Skip to Content

Disfagia Crónica

LO QUE USTED NECESITA SABER:

¿Qué es la disfagia crónica?

La disfagia crónica es dificultad para deglutir (tragar). Ocurre cuando usted tiene dificultad para bajar la comida o los líquidos del esófago al estómago. Podría ocurrir cuando usted come, ingiere líquidos o en cualquier momento que trate de deglutir.

¿Qué provoca la disfagia crónica?

  • Estrechamiento de su esófago a causa del reflujo ácido o de tumores
  • Problemas de los nervios o musculares que retardan el movimiento de los alimentos
  • Lesión cerebral o condiciones que afectan el sistema nervioso como un derrame cerebral, demencia o la enfermedad de Parkinson
  • La radioterapia, o una cirugía de la cabeza o del cuello
  • Ciertos medicamentos como los antihistamínicos, diuréticos, antidepresivos y medicamentos para la presión arterial o medicamentos contra la náusea

¿Qué otros signos y síntomas podrían ocurrir con la disfagia crónica?

  • Babear, toser después de deglutir, o escupir los alimentos
  • Voz ronca o con un sonido húmedo mientras come o ingiere líquidos
  • Sensación de que los alimentos están atorados en su garganta o presión en su pecho después de comer

¿Cómo se diagnostica la disfagia crónica?

Su médico podría preguntarle si usted solamente tiene dificultad al comer o ingerir líquidos, o en cualquier momento que deglute. También podría necesitar cualquiera de los siguientes exámenes:

  • Un examen de deglución de agua mostrará cuan bien usted puede deglutir líquidos más finos, como el agua. Los líquidos más finos pueden hacer que usted se ahogue más fácilmente que los líquidos más espesos. Este examen podría mostrar signos de disfagia y aspiración (movimiento de los líquidos en sus pulmones). Puede usarse para ayudar a los médicos a decidir si usted necesita otros exámenes.
  • Otros exámenes de deglución podrían mostrar cuáles partes de su garganta o esófago no funcionan bien. Estos exámenes podrían incluir radiografías de su garganta y esófago. A usted podrían darle un líquido espeso que se conoce como bario para ayudar a que su esófago se vea mejor en las radiografías. Estos exámenes también podrían mostrar si la posición de su cabeza afecta la manera en que usted deglute.
  • Una endoscopía es un procedimiento que podría mostrar el estrechamiento o inflamación de su esófago.
  • Una manometría mide la presión dentro del esófago y del estómago.
  • El monitoreo del pH se utiliza para revisar el reflujo ácido de su garganta.

¿Cómo se trata la disfagia crónica?

El tratamiento dependerá de la causa de su disfagia. Usted podría necesitar medicamentos para reducir el reflujo ácido o los espasmos musculares en su garganta. Usted también podría necesitar cualquiera de los siguientes:

  • Los cambios en su dieta podrían ayudarlo a reducir los problemas de atragantamiento. Su médico podría mostrarle cómo espesar los líquidos o suavizar los alimentos para hacerlos más fáciles de deglutir.
  • La terapia de deglución puede enseñarle diferentes maneras de deglutir usando diferentes posiciones de la cabeza y del cuerpo. A usted podrían enseñarle ejercicios para fortalecer los músculos que lo ayudan a deglutir.
  • Podría ser necesaria una cirugía para ensanchar su esófago o tratar otras condiciones médicas que provocan la disfagia.

¿Cuándo debería comunicarme con mi médico?

  • Usted pierde peso sin intentarlo.
  • Sus signos y síntomas empeoran, o usted tiene nuevos signos o síntomas.
  • Usted tiene signos o síntomas de deshidratación, como un aumento en la sed, orina de color amarillo oscuro, poca o ninguna orina.
  • Usted se resfría con frecuencia.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

¿Cuándo debería buscar atención médica inmediatamente o llamar al 911?

  • Usted no puede comer o ingerir líquidos en lo absoluto.
  • Usted tiene dolor en el pecho.
  • Usted tiene falta de aliento.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación de su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta con sus médicos sus opciones de tratamiento para juntos decidir el cuidado que usted quiere recibir. Usted siempre tiene el derecho a rechazar su tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2015 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide