Skip to Content

Osteotomía Del Tubérculo Tibial

CUIDADO AMBULATORIO:

Lo qué necesita saber acerca de una osteotomía del tubérculo tibial:

Una osteotomía del tubérculo tibial es una cirugía para colocar su rótula en la posición correcta. Su cirujano alineará su rótula con su muslo y espinilla. Esto podría aliviar el dolor y mejorar el movimiento en su pierna.

Cómo prepararse para una osteotomía del tubérculo tibial:

  • Su proveedor de salud hablará con usted acerca de cómo prepararse para una cirugía. Es posible que necesite una radiografía o una tomografía computarizada. Esto ayudará a que su proveedor de salud planee su cirugía. No coma o tome nada después de la medianoche en el día de su cirugía. Su proveedor de salud le indicará cuáles medicamentos tomar y cuáles no en el día de su cirugía. A usted podrían darle antibióticos a través de una vía intravenosa para ayudarlo a evitar una infección bacteriana.
  • Pídale a alguien que lo lleve a su casa después de su cirugía. No maneje usted mismo a su casa.

Lo qué sucederá durante una osteotomía del tubérculo tibial:

  • Es posible que le administren anestesia general para mantenerlo dormido durante la cirugía. O en vez de eso, podrían administrarle anestesia raquídea para adormecer el área de la cirugía. Con la anestesia raquídea, usted podría sentir presión o molestia durante la cirugía, pero no debería sentir ningún dolor.
  • Su proveedor de salud le hará una incisión en su piel justo debajo de su rótula. Podría hacerle una incisión en la parte superior del hueso de la espinilla. Él colocará su rótula en la posición correcta. Podría usar instrumentos como tornillos o cables para mantener la rótula en su lugar. Cerrará la incisión con puntos de sutura y la cubrirá con un vendaje. También podría ponerle un inmovilizador de rodilla en su pierna para evitar el movimiento.

Lo qué sucederá después de una osteotomía del tubérculo tibial:

Es posible que usted necesite usar un inmovilizador de rodilla todo el tiempo excepto cuando esté durmiendo. Podrían pedirle que use muletas, un bastón o una caminadora para que no apoye su peso en la pierna. Un fisioterapeuta podría enseñarle ejercicios para ayudarlo a mejorar el movimiento y la fuerza y disminuir el dolor. Él también podría enseñarlo cómo usar sus muletas. Es posible que le den una máquina de movimiento pasivo continuo (MPC). La MPC le ayuda a mover cuidadosamente su rodilla para evitar rigidez.

Riesgos de la osteotomía del tubérculo tibial:

Su incisión podría tomar más tiempo para sanar, o no sanar correctamente. El hueso de su espinilla podría fracturarse durante la cirugía. Los nervios, vasos sanguíneos, ligamentos o músculos podrían sufrir daño. Sus articulaciones podrían ponerse rígidas, adormecida o más adoloridas. Es posible que el movimiento de sus articulaciones no sea igual que antes. Usted podría necesitar más cirugías para remover los instrumentos que se colocaron en el hueso de su espinilla. Usted podría contraer una infección o sangrar más de lo normal. Podría desarrollar un coágulo de sangre en su pierna. Esto podría representar una amenaza para la vida.

Llame al 911 en caso de cualquiera de lo siguiente:

  • Usted se siente mareado, con falta de aliento o tiene dolor en el pecho.
  • Usted tose sangre.
  • Usted tiene dificultad para respirar.

Busque atención médica inmediata si:

  • Su pierna se siente caliente, sensible, y dolorosa. Podría verse inflamada y roja.
  • La sangre empapa su vendaje.
  • Los puntos de sutura se desprenden.

Comuníquese con su proveedor de salud si:

  • Usted tienen fiebre o escalofríos.
  • Su herida está roja, inflamada o drenando pus.
  • Usted tiene náusea o está vomitando.
  • Usted tiene comezón, inflamación o salpullido en la piel.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre su condición o cuidado.

Medicamentos:

Usted podría necesitar cualquiera de lo siguiente:

  • Los anticoagulantes sirven para prevenir la formación de coágulos de sangre. Unos ejemplos de anticoagulantes incluyen la heparina y warfarina. Los coágulos pueden ocasionar derrames cerebrales, ataques al corazón y hasta la muerte. Las siguientes son pautas generales de seguridad para seguir mientras está tomando un anticoagulante.
    • Esté pendiente de sangrados y moretones mientras usted toma anticoagulantes. Esté pendiente de sus encías o nariz. Esté atento de sangre en su orina y sus evacuaciones intestinales. Use un paño o toalla suave para su piel y un cepillo de dientes de cerdas suaves para cepillarse sus dientes. Esto puede evitar que su piel o encías sangren. Si usted se afeita, use una rasuradora eléctrica. No practique deportes de contacto.
    • Infórmele a su odontólogo y a los proveedores de salud que lo atienden que usted toma anticoagulantes. Use una pulsera o un collar que indique que usted toma este medicamento.
    • No empiece ni suspenda ningún medicamento a menos que su proveedor de salud se lo indique. Existen muchos medicamentos que no se pueden usar con los anticoagulantes.
    • Infórmele a su proveedor de salud de inmediato si olvida tomar el medicamento o toma demasiado.
    • La warfarina es un anticoagulante que podría tener que tomar. Usted debería estar consiente de las siguientes cosas en caso que usted tome warfarina.
      • Los alimentos y medicamentos que pueden afectar la cantidad de warfarina en su sangre. No haga grandes cambios a su dieta mientras toma warfarina. La warfarina funciona mejor cuando se consume la misma cantidad de vitamina K todos los días. La vitamina K se encuentra en verduras de hojas verdes y ciertos otros alimentos. Solicite más información acerca de lo qué tiene que comer cuando usted toma warfarina.
      • Usted necesitará acudir con su proveedor de salud para programar consultas de control cuando usted esté tomando warfarina. A usted le ordenarán exámenes de sangre de forma regular. Estos exámenes se usan para determinar la cantidad de medicamento que usted necesita.
  • Podrían administrarle medicamento prescrito para el dolor. Pregunte a su proveedor de salud cómo tomar este medicamento con precaución.
  • El acetaminofeno disminuye el dolor y la fiebre. Está disponible sin receta médica. Pregunte cuánto y con qué frecuencia tomarlas. Siga las instrucciones. El acetaminofeno puede provocar daño si no se toma correctamente.
  • Los AINEs , como el ibuprofeno, ayudan a reducir inflamación y dolor o fiebre. Este medicamento esta disponible con o sin una receta médica. Los AINEs podrían causar sangrado estomacal o problemas en los riñones en ciertas personas. Si usted esta tomando un anticoágulante, siempre pregunte a su proveedor de salud si los AINEs son seguros para usted. Antes de usar el medicamento, siempre lea la etiqueta de información y siga sus indicaciones.
  • Tome sus medicamentos como se le haya indicado. Llame a su proveedor de salud si usted piensa que su medicamento no le está ayudando o si tiene efectos secundarios. Infórmele si es alérgico a cualquier medicamento. Mantenga una lista vigente de los medicamentos, vitaminas, y hierbas que toma. Incluya las cantidades, la frecuencia con que los toma y por qué los toma. Traiga la lista o los envases de sus medicamentos a las citas de seguimiento. Mantenga la lista consigo en caso de una emergencia. Bote las listas viejas.

Dispositivo de apoyo:

Podrían pedirle que use muletas, un bastón o una caminadora para que no apoye su peso en la pierna. Es posible que también necesite una máquina de movimiento pasivo continuo (MPC). La MPC le ayuda a mover cuidadosamente su rodilla para evitar rigidez. Pida más información a su proveedor de salud acerca de cualquier dispositivo de apoyo que usted pudiera necesitar.

Fisioterapia:

Un fisioterapeuta le enseña ejercicios para ayudarlo a mejorar el movimiento y la fuerza y disminuir el dolor. Él también podría enseñarlo cómo usar sus muletas, bastón o caminadora.

Cuide su herida como se le indique:

Su proveedor de salud podría indicarle cómo cuidar la herida de su incisión. Fíjese en signos de una infección cada vez que cambie su vendaje. Los signos de una infección podrían incluir inflamación, enrojecimiento o pus drenando de su herida. Mantenga su herida limpia y seca. Cambie su vendaje como se le indique y cuando se moje o ensucie. Su proveedor de salud le dirá cuándo puede bañarse.

Cuidado personal:

  • No apoye el peso sobre su pierna. Su pierna necesita sanar antes de que la apoye. Usted necesitará usar muletas, un bastón o una caminadora para que no apoye su peso en la pierna. Pregunte a su proveedor de salud cuándo puede regresar a sus actividades normales.
  • Use un inmovilizador de rodilla cuando se levante de la cama. El inmovilizador evitará que su rótula se mueva de manera incorrecta y que provoque daño. Usted podría remover el inmovilizador cuando se vaya a dormir.
  • Aplique hielo sobre su rótula. Haga esto por 15 a 20 minutos cada hora o como se le indique. Use un paquete de hielo o ponga hielo triturado en una bolsa de plástico. Cúbrala con una toalla. El hielo ayuda a evitar daño al tejido y a disminuir la inflamación y el dolor.
  • Aplique calor en su rótula. Haga esto por 20 a 30 minutos cada 2 horas por tantos días como le indiquen. El calor ayuda a disminuir el dolor y los espasmos musculares.
  • Eleve su pierna. Usted necesitará mantener su pierna por encima del nivel de su corazón tanto como pueda. Esto le ayudará a disminuir la inflamación y el dolor. Coloque su pierna sobre almohadas o sábanas para mantenerla elevada cómodamente.

Programe una cita con su proveedor de salud como se le indique:

Escriba las preguntas que tenga para que recuerde hacerlas durante sus citas.

© 2015 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide