Skip to Content

Fiebre Del Valle

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué es la fiebre del valle?

La fiebre del valle, o coccidioidomicosis, es una infección causada por un hongo. Usted puede contraer la infección por la inhalación de las esporas del hongo. Los hongos se encuentran en la tierra y el polvo en zonas de los Estados Unidos, México y Sudamérica. En los Estados Unidos, la mayoría de los casos de fiebre del valle ocurren en California,Texas, Arizona y Nuevo México.

¿Cuáles son los signos y síntomas de la fiebre del valle?

Es posible que desarrolle los siguientes síntomas similares a un resfriado entre 1 y 4 semanas después de inhalar el hongo:

  • Tos o dificultad para respirar
  • Fiebre, escalofríos, o sudoración nocturna
  • Dolor en el pecho, las articulaciones o los músculos
  • Cansancio o dolor de cabeza
  • Un sarpullido
  • Las piernas adoloridas, inflamadas o con protuberancias rojas
  • Pérdida del apetito o de peso

¿Cómo se diagnostica la fiebre del valle?

Su médico le preguntará acerca de sus síntomas y lo examinará. Dígale si ha viajado recientemente o si trabajas en las afueras. Es posible que usted necesite hacerse alguno de los siguientes estudios:

  • Los análisis de sangre: pueden mostrar el hongo que causa la fiebre del valle.
  • Una muestra de la garganta o el interior de la nariz pueden necesitarse. También le pueden solicitar que escupa mucosidad en un recipiente. Un hisopo de algodón puede utilizarse para obtener una muestra de una herida o erupción. Estas se analizan para detectar el hongo que causa la fiebre del valle.
  • Una radiografía puede mostrar signos de infección, como inflamación y líquido alrededor de los pulmones.
  • Una biopsia de pulmón podría realizarse para buscar signos de infección por hongos. Se saca tejido del pulmón y se envía al laboratorio para analizar.

¿Cuál es el tratamiento para la fiebre del valle?

Sus síntomas usualmente desaparecen por sí solos. Puede tomar hasta 2 meses para que los síntomas desaparezcan. Es posible que usted necesite alguno de los siguientes:

  • AINEs (Analgésicos antiinflamatorios no esteroides) como el ibuprofeno, ayudan a disminuir la inflamación, el dolor y la fiebre. Este medicamento esta disponible con o sin una receta médica. Los AINEs pueden causar sangrado estomacal o problemas renales en ciertas personas. Si usted toma un medicamento anticoagulante, siempre pregúntele a su médico si los AINE son seguros para usted. Siempre lea la etiqueta de este medicamento y siga las instrucciones.
  • El medicamento para la tos puede aliviar su garganta y disminuir la necesidad de toser.

¿Cómo puedo controlar los síntomas?

  • Repose según le indicaron. Empiece a hacer un poco más día a día.
  • Consuma líquidos según le indicaron para evitar la deshidratación. Pregunte cuánto líquido debe tomar cada día y cuáles líquidos son los más adecuados para usted.
  • Use un humidificador de rocío frío para aumentar el nivel de humedad en el aire de su hogar. Esto podría ayudarle a respirar más fácilmente y al mismo tiempo disminuir la tos.
  • Preste atención al color y a la cantidad de esputo que libera con la tos. Lleve la libreta con los registros a la citas de control.

Llame al 911 en caso de presentar lo siguiente:

  • Usted tiene un dolor intenso en el pecho.
  • Usted tiene dificultad para respirar o nota su respiración más rápida y baja que lo acostumbrado.
  • Usted se siente confundido o soñoliento.

¿Cuándo debo buscar atención inmediata?

  • Sus labios o uñas se ponen azules.
  • Usted expectora sangre.
  • Usted tiene dolor de cabeza, rigidez en el cuello y fiebre.

¿Cuándo debo comunicarme con mi médico?

  • Sus síntomas no se mejoran al cabo de 2 meses.
  • Usted tiene sudoración nocturna por más de 3 semanas.
  • Usted pierde más del 10% de su peso.
  • No puede trabajar debido a sus síntomas.
  • Sus ganglios linfáticos están inflamados.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de ayudar a planear su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado que usted desea recibir. Usted siempre tiene el derecho de rechazar el tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide