Skip to Content

Síndrome Posconmocional En Niños

LO QUE NECESITA SABER:

El síndrome posconmocional (SPC) es un grupo de síntomas que afectan los nervios, el pensamiento y el comportamiento de su niño después de una conmoción cerebral. Una conmoción es una lesión traumática leve en el cerebro. Los síntomas de la conmoción cerebral suelen durar solo hasta 2 semanas. El síndrome posconmocional significa que su hijo todavía tiene síntomas después de 2 semanas. Los síntomas a veces continúan por más de un año.

INSTRUCCIONES SOBRE EL ALTA HOSPITALARIA:

Llame al número de emergencias local (911 en los Estados Unidos) si:

  • Su hijo sufre una convulsión.
  • Su hijo tiene dificultad para respirar
  • Su hijo no responde, o usted no lo puede despertar.

Llame al pediatra de su niño si:

  • Su hijo tiene un dolor de cabeza repentino que parece diferente o mucho peor a los dolores de cabeza usuales.
  • Su hijo no puede dejar de vomitar.
  • Su hijo tiene un cambio repentino en la vista.
  • Su hijo tiene náuseas o vómitos.
  • Su hijo tiene dificultad para concentrarse, hablar o pensar
  • Los síntomas de su hijo empeoran.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre la condición o el cuidado de su hijo.

Medicamentos:

Su hijo podría necesitar cualquiera de los siguientes. El médico de su hijo le dirá cuánto tiempo debe administrarle analgésicos para aliviar su dolor de cabeza. Su hijo puede desarrollar una afección llamada cefalea de rebote si continúa con el medicamento para el dolor durante demasiado tiempo.

  • El acetaminofén alivia el dolor y baja la fiebre. Está disponible sin receta médica. Pregunte qué cantidad debe darle a su niño y con qué frecuencia. Siga las indicaciones. Lea las etiquetas de todos los demás medicamentos que su hijo esté tomando para saber si también contienen acetaminofén, o consulte con su médico o farmacéutico. El acetaminofén puede causar daño en el hígado cuando no se toma de forma correcta.
  • AINEs (Analgésicos antiinflamatorios no esteroides) como el ibuprofeno, ayudan a disminuir la inflamación, el dolor y la fiebre. Este medicamento esta disponible con o sin una receta médica. Los AINEs pueden causar sangrado estomacal o problemas renales en ciertas personas. Si su niño está tomando un anticoágulante, siempre pregunte si los AINEs son seguros para él. Siempre lea la etiqueta de este medicamento y siga las instrucciones. No administre este medicamento a niños menores de 6 meses de vida sin antes obtener la autorización de su médico.
  • Antidepresivos podrían administrarse para la depresión o para los problemas para dormir.
  • Medicamentos para la migraña podrían administrarse para los dolores de cabeza por migraña.
  • No les dé aspirina a niños menores de 18 años de edad. Su hijo podría desarrollar el síndrome de Reye si toma aspirina. El síndrome de Reye puede causar daños letales en el cerebro e hígado. Revise las etiquetas de los medicamentos de su niño para ver si contienen aspirina, salicilato, o aceite de gaulteria.
  • Dele el medicamento a su niño como se le indique. Comuníquese con el médico del niño si cree que el medicamento no le está funcionando como se esperaba. Infórmele si su niño es alérgico a algún medicamento. Mantenga una lista actualizada de los medicamentos, vitaminas y hierbas que su niño toma. Incluya las cantidades, cuándo, cómo y por qué los toma. Traiga la lista o los medicamentos en sus envases a las citas de seguimiento. Tenga siempre a mano la lista de medicamentos de su niño en caso de alguna emergencia.

Controle el síndrome posconmocional del niño:

  • Siga las indicaciones adecuadas para el descanso y la actividad. El médico de su hijo le dará instrucciones sobre la cantidad de descanso que su hijo necesita. Las instrucciones incluirán cuándo está bien que su hijo regrese a la escuela y a la actividad física. No permita que su hijo practique deportes de contacto hasta que su médico lo autorice a hacerlo.
  • Los médicos y los oficiales de la escuela de su hijo crearán un plan de regreso a la escuela. El plan se basará en la edad y los síntomas de su hijo. Hable con el personal escolar e infórmeles sobre la conmoción que su niño sufrió. Es probable que su niño tenga problemas de atención o de memoria, que no tenía antes de la conmoción. El trabajo escolar puede desencadenar los síntomas de su hijo o empeorarlos. Puede necesitar días escolares más cortos, tiempo extra para los exámenes y ayuda para terminar la tarea.
  • Lleve su niño a terapia según indicaciones dadas. Un terapeuta del comportamiento cognitivo le enseñará a su niño destrezas para ayudar con sus problemas de pensamiento y conducta. Un terapeuta ocupacional le enseñará destrezas para ayudar con las actividades diarias.

Ayude a su hijo a prevenir otra conmoción cerebral:

Una conmoción cerebral que ocurre antes de que el cerebro se cure puede causar una afección llamada síndrome de segundo impacto (SSI). El síndrome de segundo impacto puede causar la inflamación del cerebro de su hijo. Incluso después de que el cerebro de su hijo sana, más conmociones cerebrales aumentan el riesgo de problemas de salud más adelante. Las siguientes medidas pueden ayudar a prevenir otra conmoción cerebral:

  • Asegúrese de que su casa sea un hogar seguro para su hijo. Las medidas de seguridad para el hogar pueden ayudar a prevenir lesiones en la cabeza que podrían causar una conmoción. Instale portones de cierre automático en la parte de abajo de parte de arriba de las escaleras. Instale la puerta a la pared en la parte de arriba de las escaleras. Instale pasamanos en cada una de sus escaleras. Use protectores suaves para las puntas de los muebles y esquinas. Ancle a la pared los muebles pesados, como los armarios o las bibliotecas, para que su niño no los jale y se le caigan encima.
    Cierres comunes para niños
  • Cada vez que su hijo viaje, asegúrese de que lo haga en un asiento de coche adecuado o en un asiento para niños, o que use un cinturón de seguridad. Esto ayuda a disminuir el riesgo de sufrir una lesión en la cabeza si tiene un accidente.
    Asiento de seguridad para niños en automóviles
  • Asegúrese de que el niño use equipo protector para deportes que le quede bien. Un casco no es una garantía contra una conmoción cerebral, pero puede ayudar a disminuir el riesgo. Haga que su hijo use el casco adecuado para cada actividad, como andar en bicicleta o patinar. Su hijo necesitará cascos específicos para los deportes, como el fútbol. Pida más información acerca de cómo prevenir las conmociones relacionadas con los deportes.

Para más información:

  • Brain Injury Association
    1608 Spring Hill Road
    Vienna , VA 22182
    Phone: 1- 703 - 761-0750
    Phone: 1- 800 - 444-6443
    Web Address: http://www.biausa.org

Programe una cita con el médico del niño como se le indique:

El médico de su niño podría derivarlo a un psiquiatra o un neurólogo. Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante las citas de su niño.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.

Learn more about Síndrome Posconmocional En Niños (Aftercare Instructions)

Associated drugs

Hide