Skip to Content

Queratectomía Fotorrefractiva

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué es la queratectomía fotorrefractiva?

La queratectomía fotorrefractiva (PRK, por su sigla en inglés) es una cirugía que emplea rayos láser para corregir los errores de refracción del ojo. Los errores de refracción son trastornos comunes del ojo que causan que la vista sea borrosa. Estos errores ocurren cuando hay un problema con la refracción (la manera en que la luz se desvía) en el ojo. Estos errores a menudo se deben al hecho de que la forma y la textura de la córnea no son normales. La córnea es la capa exterior transparente del ojo. Mediante la queratectomía fotorrefractiva se suaviza o cambia la forma de la superficie de la córnea. Esto ayuda a que la luz penetre mejor en el ojo y la vista sea más clara.

Corte lateral del ojo derecho

¿Cómo me preparo para la queratectomía fotorrefractiva (PRK)?

  • Su médico le indicará cómo prepararse para la cirugía. Póngase de acuerdo con alguien para que lo lleve a su casa después de la cirugía y se quede con usted durante unas horas. Puede sentirse confundido o soñoliento por varias horas después de la cirugía. Es importante tener a alguien disponible para que lo ayude y esté atento a los problemas que puedan necesitar atención inmediata.
  • Es posible que deba dejar de usar sus lentes de contacto blandas durante al menos 1 semana antes de la cirugía. Es posible que necesite dejar de usar sus lentes de contacto permeables al gas durante al menos 3 semanas antes de la cirugía.
  • En el día de su cirugía no use maquillaje para ojos, loción o spray para el cabello.
  • Es posible que su médico le dé un medicamento como ayuda para que esté tranquilo y relajado durante la cirugía. Avise a su médico si alguna vez tuvo una reacción alérgica a la anestesia o a algún sedativo.

¿Qué sucederá durante la PRK?

  • El médico le pondrá gotas en los ojos. Estas gotas contienen antibióticos que contribuyen a evitar que contraiga una infección y otras gotas para que pierda la sensación y que no sienta dolor. Se le limpiarán las pestañas y el área alrededor de los ojos. Se usará un espéculo para mantener los párpados abiertos y que no pestañee. Se programará el láser para corregir el error de refracción.
  • El médico quitará el epitelio de la córnea con el rayo láser. El epitelio es una capa delgada de tejido que cubre y protege la córnea. Le pedirá que fije su vista en una luz mientras cambia la forma de la córnea. Es importante que mantenga la vista en la luz para que el rayo láser pueda dar los mejores resultados. Es posible que le coloque lentes de contacto blandos que actúan como vendajes sobre los ojos para ayudar a que la córnea sane.

¿Qué sucederá después de la PRK?

  • Se le pondrá una lente en el ojo para protegerlo mientras cura. Deberá mantenerla colocada aproximadamente una semana después de la cirugía. El proveedor la retirará cuando el ojo haya sanado.
  • Es posible que cubran el ojo con un vendaje y un protector plástico. Esto le ayudará a recordar que no se frote o toque los ojos.
  • Se le darán medicamentos como gotas para los ojos para prevenir infecciones bacterianas y reducir la inflamación. También podrían darle medicamentos para el dolor.
  • Deberá ver a su oftalmólogo pronto después de la cirugía y luego regularmente durante los primeros 6 meses. Esto es para asegurarse de que el ojo esté cicatrizando correctamente y su visión esté estable. Después de 6 meses, no debería notar ningún otro cambio en su vista. Puede que necesite someterse a otro procedimiento si la vista cambia después de 6 meses.
  • El proveedor médico le dirá cuándo puede empezar a conducir otra vez. Normalmente, esto ocurre entre 1 y 3 semanas después de la cirugía.

¿Cuáles son los riesgos de la queratectomía fotorrefractiva?

Usted podría contraer una infección. Los nervios o vasos sanguíneos podrían sufrir daños durante la cirugía. Puede que necesite otra cirugía en la vista. Es posible que su córnea tarde más de lo esperado en sanar. Puede que sienta más dolor. Su visión podría ser peor que antes de la cirugía. Podría venirle glaucoma (aumento de la presión), cataratas (vista nublada) o una inflamación prolongada. Podría perder la vista. Podrían resecársele los ojos. Se le podrían formar cicatrices en las córneas. Podría tener otros problemas de vista, como sentirse deslumbrado, tener la vista nublada o ver aureolas alrededor de las luces por la noche en forma permanente.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de ayudar a planear su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado que usted desea recibir. Usted siempre tiene el derecho de rechazar el tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2017 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide