Skip to Content

Gripe H1n1 En Niños

INFORMACIÓN GENERAL:

¿Qué es la gripe H1N1?

La gripe o influenza H1N1 (gripe porcina) es una infección provocada por un virus. La gripe H1N1 se contagia fácilmente cuando una persona infectada tose, estornuda o tiene contacto cercano con otras personas. Su hijo podría propagar el virus H1N1 a otras personas durante 1 semana o más después de que aparezcan los primeros signos o síntomas.

¿Cuáles son los signos y síntomas de la gripe H1N1?

Es más probable que los niños menores de 5 años presenten síntomas graves. Los niños con enfermedad cardíaca o pulmonar o un sistema inmune debilitado también son más propensos a tener síntomas graves. Los siguientes son algunos signos y síntomas:

  • Fiebre y escalofríos
  • Dolor de cabeza, dolor en el cuerpo, en los oídos y en los músculos o articulaciones
  • Tos seca, congestión o flujo nasal y dolor de garganta
  • Pérdida del apetito, náuseas, vómitos o diarrea
  • Cansancio
  • Respiración acelerada, dificultad para respirar o dolor en el pecho

¿Cómo se diagnostica la gripe H1N1?

El proveedor de salud de su hijo le hará un examen médico. Infórmele si su hijo tiene problemas de salud, como epilepsia o asma. Infórmele si su hijo ha estado con personas enfermas o si ha viajado en forma reciente. Tomarán una muestra de líquido de la nariz o la garganta del niño para comprobar si tiene el virus de la gripe H1N1.

¿Como se trata la gripe H1N1?

La mayoría de los niños saludables se mejoran dentro de una semana. Es posible que su hijo necesite algunos de los siguientes medicamentos:

  • El acetaminofén alivia el dolor y baja la fiebre. Se puede obtener sin receta médica. Consulte qué dosis y con qué frecuencia debe administrar este medicamento a su hijo. Siga las indicaciones. El acetaminofén puede dañar el hígado si no se toma de la manera indicada.
  • Los AINEs , como el ibuprofeno, ayudan a reducir inflamación y dolor o fiebre. Este medicamento está disponible con o sin una receta médica. Los AINEs podrían causar sangrado estomacal o problemas en los riñones en ciertas personas. Si su niño está tomando un anticoágulante, siempre pregunte si los AINEs son seguros para él. Antes de usar el medicamento, lea siempre la etiqueta de información y siga sus indicaciones. No administre éstos medicamentos a niños menores de 6 meses de edad sin el consentimiento de su médico.
  • Los antivirales contribuyen a combatir las infecciones causadas por un virus.

¿Cómo puedo controlar los síntomas de mi hijo?

  • Ayude a su hijo a descansar y dormir tanto como sea posible a medida que se recupera.
  • Dé líquidos a su hijo según le indiquen para evitar que se deshidrate. Es posible que deba tomar más líquido que de costumbre. Pregunte al proveedor de salud de su hijo qué cantidad de líquido debe tomar el niño a diario. El agua, jugo de fruta y caldo son buenas opciones.
  • Use un humidificador de vapor frío para aumentar la humedad en el ambiente de su hogar. Esto podría ayudar al niño a respirar y aliviar su tos.

¿Cómo puedo ayudar a evitar la propagación de la gripe H1N1?

  • Indique a su hijo que se lave las manos con frecuencia. Use agua y jabón. Anímelo a lavarse las manos después de usar el baño, toser o estornudar. Use un gel desinfectante si no tiene agua y jabón. Enséñele a no tocarse los ojos, la nariz ni la boca, a menos que se haya lavado las manos primero.
    Handwashing
  • Enseñe a su hijo a cubrirse la boca cuando estornude o tosa. Enséñele a toser en un pañuelo desechable o el interior del codo.
  • Limpie los artículos que se comparten con una solución desinfectante. Limpie la superficie de las mesas, las perillas de las puertas y los interruptores de la luz. No comparta las toallas, los cubiertos ni platos con las personas que están enfermas. Lave las sábanas, toallas, cubiertos y vajilla con agua y jabón.
  • Use un tapabocas para cubrirse la boca y la nariz cuando esté con su hijo enfermo.
  • Mantenga a su niño en casa si está enfermo. Evite en la mayor medida de lo posible que el niño entre en contacto con otras personas mientras se recupera.
  • La vacuna contra la gripe ayuda a prevenir influenza (gripe). Toda persona mayor de 6 meses de edad debería recibir una vacuna contra la gripe anualmente. Reciba la vacuna tan pronto esté disponible, usualmente durante los meses de octubre o noviembre.

Llame al 911 para cualquiera de lo siguiente:

  • Su hijo respira muy rápido, tiene dificultad para respirar o dolor en el pecho.
  • Su hijo tiene convulsiones.
  • Su hijo no quiere que usted lo abrace, no reacciona o no se despierta.

¿Cuándo debo buscar atención médica de inmediato?

  • Su hijo tiene fiebre y un salpullido.
  • La piel de su hijo se pone de color azulado o gris.
  • Los síntomas de su hijo mejoran, pero luego tiene una recaída con fiebre o su tos empeora.
  • Su hijo no toma líquido, no orina o no se le caen lágrimas cuando llora.
  • Su hijo tiene dificultad para respirar, tos y vómitos con sangre.

¿Cuándo debo comunicarme con el proveedor de salud de mi hijo?

  • Los síntomas de su hijo empeoran.
  • Su hijo presenta nuevos síntomas, como dolor muscular o debilidad.
  • Usted tiene alguna pregunta o inquietud acerca de la condición o cuidado de su hijo.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su niño. Informarse acerca del estado de salud del niño y sobre la forma como puede tratarse. Discuta con los médicos de su niño las opciones de tratamiento para decidir el cuidado que se usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2015 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide