Skip to Content

Tumor óseo Benigno

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué necesito saber acerca de un tumor óseo benigno?

Un tumor óseo benigno podría comenzar en el hueso o en el cartílago en el extremo del hueso. Benigno significa que el tumor no es canceroso y que no puede propagarse. Algunos tumores óseos benignos pueden cambiar y convertirse en cancerosos. Un tumor benigno podría crecer lo suficientemente grande para provocar problemas con el movimiento o con la función de los órganos. Un tumor también puede debilitar los huesos y provocar que se fracturen fácilmente. Su riesgo de un tumor óseo benigno es mayor si usted tiene antecedentes familiares de tumores óseos.

¿Cuáles son los signos y síntomas de un tumor óseo benigno?

Es posible que usted pueda sentir una masa dura o quiste. Usted podría tener dolor sordo o molesto en los huesos, o dolor que lo despierta por la noche. Usted se podría fracturar un hueso fácilmente. Un tumor que está cerca de una articulación podría provocar que la articulación se ponga rígida. Usted podría sentir entumecimiento u hormigueo si el tumor está presionando los nervios. Algunos tumores óseos benignos no provocan ningún signo o síntoma.

¿Cómo se diagnostica un tumor óseo benigno?

Un tumor óseo podría detectarse durante una radiografía por otro problema, como una lesión en el tobillo.

  • Una radiografía podría usarse para revisar el hueso. Un tumor óseo benigno podría crear hoyos en su hueso, o podría hacer que crezca hueso adicional. Su médico buscará estos signos y la cantidad de hueso que está afectado por el tumor. Algunos tumores óseos benignos pueden deformar el hueso.
  • Una tomografía computarizada (TC) o una imagen por resonancia magnética (IRM) podrían usarse para encontrar el tipo de tumor que usted tiene. No entre a la sala donde se realiza la resonancia magnética con algo de metal. El metal puede causar lesiones serias. Dígale al médico si usted tiene algo de metal por dentro o sobre su cuerpo.
  • Una biopsia es un procedimiento usado para tomar una muestra del tumor que va a ser examinado.

¿Cómo se trata un tumor óseo benigno?

Un tumor óseo podría desaparecer sin tratamiento. Esto es más común en los niños que en los adultos. Es posible que usted necesite alguno de los siguientes:

  • Cirugía podría usarse para extraer el tumor para que no se vuelva maligno o se propague. La extracción de un tumor también puede proteger el hueso de una fractura. Usted podría necesitar una cirugía de injerto de hueso para reemplazar el hueso que se extrajo con el tumor.
  • La ablación por radiofrecuencia es un procedimiento que usa calor para destruir el tumor.
  • Los analgésicos podría ser recetado o recomendado por su médico. Pregunte cómo tomar estos medicamentos de una forma segura.

¿Qué puedo hacer para manejar un tumor óseo benigno?

  • Acuda a sus consultas de control con su médico según le indicaron. Él podría pedirle que regrese para que le revisen el tumor después de un tiempo. Él revisará el tamaño del tumor y podría examinarlo para asegurase de que no se ha convertido en cáncer.
  • Pregunte acerca de la actividad. Pregunte cuándo puede hacer ejercicio y cuáles son los mejore ejercicios para usted. Su médico podría recomendarle ejercicios de soporte de peso, como caminar a paso ligero, bailar o hacer yoga. Los ejercicios de soporte de peso ayudan a desarrollar o mantener el hueso. El levantamiento de peso también ayuda a fortalecer los huesos y a desarrollar músculo. El aumento de masa muscular puede ayudar a proteger sus huesos. Su médico podría recomendarle el levantamiento de peso 3 veces a la semana como parte de su rutina de ejercicios.
  • Consuma alimentos saludables y variados. Los alimentos saludables incluyen a las frutas, verduras, panes integrales, carnes magras, productos lácteos bajos en grasa y pescado. Su médico podría recomendarle que consuma más calcio y vitamina D para ayudarlo a fortalecer sus huesos.
  • No fume. El fumar aumenta su riesgo de cáncer. El fumar también aumenta su riesgo de fracturas de huesos y retrasa la sanación. Pida a su médico información si usted fuma actualmente y necesita ayuda para dejar de hacerlo.
  • Limite o no consuma bebidas alcohólicas, según indicaciones. El alcohol aumenta su riesgo de cáncer. Si usted es hombre, limite el consumo de alcohol a 2 tragos por día. Limite el consumo de alcohol a 1 trago por día si es mujer. Un trago equivale a 12 onzas de cerveza, 5 onzas de vino o 1 onza y ½ de licor.
  • Tome líquidos como se le haya indicado. Es probable que usted tenga que tomar más liquido que de costumbre. Pregunte a su médico sobre la cantidad de líquido que necesita tomar todos los días y cuáles le recomienda.

¿Cuándo debo buscar atención inmediata?

  • Usted no tiene sensación en el área del tumor o cerca de ella.
  • Usted no puede mover la extremidad en la que tiene el tumor.
  • Usted tiene dolor intenso.
  • Su hueso se fractura.

¿Cuándo debo comunicarme con mi médico?

  • Usted tiene un dolor que no mejora después de tomar un analgésico.
  • Usted siente tumores nuevos o más grandes.
  • Usted tiene fiebre.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de ayudar a planear su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado que usted desea recibir. Usted siempre tiene el derecho de rechazar el tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide