Skip to Content

Cómo Tomar La Temperatura

LO QUE NECESITA SABER:

La temperatura muestra si es que usted tiene fiebre. La fiebre puede ser un signo de enfermedad, infección, u otras afecciones. La temperatura se puede medir de forma oral, rectal, debajo del brazo, o en el oído.

INSTRUCCIONES SOBRE EL ALTA HOSPITALARIA:

Las modalidades para tomar la temperatura:

  • Oral: No ingiera alimentos ni bebidas calientes o frías al menos por 10 minutos antes de medir la temperatura oral. La temperatura oral normal para un adulto es de 98.6° F (37° C) aproximadamente. La temperatura normal para un niño está entre los 97.6° y los 99.3° F (entre 36.4° y 37.4° C). La temperatura oral normal para personas mayores es de 96.8° F (36° C).
  • Rectal: La temperatura rectal suele ser más elevadas que las que se miden por la boca, oído o axila. La temperatura rectal para un niño está entre los 97° y 100°F (36° hasta 37.7°C). No mida la temperatural rectal si su niño ha tenido cirugía del recto, tiene enfermedades del recto o si sangra con facilidad.
  • Axilar: La temperatura normal está entre 96.6°F (35.9°C) y 98°F (36.7°C). Una temperatura debajo del brazo generalmente suele ser inferior que las otras mediciones, debido a que el termómetro no está dentro de su cuerpo.
  • Oído: La temperatura normal del oído para adultos es 99.5°F (37.5°C). Pregúntele al pediatra de su niño cuál debe ser la temperatura normal del oído para su niño.

El uso del termómetro electrónico digital:

Antes de utilizar el termómetro digital, lea cuidadosamente las instrucciones. Limpie el termómetro con agua y jabón o con alcohol. Enjuáguelo en agua templada. Debe hacer ésto antes y después de usar el termómetro.

  • Para medir la temperatura oral: Coloque el extremo final del termómetro debajo de su lengua. Cierre sus labios suavemente alrededor del termómetro. Mantenga el termómetro debajo de su lengua hasta que suene una serie de pitidos.
  • Para medir la temperatura rectal: Lubrique el extremo final del termómetro con una pequeña cantidad de vaselina. Inserte en el ano, con mucho cuidado, el extremo del termómetro, como media pulgada (1.25 cm). Nunca fuerce la entrada del termómetro en el ano. Sosténgalo hasta que emita una serie de pitidos.
  • Para medir la temperatura debajo del brazo: Coloque el extremo final del termómetro en su axila. Apriete su brazo contra su cuerpo y sostenga el termómetro en su lugar. Mantenga el termómetro en su axila hasta que suenen una serie de pitidos.

El uso del termómetro de vidrio:

No utilice un termómetro de vidrio en un niño menor de 5 años. Un menor puede morder el termómetro y romperlo dentro de su boca. Limpie el termómetro con agua tibia y jabón o con alcohol. Enjuáguelo con agua fría. Lo anterior se debe hacer antes y después de utilizar el termómetro.

  • Antes de tomar la temperatura: Sostenga el termómetro por el extremo opuesto al final coloreado. Mueva el termómetro hasta que usted vea la línea roja, azul o plateada. La línea debe medir menos de 96°F (35.6°C). Sí la línea marca más de 96°F (35.6°C). Agite varias veces el termómetro hacia abajo. Agite el termómetro sobre un sofá o una cama. Para evitar que se rompa o quiebre en caso que se le salga de las manos. Revise el termómetro después que lo agite para asegurarse que muestra menos de 96°F (35.6°C).
    • Para medir la temperatura oral: Coloque el extremo final coloreado del termómetro debajo de su lengua. Cierre sus labios suavemente alrededor del termómetro. Mantenga el termómetro debajo de su lengua por 3 minutos
    • Para medir la temperatura rectal: Lubrique el extremo final del termómetro con una pequeña cantidad de vaselina. Inserte en el ano, con mucho cuidado el extremo del termómetro como media pulgada (1.25 cm). Nunca fuerce la entrada del termómetro en el ano. Sostenga el termómetro en el recto por 3 minutos.
    • Para medir la temperatura debajo del brazo: Coloque el extremo final coloreado en su axila. Apriete su brazo contra su cuerpo y sostenga el termómetro en su lugar. Mantenga el termómetro en su axila por 3 minutos.
  • Leer el termómetro de vidrio: Retire el termómetro. Mueva muy despacio el termómetro hasta que vea la línea coloreada. Cada línea en el termómetro equivale a 1 grado. Las líneas cortas equivalen a 0.2 grados.

El uso del termómetro para el oído:

Lea las instrucciones con mucho cuidado antes de utilizar su termómetro para el oído. No use el termómetro para el oído si tiene dolor o infección de oído, o ha tenido una operación de oído reciente. Los termómetros para el oído pueden marcar una temperatura baja si hay exceso de cera en los oídos.

  • Con cuidado jale su oreja hacia arriba y para atrás.
  • Coloque la punta del termómetro dentro del canal de su oído. No lo force ni empuje con fuerza. El extremo del termómetro no debe tocar el tímpano del oído.
  • Presione el botón para encender el termómetro. Retire el termómetro de su oreja cuando este emita una serie de pitidos.

Programe una cita con su proveedor de salud como se le haya indicado:

Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

Comuníquese con su médico de cabecera sí:

  • Tiene fiebre.
  • Tiene dolor de garganta.
  • Tiene dolor abdominal.
  • Tiene vómito o diarrea.
  • Tiene preguntas o inquietudes sobre su condición o cuidado.

Busque atención inmediata o llame al 911 sí:

  • Tiene el cuello rígido.
  • Le hace falta aire.
  • Usted está confundido o no puede pensar claramente.

© 2015 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide