Skip to Content

La Leishmaniasis

CUIDADO AMBULATORIO:

La leishmaniasis

es una infección provocada por un parásito. El flebótomo hembra lleva el parásito y se lo transmite por medio de una picadura. La infección puede afectar la piel, las membranas mucosas o los órganos. La infección también puede propagarse por todo el cuerpo.

Signos y síntomas de la leishmaniasis:

Los signos y síntomas pueden ser leves o intensos, y pueden presentarse semanas o meses después de la picadura. También pueden aparecer lesiones en la piel (úlceras) años más tarde, después de una cirugía o una lesión en la piel. Usted puede presentar lo siguiente, según la parte del cuerpo afectada:

  • Úlceras cutáneas (llagas que se abren)
  • Dolores en la piel que comienzan como pequeños puntos y se convierten en grandes zonas escamosas o con costras, o en piel oscurecida
  • Dolor en una úlcera en la piel, generalmente si está infectada con la bacteria
  • Fiebre, cansancio o pérdida de peso
  • Diarrea y dolor o sensibilidad abdominal
  • Ictericia (coloración amarillenta de la piel o la parte blanca de los ojos)
  • Tejido adicional que crece en la nariz u orificios en el cartílago de la nariz
  • Voz ronca, problemas dentales o tos

Busque atención médica de inmediato si:

  • Su corazón está latiendo mas rápido de lo normal.
  • Usted tiene dificultad para respirar o le falta el aire.
  • Usted nota sangre en su orina o en sus deposiciones.
  • Tiene dificultad para orinar u orina muy poco.
  • Usted tiene dolor abdominal intenso.
  • Su piel o las partes blancas de sus ojos se vuelven amarillentas.

Pregúntele a su médico qué vitaminas y minerales son adecuados para usted.

  • Su piel tiene signos de infección, como pus o inflamación.
  • Sus síntomas no mejoran con el tratamiento.
  • Usted tiene fiebre.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

Tratamiento:

Las úlceras de la piel pueden desaparecer por sí solas, sin tratamiento. Esto puede tomar meses o años, y pueden quedarle cicatrices de las llagas. Posiblemente necesite tratamiento para la leishmaniasis cuando sea grave o afecte partes que no sean la piel. Su médico puede usar más de un tipo de tratamiento.

  • Medicamentos, pueden administrarse para matar el parásito. El medicamento podría administrarse en forma de píldora, inyección, o a través de una vía intravenosa. Es posible que deba ponerse cremas o ungüentos recetados en las úlceras de la piel para que sanen. Puede necesitar antibióticos si desarrolla una infección bacteriana en alguna de las llagas de la piel.
  • Procedimientos pueden utilizarse para extraer las lesiones de piel grandes, reparar el daño de la piel o tratar las cicatrices que quedaron. Los procedimientos incluyen el uso de frío, calor, láser o electricidad para eliminar la lesión. La cirugía puede ser necesaria si la zona es grande o causó daño más allá de la zona de la picadura.

Cuidados personales:

  • Descanse tanto como sea necesario. La leishmaniasis puede hacer que sienta más cansancio que de costumbre. Descansar puede ayudarlo a sentirse mejor.
  • Tome más líquidos como se le indique. Los líquidos lo ayudan a evitar la deshidratación y a que sus órganos funcionen correctamente. Pregunte a su médico sobre la cantidad de líquido que necesita tomar todos los días y cuáles le recomienda.
  • Consuma alimentos saludables y variados. Los alimentos saludables pueden ayudar a aumentar su energía y aumentar de peso si ha adelgazado demasiado. Si tiene menos apetito que de costumbre, intente comer pequeñas comidas varias veces al día. Los alimentos saludables incluyen frutas, verduras, productos lácteos bajos en grasa, carnes magras, pescado, panes integrales y frijoles cocidos. Su médico o dietista puede ayudarlo a crear un plan de comidas saludables.
  • Cuide su boca de ser necesario. La leishmaniasis que afecta las membranas mucosas puede hacer que su boca esté más sensible. Utilice un cepillo de dientes con cerdas suaves o hecho para bocas sensibles. Cepille y use hilo dental suavemente. No use enjuagues bucales. Algunas clases pueden arder o causar escozor si tiene úlceras en la boca.

Prevenir la leishmaniasis:

  • Protéjase cuándo vaya a lugares donde hay flebótomos. Si es posible, permanezca en lugares cerrados desde el anochecer al amanecer. Los flebótomos se alimentan (pican) durante la noche. Tienden a estar menos activos durante las horas más calurosas del día. De todos modos, los flebótomos pueden picarlo durante el día si los molesta. Mantenga su piel cubierta cuando esté al aire libre. Use pantalones y camisas de manga larga. Use medias gruesas y botas que le cubran los tobillos. Meta el pantalón dentro de las medias.
  • Coloque mallas en todas las ventanas de su casa si usted vive donde los flebótomos son comunes. Los flebótomos son más pequeños que los mosquitos. Las mallas deben tener agujeros muy pequeños para evitar que los flebótomos ingresen.
  • Aplíquese un repelente para insectos. Solo aplique el repelente al aire libre para que no lo tenga que respirar. Siga las instrucciones que vienen con el repelente. Lave y quítese el repelente tan pronto se encuentre bajo techo. Lave toda la ropa que se haya rociado con el repelente antes de volverla a usar. Se debe usar un repelente que contenga químicos DEET (N-N Dietil Toluamida) o permetrin:
    • Aplique un repelente con DEET sobre la ropa y la piel descubierta. No se lo aplique a la cara directamente. Coloque una pequeña cantidad en sus manos y aplíquesela en su cara. Evitando el área de los ojos y la boca. No aplique un repelente con DEET a un niño menor de 2 meses.
    • Aerosol de permetrina (permethrin) solamente en la ropa. No se lo aplique directamente en la piel.
  • Coloque mosquiteros sobre las camas de su casa. Los mosquiteros evitarán que los flebótomos lo piquen mientras duerme. Algunos mosquiteros se humedecen con insecticida. También puede rociar insecticida en los mosquiteros si es necesario. Las mallas y las cortinas también pueden rociarse con insecticida para ayudar a proteger las zonas de las ventanas.

Acuda a sus consultas de control con su médico según le indicaron.

Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

© 2018 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide