Skip to Content

Labio Leporino Y Paladar Hendido

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué son el labio leporino y el paladar hendido?

El labio leporino es una afección que provoca una abertura o separación en el labio superior del niño. El paladar hendido ocurre en el techo de la boca de su hijo. El niño podría tener labio leporino, paladar hendido o ambos. El labio leporino y el paladar hendido son distintos tipos de defectos de nacimiento. Estos ocurren cuando el labio del niño o el techo de la boca no crecen normalmente durante el embarazo. Una hendidura sucede al principio del embarazo al formarse los huesos faciales del niño. Es más probable que el niño tenga una hendidura si algún familiar la tiene. Los medicamentos, las infecciones virales, fumar o consumir alcohol durante el embarazo podrían aumentar el riesgo para el niño.


¿Cuáles son los signos y síntomas del labio leporino y del paladar hendido?

  • Una división en uno o ambos lados del labio superior del niño
  • Un corte pequeño en el labio o una abertura ancha desde el labio superior hasta la nariz
  • Un agujero en el techo de la boca
  • La campanilla dividida (el tejido que cuelga en la parte posterior de la garganta del niño)

¿Cómo se diagnostican el labio leporino o el paladar hendido?

El proveedor de atención médica de su bebé identificará el labio leporino en cuanto nazca el bebé. Verificará dentro de la boca del bebé para ver si hay una hendidura en el paladar. El labio leporino o el paladar hendido también pueden verse con una ecografía cuando el bebé todavía está en el útero.

¿Cómo se tratan el labio leporino y el paladar hendido?

La reparación de labio leporino y paladar hendido es una cirugía para cerrar las aperturas en la boca y el labio de su hijo. El labio leporino puede repararse cuando el niño tiene entre 3 y 6 meses de edad. El paladar hendido puede repararse entre los 9 y los 12 meses de edad.


¿Cómo alimento al niño?

Alimentar a su niño puede ser difícil. Intente mantenerse calmado y paciente. Esto le ayudará al niño a relajarse mientras come. Enseñe a otras personas cómo alimentar a su niño. Esto le proporcionará apoyo y ayuda para manejar el estrés. Los siguientes consejos podrían ayudarle con la alimentación de su niño:

  • La lactancia materna ayuda al niño a succionar mejor porque el pecho llena la hendidura. La lactancia también disminuye el riesgo del niño de contraer infecciones en el oído y lo ayuda a fortalecer los músculos que usa para comer.
  • Su hijo podría necesitar usar un biberón si no puede amamantar. Los médicos la ayudarán a encontrar los biberones, chupones y otros artículos adecuados para alimentar al niño. Pregúnteles a los médicos sobre los biberones y las tetinas para niños que tienen una hendidura. Si no encuentra estos productos, busque tetinas con aberturas grandes o un corte en forma de cruz en la tetina. Estas tetinas ayudarán a su hijo a obtener más leche con cada succión. También puede utilizar biberones exprimibles para ayudar a que la leche ingrese en la boca de su hijo. Estos materiales podrían ayudar a reducir el riesgo de ahogarse.
  • Alimente a su niño en una posición vertical. La cabeza debe estar más arriba que el estómago. Esto contribuirá a evitar que se atore. También ayudará a evitar que los líquidos se salgan por la nariz o se vayan a los oídos.
  • Alimente a su niño lentamente a lo largo de 18 a 30 minutos. Póngalo a eructar después de que tome 1 o 2 onzas de líquido para disminuir la cantidad de aire que traga.
  • No sobrealimente a su bebé. Busque signos de que su bebé terminó de alimentarse. Su bebé mira alrededor en lugar de mirarla a usted. Es posible que mastique el pezón en vez de succionar. También puede llorar y tratar de escabullirse.
  • No acueste al niño con el biberón. Esto podría aumentar su riesgo de ahogarse, de tener infecciones en el oído y caries.

¿Cómo puedo controlar el labio leporino y paladar hendido del niño?

  • Es posible que necesite terapia del lenguaje y de nutrición. Un nutricionista puede ayudarle a elegir los mejores alimentos para su hijo.
  • Limpie suavemente la hendidura después de cada comida. Use agua y un hisopo de algodón.
  • A medida que su hijo crece, hágalo participar de las decisiones sobre el cuidado. Es posible que quede una cicatriz después de la cirugía. Cuando sea adolescente, quizá comience a decir que desea que esa cicatriz se examine o alise. Es posible que le preocupen la forma en que se ve o la forma en que habla. Escuche a su niño. Ayúdele a desarrollar una autoestima sana.

¿Dónde puedo obtener apoyo y más información?

  • Cleft Palate Foundation
    1504 E. Franklin St, Ste. 102
    Chapel Hill , North Carolina 27514-2820
    Phone: 1- 919 - 933-9044
    Web Address: http://www.cleftline.org

¿Cuándo debo llamar al médico de mi bebé?

  • Su niño se niega comer o beber.
  • Su hijo llora sin lágrimas.
  • Los labios, boca y lengua del niño están secos.
  • Los ojos de su niño se ven hundidos.
  • La fontanela (la parte blanda en la parte superior de la cabeza) de su bebé se encuentra hundida.
  • El niño orina en pequeñas cantidades o nada en lo absoluto.
  • Usted se siente agobiado y necesita ayuda para alimentar al niño.
  • Su hijo no está comiendo tan bien como lo hace normalmente.
  • Su hijo actúa cansado, soñoliento, inquieto o irritable.
  • Su hijo tiene fiebre, dolor en el oído y problemas para escuchar.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre la condición o el cuidado de su hijo.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su hijo. Infórmese sobre la condición de salud de su niño y cómo puede ser tratada. Discuta las opciones de tratamiento con los médicos de su niño para decidir el cuidado que usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.

Hide