Skip to Content
Are you living with NSCLC? Learn your prognosis here >>

Neumonía

LO QUE NECESITA SABER:

La neumonía es una infección en sus pulmones causado por bacteria, hongos o virus. Usted puede contagiarse al entrar en contacto con una persona enferma. Puede contraer pulmonía si recientemente se sometió a una cirugía o necesitó un respirador para ayudarlo a respirar. La neumonía también puede ser causada al inhalar accidentalmente saliva o pequeños trozos de comida. La neumonía puede causar síntomas leves o puede ser severa y de peligro mortal.

MIENTRAS USTED ESTÁ AQUÍ:

Medicamentos:

  • Antibióticos para tratar una infección bacteriana.
  • El acetaminofén se pueden administrar para disminuir el dolor.

Exámenes:

  • La oximetría de pulso mide la cantidad de oxígeno en su sangre.
  • Exámenes de sangre y orina pueden mostrar signos de infección o de la bacteria que está causando su neumonía. También los exámenes de sangre pueden mostrar la cantidad de oxígeno que hay en su sangre.
  • Una radiografía de pecho o una tomografía computarizada o CT escán puede mostrar signos de una infección en sus pulmones.
  • Una muestra de mucosidad se colecta y analiza para la presencia de gérmenes que estén causando su enfermedad. Le sirve a su médico para escoger el mejor medicamento para tratar la infección.

Tratamientos:

  • Las técnicas para despejar las vías aéreas son ejercicios que ayudan a aflojar la mucosidad para que pueda respirar mejor. Su médico le enseñará cómo hacer los ejercicios. Estos ejercicios pueden usarse junto con aparatos o dispositivos que ayudan a disminuir sus síntomas.
  • El soporte respiratorio se administra para ayudar con la respiración. Es posible que reciba oxígeno para aumentar el nivel de oxígeno en su sangre. También podría necesitar una máquina que lo ayude a respirar.

RIESGOS:

La neumonía aumenta su riesgo de presentar problemas respiratorios. La infección se puede propagar a otras partes de su cuerpo. Se puede acumular pus o líquido en exceso en el cavidad alrededor de sus pulmones o sus pulmones pueden sufrir un daño grave. Es posible que no reciba suficiente oxígeno si sus pulmones están hinchados o dañados. Los niveles bajos de oxígeno pueden perjudicar otros órganos como los riñones, el corazón y el cerebro.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de ayudar a planear su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado que usted desea recibir. Usted siempre tiene el derecho de rechazar el tratamiento.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide