ajuste sea apropiado: Asegúrese de que la abrazadera o el vendaje que le colocan después de una lesión no esté demasiado apretado. Usted debería poder meter 2 dedos entre el vendaje o la abrazadera y la piel.

¿Cuándo debo buscar atención inmediata?

  • Tiene mas dolor que no desaparece o que empeora, aún después de tomar el medicamento.
  • El brazo o la pierna con la lesión se pone azul o blanco y se sienten fríos y entumecidos.
  • La sangre escurre a través del vendaje o yeso.
  • La herida drena pus o huele mal.

¿Cuándo debo comunicarme con mi médico?

  • Usted tiene fiebre.
  • Tiene mas inflamación de la que tenía antes de que le colocaran el yeso, la abrazadera o el vendaje.
  • Usted tiene comezón, inflamación o sarpullido en la piel.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de ayudar a planear su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado que usted desea recibir. Usted siempre tiene el derecho de rechazar el tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide