Skip to Content

Quemaduras Eléctricas En Niños

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué son las quemaduras eléctricas?

Las quemaduras eléctricas son lesiones causadas por una corriente eléctrica. La corriente eléctrica pasa a través del cuerpo de su niño y daña los tejido u órganos. Una corriente eléctrica puede también brincar de una fuente de electricidad a el cuerpo de su niño y quemarlo.

¿Cuáles son las causas de las quemaduras eléctricas?

Las quemaduras eléctricas son provocadas cuando está en contacto con una corriente eléctrica que proviene de una fuente de electricidad. Las fuentes de electricidad incluyen baterías, enseres eléctricos, enchufes eléctricos, y líneas eléctricas. Un relámpago también puede causar quemaduras eléctricas. Un relámpago puede caerle directamente a su niño o lo puede alcanzar al viajar a través de la tubería, un alambrado o la tierra.

¿Cuáles son los signos y síntomas de quemaduras eléctricas en los niños?

Los signos y síntomas de su niño dependerán en dónde y cuán seriamente fue quemado. Los síntomas podrían ocurrir inmediatamente o aparecer después de unos meses.

  • Quemaduras u otras lesiones en su piel
  • Ritmo cardíaco acelerado o anormal
  • Debilidad, rigidez o dolor muscular
  • Orina color rojo o negro rojizo
  • Problemas de movimiento o mantener su balance
  • Dolor de cabeza, mareos o problemas con su memoria
  • Problemas para pensar o mantenerse despierto
  • Convulsiones
  • Dificultad para respirar
  • Inflamación, sangrado o daño en la boca

¿Cómo se diagnostican las quemaduras eléctricas en los niños?

El médico de su niño le preguntará acerca de los síntomas de su niño y cuándo comenzaron. Él le preguntará cómo su niño fue quemado y lo examinará. Él puede que le pregunte si su niño ha tenido otras condiciones médicas o examinará su memoria. Él puede que le pida a su niño que haga ciertos movimientos para examinar sus coyunturas. Puede que se le administre a su niño un tinte antes de algunas de las siguientes pruebas para ayudar a que las imágenes se vean mejor. Informe s los médicos si su niño es alérgico al yodo o a los mariscos. Es posible que también sea alérgico al tinte.

  • Exámenes de sangre y de orina: Su niño podría necesitar pruebas de sangre u orina para revisar el daño a sus músculos, corazón u otros órganos.
  • ECG: Este también se conoce como EKG. Un ECG se realiza para revisar daños o problemas en el corazón de su niño. Un corto período de actividad eléctrica en su corazón es grabada.
  • Tomografía computarizada: Este examen también se conoce como escán TAC. Un rayos-X utiliza una computadora para tomar imágenes del cerebro de su niño. El médico puede que realice esta prueba para revisar si tiene signos de lesiones cerebrales.
  • Imágenes por resonancia magnética (IRM): Este escán utiliza imanes fuertes y una computadora para tomar imágenes de la cabeza de su niño u otras partes corporales. Un IRM puede ser utilizado para mirar el cerebro, músculos, coyunturas, huesos, o vasos sanguíneos de su niño. No permita que su niño entre a la sala de la resonancia magnética con metales. El metal puede causar lesiones serias. Informe a los médicos si su niño tiene algún metal dentro o sobre su cuerpo.
  • Gammagrafía: La gamagrafía puede ayudar al médico de su niño a encontrar tejido muerto en el cuerpo de su niño y decidir cuánto debe de ser extraído.
  • Signos neurológicos: Los médicos examinarán cómo las pupilas de su niño reaccionan a la luz. Es posible que examinen su memoria y su facilidad para despertarse. La forma que responde su niño a esta revisión neurológica podría indicar a los médicos si su enfermedad o lesión ha afectado su cerebro. La manera en que su niño responde a esta prueba sirve para que los médicos sepan si la lesión afectó el cerebro de su niño.

¿Cómo se tratan las quemaduras eléctricas en los niños?

  • Medicamentos:
    • Ungüentos: Estos medicamentos previenen infección y ayuda al cuerpo de su niño a sanar. El ungüento puede ser aplicado a la piel de su niño o puede ser parte del vendaje.
    • Analgésicos: Su niño puede que necesite medicamento para quitar o disminuir el dolor. Sepa cuando su niño necesita recibir su medicamento y la cantidad. Fíjese si el niño presenta signos de estar dolorido. Informe a los médicos si continua o empeora su dolor. Para prevenir caídas, manténgase con su niño para que lo pueda ayudar a levantarse de la cama.
    • Vacuna antitetánica: Éste es un medicamento para evitar a que su niño contraiga el tétano (quijada rígida). Su niño debe recibir una vacuna contra el tétano si no le han aplicado una en los últimos 5 a 10 años. El brazo de su niño puede enrojecerse, hincharse y doler con esta vacuna. Consulte con el médico de su niño para obtener más información sobre la protección contra el tétano.
  • Cirugía:
    • Desbridamiento: Los médicos remueven el tejido dañado del cuerpo de su niño para prevenir infecciones, reducir la inflamación y mejorar la sanación.
    • Injertos y colgajos cutáneos: Los médicos cubren o sustituyen la piel quemada con piel sana. Los injertos pueden ayudar a cerrar las heridas de su niño, prevenir infección, y disminuir las cicatrices. Una cirugía de colgajo de piel se realiza para reparar heridas grandes que no se pueden cubrir con un injerto de piel. Un colgajo de piel es piel y tejido que se estira para cubrir el área de la herida. Los colgados de piel pueden mejorar la apariencia de la piel de su niño.
    • Escarotomía: Los médicos hacen una incisión en el tejido muerto y adentro de la capa de grasa que se encuentra abajo. Esta cirugía ayuda a aliviar la presión causada por inflamación y mejora el flujo de sangre.
    • Fasciotomía: Los médicos liberan la presión causada por los músculos hinchados por la quemadura y evitan un mayor daño a los nervios, órganos o tejidos de su niño.

¿Qué otros tipos de terapias podría necesitar mi niño?

  • Prendas de ropa de presión: Las prendas de ropa de presión ayudan a evitar que se formen cicatrices gruesas. Su niño puede necesitar usar una prenda de ropa la mayor parte del día. Prendas de ropa de presión están hechas a la medida para que sean ajustadas a su niño. Consulte con el médico de su niño para obtener más información sobre las prendas de ropa de presión.
  • Cuidado de la herida: Las quemaduras de su niño serán cubiertas con un vendaje para mantenerlas húmedas y limpias. Usted puede lavar la quemadura con jabón y agua. Pregunte qué frecuentemente usted debe de limpiar la herida de su niño y cambiar su vendaje.
  • Fisioterapia: Los músculos y coyunturas de su niño puede que no funcionen bien después de una quemadura eléctrica. Él puede necesitar visitar a un fisioterapeuta que le enseñe ejercicios que mejorarán el movimiento y disminuirá el dolor. La fisioterapia también puede ayudar al niño a mejorar la fuerza y a diminuir el riesgo de pérdida de función. Su niño puede que necesite a usar férulas o yesos para ayudar a prevenir que se encojan sus músculos. Esto también puede ayudar a prevenir que sus coyunturas y huesos sufran deformación.
  • Terapia de masaje: Un terapeuta de masaje puede ayudar a que su niño sienta menos dolor. Las terapias de masaje también pueden ayudar a prevenir la formación de cicatrices gruesas.
  • Terapia del lenguaje: Un terapeuta del lenguaje puede trabajar con su niño para ayudarlo a hablar si él ha tenido una quemadura eléctrica en la boca.

¿Cuáles son los riesgos de quemaduras eléctricas en los niños?

Los cambios de vendajes pueden ser muy dolorosos. La cirugía para extraer el tejido muerto puede causar infección y poner a su niño en riesgo de una hemorragia. Las cicatrices de su niño pueden picar o ponerse gruesas y levantadas. Si su niño tuvo un injerto de piel, la herida puede que no sane completamente o puede ser infectada. Sin tratamiento, la quemadura en la piel de su niño puede infectarse y puede que él tenga aumento de dolor.

¿Cómo puedo prevenir quemaduras eléctricas en mi hogar?

  • Cubra todos los enchufes eléctricos en su hogar que no están utilizados.
  • Nunca permita que su niño toque, muerda o chupe alambres.
  • Cubra o repare alambres expuestos. Reemplace cuerdas eléctricas que están dañadas. No utilice cuerdas de extensión.
  • Utilice cordones de seguridad, tal como cortacircuitos o interruptores de falla.
  • Mantenga máquinas eléctricas fuera del alcance de su niño.
  • Apague y desenchufe máquinas eléctricas cuando no están en uso. No utilice máquinas eléctricas cerca de agua.
  • Supervise a su niño cuando él esté jugando con juguetes eléctricos.
  • No permita que su niño juegue con un juguete eléctrico que no tiene el sello de seguridad de Underwriter´s Laboratory (UL). No permita que su niño juegue con juguetes eléctricos dañados.

¿Qué medidas de seguridad le puedo enseñar a mi niño?

  • Nunca tocar o poner nada dentro de un enchufe eléctrico.
  • Nunca tocar una máquina eléctrica sin su permiso.
  • Nunca tocar un calentador de agua o un radiador (calentador de habitación).
  • Nunca tocar cualquier cosa que utiliza electricidad, incluyendo computadores, teléfonos y radios, durante una tormenta.

¿Cuándo debo comunicarme con el médico de mi niño?

  • Su hijo está mareado o débil.
  • Su hijo tiene problemas para moverse o mantener su equilibrio.
  • Su hijo tiene entumecimiento en las articulaciones o dolor muscular.
  • Su hijo tiene hinchazón, hemorragia o daño en su boca.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre la condición o el cuidado de su hijo.

¿Cuándo debo buscar atención inmediata o llamar al 911?

  • Su hijo tiene dificultad para respirar
  • Su hijo tiene dificultad para pensar o permanecer despierto.
  • Su hijo se desmayó.
  • Su hijo sufre una convulsión.
  • Su niño repentinamente tiene dificultad para ver u oír.
  • Su hijo tiene orina rojiza o rojiza-negra.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su hijo. Infórmese sobre la condición de salud de su niño y cómo puede ser tratada. Discuta opciones de tratamiento con el médico de su hijo, para decidir el cuidado que usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide