Skip to Content
Is it Exocrine Pancreatic Insufficiency? Get more info

Hernia Inguinal En Niños

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué es una hernia inguinal?

Una hernia inguinal ocurre cuando los órganos o el tejido abdominal se forzan a través de un área débil de la pared abdominal y pasan a través de ésta. La pared abdominal está formada de grasa y músculo. Mantiene a los órganos en su lugar. La hernia podría contener líquido, tejido del abdomen o parte de un órgano (como un intestino).

¿Cuáles es la causa de las hernias inguinales en niños?

Las hernias son más comunes en los bebés prematuros. Su hijo tiene un riesgo mayor de una hernia si alguien en su familia tuvo una hernia inguinal. Ciertos problemas de salud, como la fibrosis quística o un testículo no descendido, también aumenta el riesgo de su niño de una hernia. Una hernia podría ser provocada por una abertura en la pared abdominal que no se cierra a la hora del nacimiento. La debilidad en la pared abdominal también puede provocar una hernia.

¿Cuáles son los signos y síntomas de una hernia inguinal?

Es posible que usted note un bulto o una protuberancia en la ingle, abdomen bajo, labios (colgajos de piel de la parte exterior de los genitales femeninos) o escroto de su niño o niña. Las hernias inguinales usualmente no provocan dolor. Los signos y síntomas podrían desaparecer cuando su niño se recueste o se relaje. Podrían empeorar cuando su niño llore, tosa, se levante o haga esfuerzo al tener una evacuación intestinal.

¿Cómo se diagnostica una hernia inguinal?

El médico de su niño le examinará el abdomen y la ingle en busca de protuberancias. Es posible que trate de reducir manualmente la hernia. La reducción manual significa que el médico de su niño usará sus manos para ejercer presión firme y constante en la hernia. Él continuará hasta que la hernia desaparezca dentro de su pared abdominal. Su niño podría necesitar cualquiera de lo siguiente:

  • Exámenes de sangre u orina para revisar la función del riñón de su niño o para encontrar signos de infección.
  • Radiografía, ultrasonido, tomografía computarizada o imagen por resonancia magnética (IRM) podrían mostrar el tejido u órgano que está dentro de la hernia. También podría mostrar si hay falta de flujo sanguíneo a un órgano, si los intestinos están obstruidos o si los órganos tienen algún orificio. Es posible que a su niño le den líquido de contraste para ayudar a que sus órganos se vean mejor en las imágenes. Informe al médico si su niño alguna vez ha tenido una reacción alérgica al líquido de contraste. No permita que su niño entre a la sala de la resonancia magnética con metales. El metal puede causar lesiones serias. Informe a su médico si su niño tiene algún metal dentro o sobre su cuerpo.

¿Cómo se trata una hernia inguinal?

La hernia inguinal de su niño podría mejorar sin tratamiento o es posible que requiera cirugía. La cirugía se realiza para colocar la hernia de vuelta dentro de la pared abdominal. La cirugía podría ser necesaria inmediatamente si la hernia de su niño está deteniendo el flujo de sangre a sus intestinos. También podría realizarse inmediatamente si está provocando un orificio en sus intestinos o si está evitando que su niño tenga evacuaciones intestinales.

¿Cómo puedo controlar la hernia de mi niño?

  • Dele a su niño líquidos y alimentos altos en fibra, como se le indique. Los líquidos y la fibra podrían evitar el estreñimiento o el esfuerzo durante una evacuación intestinal. Esto podría evitar que la hernia crezca. Pregunte cuánto líquido necesita tomar su niño y cuáles son los más adecuados para él. Los alimentos que contienen fibra incluyen a las frutas, verduras, frijoles, lentejas y granos enteros.
  • No coloque nada sobre la hernia de su niño. No coloque cinta o una moneda sobre la hernia. Esto podría causar daño a su niño.
  • Dele AINEs a su niño como se le indique. Los AINEs, como el ibuprofeno, ayudan a aliviar el dolor y la fiebre. Este medicamento esta disponible con o sin una receta médica. Los AINEs pueden causar sangrado estomacal o problemas renales en ciertas personas. Si su niño está tomando un anticoágulante, siempre pregunte si los AINEs son seguros para él. Siempre lea la etiqueta de este medicamento y siga las instrucciones. No administre este medicamento a niños menores de 6 meses de vida sin antes obtener la autorización de su médico.

¿Cuándo debo buscar atención inmediata?

  • La hernia del niño se hace más grande, está firme, azul o morada.
  • El abdomen de su niño se ve más grande, redondo o más lleno de lo normal.
  • Su niño deja de tener evacuaciones intestinales y deja de pasar gas.
  • Su hijo tiene sangre en las evacuaciones intestinales.
  • Su hijo está llorando más de lo normal o parece tener dolor.

¿Cuándo debo comunicarme con el médico de mi niño?

  • Su hijo tiene fiebre .
  • Su hijo está vomitando.
  • Su hijo tiene dificultad para tener una evacuación intestinal.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre la condición o el cuidado de su hijo.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su hijo. Infórmese sobre la condición de salud de su niño y cómo puede ser tratada. Discuta opciones de tratamiento con el médico de su hijo, para decidir el cuidado que usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide