Skip to main content

Artroscopia De Tobillo

CUIDADO AMBULATORIO:

Lo que necesita saber acerca de la artroscopia de tobillo:

La artroscopia de tobillo es un procedimiento para revisar el interior de la articulación del tobillo. Su médico usará un artroscopio (tubo con una luz y cámara en el extremo) para visualizar la articulación. La artroscopia se puede utilizar para extirpar, reparar o reconstruir parte de su tobillo.

Qué pasará antes del procedimiento:

  • Dígale a su médico sobre todos los medicamentos que toma en este momento. El médico le dirá si necesita dejar de tomar alguno de sus medicamentos antes del procedimiento. Le dirá qué medicamentos puede tomar o no el día del procedimiento.
  • Infórmele sobre cualquier alergia que tenga. Infórmele si alguna vez ha tenido una reacción alérgica a la anestesia general o al medio de contraste. Estos se podrían utilizar durante el procedimiento.
  • Es posible que deban hacerle análisis de sangre antes del procedimiento. También le podrían realizar una radiografía o tomografía computarizada de su tobillo.
  • Pídale a alguna persona que lo lleve a su casa después de su procedimiento. Si le van a aplicar anestesia general, la persona debe permanecer con usted durante 24 horas. La persona necesitará estar atenta a los signos de una reacción y pedir ayuda si es necesario.
  • El médico le indicará que no consuma ningún alimento ni bebida después de la medianoche.

Qué pasará durante su procedimiento:

Su médico podría inyectar un medio de contraste en el tobillo. Esto lo ayuda a visualizar la articulación del tobillo con más claridad durante el procedimiento. Su médico hará una incisión en el tobillo donde se insertará el artroscopio. Unas incisiones pequeñas adicionales se hacen en su tobillo. Se insertarán instrumentos para extirpar o reparar su tobillo. Podrían colocar tornillos, puntos de sutura o clavijas en su articulación. Otro instrumento que podría ser utilizado quema el tejido para suspender cualquier sangrado y remover tejido del tobillo. Las incisiones se cierran con puntos de sutura y se envuelven con una venda.

Qué sucederá después del procedimiento:

Lo llevarán a una habitación donde podrá descansar hasta que esté completamente despierto. Los médicos lo observarán de cerca por si se presenta algún problema. No se levante de la cama hasta que su médico lo autorice. Cuando su médico determine que usted está bien, es posible que se le permita volver a casa.

  • No se levante de la cama por su cuenta hasta que su médico le indique que puede hacerlo. Hable con sus médicos antes de levantarse por primera vez. Es posible que usted necesite ayuda para levantarse de forma segura.
  • Es probable que tenga que utilizar una férula, cabestrillo o yeso en su tobillo. Estos dispositivos ayudan a impedir movimientos del tobillo para que pueda sanar. Es posible que usted necesite usar muletas para desplazarse.
  • Los médicos podrían colocarle el tobillo sobre almohadas para mantenerlo sobre el nivel del corazón. Esto va a disminuir inflamación y el dolor.
  • Los médicos podrían recetarle medicamentos para eliminar o disminuir su dolor. No espere hasta que el dolor sea intenso para pedir más. Los analgésicos pueden causarle mareos o somnolencia. Para no caerse, llame a un médico cuando desee levantarse de la cama o si necesita ayuda.

Los riegos de una artroscopia de tobillo:

Los nervios, vasos sanguíneos o tejidos en su tobillo podrían sufrir daños durante el procedimiento. Su tobillo podría volverse rígido, entumecido o doloroso. Es probable que tenga dificultad para mover su tobillo con la misma facilidad que lo hacía antes del procedimiento. Es posible que sus síntomas no desaparezcan. Usted podría requerir de una cirugía abierta en su tobillo.

Llame al número de emergencias local (911 en los Estados Unidos) si:

  • Usted tiene dificultad para respirar.

Llame a su médico u ortopedista si:

  • La sangre empapa el vendaje.
  • Se desprenden los puntos de sutura.
  • La férula o el yeso se salen.
  • Tiene fiebre.
  • Usted tiene más dolor en el tobillo, incluso después de tomar el medicamento para el dolor.
  • Su herida está roja, inflamada o drena pus.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

Medicamentos:

Es posible que usted necesite alguno de los siguientes:

  • Acetaminofén alivia el dolor y baja la fiebre. Está disponible sin receta médica. Pregunte la cantidad y la frecuencia con que debe tomarlos. Siga las indicaciones. Lea las etiquetas de todos los demás medicamentos que esté usando para saber si también contienen acetaminofén, o pregunte a su médico o farmacéutico. El acetaminofén puede causar daño en el hígado cuando no se toma de forma correcta. No use más de 4 gramos (4000 miligramos) en total de acetaminofeno en un día.
  • Puede administrarse podrían administrarse. Pregunte al médico cómo debe tomar este medicamento de forma segura. Algunos medicamentos recetados para el dolor contienen acetaminofén. No tome otros medicamentos que contengan acetaminofén sin consultarlo con su médico. Demasiado acetaminofeno puede causar daño al hígado. Los medicamentos recetados para el dolor podrían causar estreñimiento. Pregunte a su médico como prevenir o tratar estreñimiento.
  • Tome sus medicamentos como se le haya indicado. Consulte con su médico si usted cree que su medicamento no le está ayudando o si presenta efectos secundarios. Infórmele si es alérgico a cualquier medicamento. Mantenga una lista actualizada de los medicamentos, las vitaminas y los productos herbales que toma. Incluya los siguientes datos de los medicamentos: cantidad, frecuencia y motivo de administración. Traiga con usted la lista o los envases de las píldoras a sus citas de seguimiento. Lleve la lista de los medicamentos con usted en caso de una emergencia.

Cuidado de la herida:

Mantenga el vendaje limpio y seco. Cuando le permitan bañarse, lave la herida cuidadosamente con agua y jabón. Seque el área y póngale vendajes nuevos y limpios como le indicaron. Cambie sus vendajes cuando se mojen o ensucien.

Cuidados personales:

  • El descanso su tobillo como se le indique. Puede necesitar un yeso, una abrazadera o una férula hasta que el tobillo sane. Su médico le indicará cuándo puede empezar a caminar. Es posible que necesite usar muletas al principio. Un fisioterapeuta o terapeuta ocupacional puede mostrarle cómo ponerse de pie y caminar con seguridad. También recibirá instrucciones sobre cuándo puede conducir y realizar otras actividades diarias.
  • Aplique hielo en el tobillo para reducir la inflamación y el dolor. Use una compresa de hielo o ponga hielo triturado en una bolsa de plástico. Cubra la bolsa con una toalla antes de aplicarla en el tobillo. Aplique hielo durante 15 a 20 minutos por hora o según indicaciones.
  • Eleve (levante) su tobillo sobre el nivel del corazón lo más frecuente posible por 3 días seguidos. Esto va a disminuir inflamación y el dolor. Apoye el tobillo sobre almohadas o cobijas para mantenerlo elevado cómodamente.

Vaya a fisioterapia según las indicaciones:

Un fisioterapeuta le puede enseñar ejercicios para ayudarle a mejorar el movimiento y la fuerza, y para disminuir el dolor.

Acuda a sus consultas de control con su médico u ortopedista según le indicaron:

Tendrá que regresar para que le revisen la herida y le quiten los puntos de sutura. Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.