Skip to Content

Traqueotomía

LO QUE NECESITA SABER:

Una traqueotomía es una cirugía para ayudarle a respirar a través de un orificio en su tráquea.

INSTRUCCIONES SOBRE EL ALTA HOSPITALARIA:

Llame al número de emergencias local (911 en los Estados Unidos) en cualquiera de los siguientes casos:

  • Su sonda de traqueotomía se sale fuera de lugar y no puede colocarla otra vez. Esto es una emergencia. Llame a una ambulancia para que lo lleve al hospital más cercano. No maneje usted mismo.
  • Usted está expectorando sangre.
  • A usted le falta el aire y no le ayuda ni toser ni succionar.
  • Tiene dolor repentino en el pecho.
  • Usted está sangrando por su incisión.

Llame a su médico o cirujano si:

  • Usted tiene un aumento de la cantidad de mucosidad, o ésta es muy espesa.
  • Usted tiene escalofríos, tos o se siente débil y adolorido.
  • Usted tiene dolor en su cuello que no desaparece o se empeora.
  • Usted tiene dificultad para tragar.
  • La incisión está inflamada, roja o supura pus.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

Tos y respiración profunda

podrían ayudar a prevenir una infección pulmonar. Respire profundo y tosa 10 veces cada hora. Respire profundo y sostenga el aire lo más que pueda. Exhale todo el aire y luego tosa fuerte. La respiración profunda ayuda a abrir las vías respiratorias. Es posible que le proporcionen un espirómetro de incentivo para ayudarlo a respirar hondo. Coloque la boquilla en sus labios y respire lento y profundo. Luego exhale y tosa. Repita estos pasos 10 veces por hora.

Como utilizar un espirómetro incentivo

La succión

puede ser necesaria para extraer las secreciones que presentan problemas para sacarlas del tubo traqueal. Esto se hace introduciendo un tubo plástico de succión dentro de su sonda traqueal para extraer las secreciones o mucosidad.

Nutrición:

Siga las instrucciones de su médico sobre su alimentación después de ser dado de alta del hospital. Para reducir el riesgo de que los alimentos pasen dentro de su tráquea, su cabeza debe estar elevada al consumir sus alimentos. Consulte con su médico si usted necesita seguir una dieta especial.

Cuidado bucal:

Siga las instrucciones de su médico sobre cómo mantener su boca limpia y humedecida.

Oxígeno:

Usted puede necesitar oxígeno adicional para ayudarlo a respirar más fácilmente. El oxígeno lo pueden administrar por su nariz o a través de una máscara plástica sobre su tubo traqueal. Nunca fume ni permita que nadie más fume alrededor de su oxígeno. Esto puede ser muy peligroso.

Comunicación:

Los médicos le van a enseñar formas de dejarle saber a los demás lo que usted necesita. Usted va a aprender a ajustar la sonda traqueal para poder hablar. Es posible que usted necesite liberar aire del manguito plástico alrededor del tubo traqueal en su cuello. Al expulsar el aire, este va a pasar a través de sus cuerdas vocales permitiendo que usted hable susurrando. También le pueden dar una válvula de dirección única para ayudarlo a hablar.

Cuidado de la herida y la sonda:

El orificio en su cuello y su sonda traqueal deben permanecer limpios y secos para prevenir una infección. El tubo traqueal tendrá unos tubos internos y otros externos que se llaman cánulas. La cánula interna podría ser necesario cambiarla diariamente. Su médico le va a enseñar como limpiar su sonda traqueal. Si alguien lo está ayudando en casa, asegúrese que la persona está pendiente y aprende a cuidarlo.

Acuda a sus consultas de control con su médico o cirujano según le indicaron:

Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.