Skip to Content

Promover La Salud Bucal En Niños Pequeños

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué necesito saber sobre la salud bucal en niños pequeños?

Usted puede ayudar al niño a desarrollar buenos hábitos tempranos que continuarán cuando sea adulto. La buena salud de dientes y encías comienza incluso antes de que a su hijo le salga el primer diente. Su hijo necesita una buena alimentación y cuidado bucal a partir del nacimiento. A los 3 años, su hijo tendrá unos 20 dientes. Los dientes de leche ayudan a hacer espacio para los dientes de adulto. También ayudan a que su hijo hable con claridad y coma alimentos sólidos. Las caries en los dientes de leche pueden causar problemas en los dientes adultos que los reemplacen. Esto se llama caries de primera infancia. El dentista de su hijo puede darle más información sobre caries en los dientes de su hijo antes de los 6 años.

¿Cómo puedo enseñarle a mi hijo a cuidar sus dientes y encías?

  • Sea un buen modelo a seguir. Los niños suelen aprenden observando a sus padres. Deje que su hijo vea que usted cuida sus dientes y encías. Es posible que necesite agacharse o arrodillarse para que su hijo pueda ver mejor. Cepíllese y use el hilo dental todos los días y vaya al dentista regularmente. Hable con su hijo sobre cada paso para cuidar sus dientes. Sea constante con su propio cuidado dental. Esto le ayudará a su hijo a ser constante con el suyo.
  • Haga que el cuidado bucal sea divertido. Deje que su hijo elija su propio cepillo de dientes y pasta dental. Su hijo puede estar más dispuesto a cepillarse si le gusta el diseño del cepillo de dientes y el sabor de la pasta dental. Asegúrese de que el cepillo de dientes sea del tamaño adecuado para la boca y la edad de su hijo. Compruebe que la pasta dental contenga flúor. Pueden crear un gráfico con su hijo. Su hijo puede pegar una calcomanía cada vez que se cepilla y se pasa el hilo dental.
  • Ayude a su hijo a tener una rutina de cuidado dental. Establezca 2 veces al día para el cuidado dental. La hora del día no tiene que ser exacta. Por ejemplo, las horas pueden ser después del desayuno y antes de acostarse. Sea tan constante como sea posible, incluso los fines de semana, días feriados y vacaciones. Esto ayudará a que su hijo haga del cuidado dental una rutina de por vida. Asegúrese de que su hijo tenga tiempo suficiente para cepillarse por lo menos 2 minutos cada vez. Su hijo puede querer reproducir una canción que dure al menos 2 minutos mientras se cepilla.

¿Cómo cepillo los dientes de mi hijo?

  • Desde el nacimiento hasta 1 año: use una toallita para limpiar las encías de su bebé. Puede empezar a cepillar los dientes de su bebé tan pronto como comiencen a aparecer. Utilice un cepillo de dientes de bebé con un cabezal suave. Ponga una pequeña cantidad (del tamaño de un grano de arroz) de pasta dental con flúor en el cepillo de dientes. Pase una toallita sobre los dientes para eliminar cualquier resto de pasta dental. Cepille 1 vez por día.
  • Niños de 1 a 3 años: su hijo necesita cepillarse los dientes 2 veces al día. Cepíllele los dientes a su niño con un cepillo de dientes para niños y agua. El médico de su hijo puede recomendarle que le cepille los dientes con una pequeña cantidad de pasta dental que contenga flúor. Asegúrese de que su niño escupa toda la pasta de dientes de su boca. No necesita enjuagarse con agua. La pequeña cantidad de pasta de dientes que permanece en la boca de su hijo puede ayudar a prevenir las caries.
  • Niños de 3 a 6 años: su hijo necesita cepillarse los dientes con pasta dental con flúor 2 veces al día. Usted también debería pasarle hilo dental a su hijo una vez al día. Cepille durante 2 minutos como mínimo. Aplique una cantidad del tamaño de un guisante de pasta dental en el cepillo de dientes. Asegúrese de que su niño escupa toda la pasta de dientes de su boca. No necesita enjuagarse con agua. La pequeña cantidad de pasta de dientes que permanece en la boca de su hijo puede ayudar a prevenir las caries.

¿Qué necesito saber sobre el fluoruro?

El fluoruro es un mineral que ayuda en la prevención de caries. El fluoruro se encuentra en algunos alimentos y en el agua potable en ciertas áreas. También está disponible en pastas dentales y en aplicaciones de flúor en el consultorio del dentista.

  • Los niños necesitan fluoruro empezando a la edad de 6 meses. Pregúntele a su médico cuánto fluoruro necesita su niño. Los niños menores de 6 años pueden desarrollar fluorosis si reciben demasiado fluoruro. La fluorosis es una afección que cambia la apariencia de los dientes de su hijo. La fluorosis puede ocurrir cuando los dientes de su niño se están formando debajo de sus encías.
  • Los niños entre 6 meses y 2 años de edad pueden recibir fluoruro del agua potable. Pregúntele a su dentista si su agua potable contiene suficiente fluoruro. Si no contiene suficiente fluoruro, es probable que su niño necesite un suplemento.
  • Los niños mayores de 2 años de edad pueden recibir fluoruro del agua potable y pastas de dientes.

¿Qué más puedo hacer para mantener sanos los dientes y encías de mi niño?

  • Lleve a su hijo al dentista según se le indique. Su niño debería comenzar a visitar al dentista cuando cumpla 1 año. Es probable que su médico le recomiende que lo lleve al dentista dentro de los 6 meses después de que le salga su primer diente. A partir del primer año, su hijo debe ir al dentista cada 6 meses para control y limpieza.
  • No acueste a su niño a dormir o tomar una siesta con el biberón. La leche materna y la fórmula contienen azúcar. Si su bebé se duerme con el biberón en la boca, estos líquidos pueden quedarse en su boca y causarle caries. Es mejor tener a su bebé en sus brazos mientras lo alimenta y luego acostarlo a dormir.
  • Limite el consumo de jugo de frutas según indicaciones. El jugo de frutas tiene alto contenido de azúcar. Ofrézcale jugo de frutas con las comidas solamente. No le de jugo de frutas a su bebé en un biberón. No le de jugo de frutas a su hijo en un vaso que pueda llevar consigo durante el día. Desde los 6 meses hasta el primer año, limite el consumo de jugo de frutas a 4 onzas por día. De 1 a 6 años, limite la cantidad de 4 a 6 onzas por día.
  • De a su niño alimentos y bebidas sanas. Los alimentos saludables incluyen verduras, carnes magras, pescados, frijoles cocidos y cereales integrales. Escoja alimentos y bebidas que sean bajos en azúcar. Lea las etiquetas de los alimentos y bebidas para saber cuáles alimentos escoger que sean bajos en azúcar. Limite los dulces, las galletas y las bebidas gaseosas. No moje el chupete de su hijo en azúcar, almíbar o cualquier otro líquido dulce.
  • Hable con el médico de su hijo sobre el calcio. El calcio ayudará a fortalecer los dientes de su hijo. El médico de su hijo puede decirle qué cantidad de calcio necesita su hijo por día. También puede darle una lista de alimentos que contienen calcio. Como ejemplos se pueden citar los lácteos como el yogur y el queso.
  • Pregunte sobre chupar dedo. Chuparse el dedo puede afectar la forma en que se alinean los dientes de su niño. Hable con el médico o el dentista de su hijo si se chupa el dedo pulgar después de los 2 años. El dentista o médico le puede decir si los dientes de su niño están siendo afectados por chuparse el dedo. Es probable que también le dé ideas sobre cómo ayudar a su niño a dejar de chuparse el dedo.
  • Pregunte acerca de biberones y chupetes. Los biberones y chupetes pueden afectar los dientes de su hijo a medida que van apareciendo. A la edad de un año, su bebé ya no debería necesitar usar un biberón. Debería beber de una taza. Su bebé también debería dejar de usar chupete al cumplir el primer año de vida. Hable con el médico de su bebé sobre las maneras de ayudarlo a dejar el biberón y el chupete.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su hijo. Infórmese sobre la condición de salud de su niño y cómo puede ser tratada. Discuta las opciones de tratamiento con los médicos de su niño para decidir el cuidado que usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.

Hide