Skip to Content

Síncope En Niños

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué es el síncope?

El síncope, también conocido como desmayo, es una pérdida repentina de consciencia a causa de una disminución de flujo de sangre y oxígeno al cerebro.

¿Cuáles son las causas del síncope?

  • Reacción de reflejos: Esta es la causa más común del síncope en los niños. El síncope puede ocurrir cuando su niño tose, estornuda, se esfuerza en una evacuación intestinal, u orina. También puede ocurrir cuando él se enfrenta a una situación estresante o aterradora.
  • Cambios en la posición del cuerpo: Cambios en la posición pude causar un bajón súbito en la presión arterial de su niño. Un ejemplo es cuando su niño se pone de pie súbitamente.
  • Problemas cardiovasculares: Insuficiencia cardíaca o problemas con los vasos sanguíneos del cerebro pueden disminuir el flujo de sangre al cerebro.

¿Cuáles son los signos y síntomas de un síncope?

  • Pérdida del conocimiento
  • Piel fría, húmeda o sudada
  • Respiración acelerada y un ritmo cardíaco acelerado, fuerte
  • Náuseas o vómito
  • Desvanecimiento, mareos o un dolor de cabeza
  • Fatiga y debilidad

¿Cómo se diagnostica el síncope?

El médico de su niño le preguntará acerca de los síntomas de su niño y cuándo comenzaron. Él puede que le pregunte qué provoca el síncope de su niño. Su niño puede necesitar cualquiera de las siguientes pruebas:

  • Análisis de sangre: Su niño puede que necesite que le tomen sangre para ayudar a buscar la causa de su síncope.
  • ECG: Esta prueba graba un corto periodo de actividad eléctrica del corazón de su niño. Un ECG se realiza para determinar si existen daños o problemas en su corazón.
  • EEG: Este examen también recibe el nombre de electroencefalograma. Se colocan varios parches (electrodos) o botones llanos metálicos en la cabeza de su niño. Cada uno de los parches tiene un cable que se conecta a una máquina. Esta máquina imprime en un papel los trazos que produce la actividad de las ondas cerebrales en las diferentes partes del cerebro de su niño. Los médicos observan estos trazos para ver la forma como el cerebro de su niño está funcionando.
  • Un ecocardiograma es un tipo de ultrasonido. Se usan ondas sonoras para mostrar la estructura y funcionamiento del corazón de su niño.
  • Prueba de mesa basculante: Si su niño está teniendo problemas con desmayos, puede que él necesite la prueba de mesa basculante. Esta prueba revisa la presión arterial de su niño cuando él cambia de posición.

¿Cómo se trata el síncope?

Su hijo no va a necesitar medicamento u otros tratamientos para su síncope. Los síntomas van a desaparecer por sí mismos cuando el flujo de sangre regrese a su estado normal. Es posible que necesite los siguientes medicamentos para prevenir que el síncope suceda nuevamente:

  • Medicamentos para la presión arterial: Estos pueden ayudar el corazón de su niño a bombear fuerte y regularmente.
  • Medicamentos esteroideos: Este medicamento ayuda el balance de fluidos y sales corporales de su niño. Esto lo ayudará a prevenir que su presión arterial baje demasiado y cause un síncope.

¿Cómo puedo ayudar a mi niño a prevenir un síncope?

  • Siéntese o acuéstese rápidamente: Haga que su niño se siente y se doble para que coloque la cabeza entre sus propias rodillas o que se acueste si se siente desvanecido o mareado. Esto ayudará a aumentar el flujo de sangre a su corazón y cerebro.
  • Cambie de posición cuidadosamente: Acuérdele a su niño a cambiar de posiciones lentamente. Enséñele a tomar respiraciones profundas antes de sentarse o ponerse de pie. Él puede que necesite mover sus piernas frecuentemente si él se sienta o está de pie por largos periodos de tiempo.
  • Anímelo a que tome líquidos: Anime a su niño a tomar líquidos durante el día para ayudar a que la presión arterial suba. Pregúntele al médico de su niño cuánto líquido necesita tomar cada día. Él puede que necesite 8 a 10 tazas (de 8 onzas o 237 ml cada una) de líquido diariamente. Pregunte qué líquidos son más adecuados para su niño.
  • Evite los desencadenantes: Conozca qué causa el síncope en su niño y colabore con él para evitarlos.

¿Cuáles son los riesgos de síncope en los niños?

Un síncope es una señal de alerta que indica que su niño tiene otros problemas de salud. El síncope causado por problemas cardíacos o cerebrales frecuentemente son graves y pueden amenazar la vida.

¿Cuándo debo comunicarme con el médico de mi niño?

  • Su hijo se vuelve a desmayar.
  • Su hijo se queja de dolor de cabeza, tiene un ritmo cardíaco acelerado, o se siente demasiado mareado para ponerse de pie.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre la condición o el cuidado de su hijo.

¿Cuándo debo buscar atención inmediata o llamar al 911?

  • Su hijo pierde la consciencia y no se despierta.
  • Su hijo sufre una convulsión.
  • Su hijo se queja de dolor en el pecho y tiene dificultad para respirar.
  • Su hijo se desmaya, se pega en la cabeza, y está sangrando.
  • Su hijo se desmaya cuando hace ejercicios.
  • Su hijo se desmaya más de una vez.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su hijo. Infórmese sobre la condición de salud de su niño y cómo puede ser tratada. Discuta opciones de tratamiento con el médico de su hijo, para decidir el cuidado que usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide