Skip to Content

Episiotomía

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué es una episiotomía?

Una episiotomía es una incisión hecha en la vagina y el recto de una mujer que a veces se hace durante un parto vaginal. Una episiotomía engrandece su abertura vaginal para que su bebé pueda nacer más rápido y fácilmente. Una episiotomía puede prevenir que la piel y los músculos alrededor de su área vaginal y del recto se desgarren.


¿Por qué necesito una episiotomía?

  • Su bebé es muy grande y no cabe en su canal vaginal.
  • El ritmo cardíaco de su bebé es más lento de lo que debería o él necesita oxígeno inmediatamente.
  • Para que nazca su bebé, se necesitan fórceps o extracción por vacío. Estos instrumentos ayudan a jalar al bebé fuera de su canal vaginal cuidadosa y rápidamente.

¿Qué ocurre durante una episiotomía?

Su médico hace una pequeña incisión entre la vagina y el recto. La incisión podría ser hacia abajo hacia el recto, o de lado hacia una de sus piernas. Su médico cerrará la incisión con suturas después que haya nacido su bebé.

¿Cuáles son los riesgos de una episiotomía?

  • Aun con una episiotomía, usted podría sufrir un desgarre vaginal o del recto durante el nacimiento de su bebé. Una episiotomía podría causar debilidad del tejido, lo cual aumenta su riesgo para un desgarre la próxima vez que usted tenga un parto. Después de una episiotomía, usted podría desarrollar un moretón cerca de su herida que se siente duro o doloroso. Usted podría tener hinchazón y su herida podría sangrar. Usted podría sentir dolor al tener una evacuación intestinal.
  • Usted podría contraer una infección en la herida o desarrollar un absceso (ampolla de pus infectada) debajo de su piel. Su herida se podría abrir y necesitar que se cierre nuevamente. Se podría formar una fístula (abertura del tejido anormal) entre su recto y vagina. Una fístula permite que gas y evacuación intestinal entren a su vagina. Usted podría contraer celulitis, que es una infección en el área de su herida. Una infección podría conducir a la muerte de tejido. Esto puede poner en peligro su vida.
  • Sin una episiotomía, la piel y el músculo se podrían desgarrar cerca de la vagina y el recto cuando esté dando a luz. Es posible que los desgarros vaginales y rectales no cicatricen tan bien como un corte. Usted podría tener moretones, hemorragia y contraer una infección en el área del desgarre. Usted podría filtrar orina. Un desgarre dentro de su recto podría hacerle difícil aguantar gas o evacuaciones intestinales. Los desgarros vaginales también pueden hacer que las relaciones sexuales sean dolorosas. Si su bebé por nacer está en peligro, es posible que tome más tiempo para empujarlo hacia afuera sin una episiotomía.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de ayudar a planear su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado que usted desea recibir. Usted siempre tiene el derecho de rechazar el tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide