Skip to Content

Queilectomía

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué necesito saber sobre una queilectomía?

Una queilectomía es una cirugía para retirar un reborde óseo (espolón) de la articulación del dedo gordo del pie donde la base del dedo se encuentra con su pie. Una queilectomía puede disminuir la rigidez y el dolor del dedo gordo al igual que mejora el movimiento.

¿Cómo me preparo para una queilectomía?

Su médico le explicará cómo debe prepararse para la cirugía. Le puede indicar que no consuma ningún alimento ni bebida después de la media noche del día de su cirugía. También le indicará cuáles medicamentos tomar o no tomar el día de su cirugía. Informe al proveedor salud si usted o un familiar han sufrido de la formación de un trombo o coágulo de sangre.

¿Qué sucederá durante una queilectomía?

Es posible que le den anestesia local para adormecer el área de la cirugía y un medicamento para mantenerlo relajado. Con la anestesia local, usted todavía podría sentir presión o molestia durante el procedimiento, pero no debería sentir dolor. Es posible que en cambio le administren anestesia general para mantenerlo dormido y sin dolor durante la cirugía. El cirujano realizará una incisión sobre la unión de la articulación del dedo con su pie. El cirujano le retirará el espolón óseo de su dedo. También puede limpiar su articulación. La incisión se cerrará con sutura de puntos o sutura adhesiva esterilizada y se cubrirá con un vendaje.

¿Qué sucederá después de una queilectomía?

Usted empezará a notar mejoría después de 6 semanas. Usted puede tener inflamación hasta por 3 meses después de la cirugía. La mejoría de sus síntomas puede durar hasta 12 meses.

¿Cuáles son los riesgos de una queilectomía?

Usted podría sangrar más de lo esperado o contraer una infección. Su cicatriz puede causarle irritación o incomodidad. Puede presentar entumecimiento o cosquilleo en el lugar de la cirugía. Las molestias se pueden volver permanentes. Su herida puede demorarse más en cicatrizar si usted tiene mala circulación a sus extremidades. Usted puede seguir teniendo dolor y rigidez después de la queilectomía. En caso que ésto suceda, es posible que necesite una fusión ósea. Se le podría formar un coágulo sanguíneo en el brazo o la pierna. Esto podría poner en peligro su vida.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de ayudar a planear su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado que usted desea recibir. Usted siempre tiene el derecho de rechazar el tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide