Skip to main content

Sigmoidoscopia Rígida

LO QUE NECESITA SABER:

Una sigmoidoscopia rígida es un procedimiento para ver dentro del recto y el colon sigmoide. El colon sigmoide es la parte inferior de los intestinos, la más cercana al recto. Se le insertará un sigmoidoscopio en el recto. Este es un tubo firme con una luz y una cámara pequeña en el extremo. Imágenes del colon aparecen en un monitor durante el procedimiento. Una sigmoidoscopia rígida podría ayudar a diagnosticar enfermedades del colon, inflamación, pólipos (tumores) o infecciones.

Órganos abdominales

MIENTRAS USTED ESTÁ AQUÍ:

Antes del procedimiento:

  • Consentimiento informado es un documento legal que explica los exámenes, tratamientos, o procedimientos que usted podría necesitar. Un consentimiento informado significa que usted comprende que es lo que se va a realizar y que puede tomar decisiones sobre lo que usted desee. Usted da su permiso al firmar el formulario de consentimiento. Puede designar a otra persona para que firme este formulario por usted si usted no puede hacerlo. Usted tiene el derecho de comprender su cuidado médico en términos o palabras que usted pueda entender. Antes de firmar el documento de consentimiento, entienda los riesgos y beneficios de lo que se le hará. Asegúrese que todas sus preguntas sean contestadas.
  • Una cánula intravenosa es un tubo pequeño que se coloca en la vena y se usa para administrar medicamentos o líquidos.
  • La anestesia puede administrarse para ayudarlo a relajarse y que se sienta más cómodo durante el procedimiento.

Durante el procedimiento:

  • Se le pedirá recostarse sobre el lado izquierdo y levantar una o ambas rodillas hacia el pecho. Su médico le examinará el ano y utilizará un dedo para revisar su recto. Su médico podría tocarle la próstata si usted es hombre. Si los intestinos no están vacíos, su médico le podría aplicar otro enema.
  • Se lubricará el sigmoidoscopio y se introducirá cuidadosamente en el recto y en el colon sigmoide. Su médico pondrá agua o aire en el tubo para ayudar a limpiar o expandir el colon. El paso del tubo y del aire podrían provocar una sensación de presión y un poco de molestia. El médico podría tomar muestras de tejido de las paredes del intestino y enviarlas al laboratorio para su examen. También quitará las heces que podrían estar bloqueando el intestino.

Después del procedimiento:

Es posible que usted tenga gases debido al aire que todavía permanece en el colon. Se pueden administrar medicamentos para aliviar el dolor o para facilitar las evacuaciones intestinales. Es probable que le permitan irse a su casa cuando el médico vea que usted ya está bien.

RIESGOS:

Usted podría sangrar o tener dolor cuando le introduzcan el endoscopio. Los latidos cardíacos pueden disminuir y su presión arterial puede bajar tanto que usted suda y se desmaya. El endoscopio podría perforar (hacer un hoyo o rasgar) el colon. Esto podría provocar que el contenido de sus intestinos se derrame del colon al abdomen.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de ayudar a planear su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado que usted desea recibir. Usted siempre tiene el derecho de rechazar el tratamiento.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.