Skip to Content

Fractura Nasal En Niños

LO QUE NECESITA SABER:

Una fractura nasal (una nariz quebrada) es una fractura o quiebre en los huesos o cartílago de la nariz de su niño. El cartílago es un tejido fuerte que cubre el final de un hueso. Su niño podría tener una quebradura en la parte de arriba de la nariz (puente), el lado, o en el tabique nasal. El tabique nasal está en el medio de la nariz y divide las fosas nasales.

INSTRUCCIONES SOBRE EL ALTA HOSPITALARIA:

Medicamentos:

  • Antibióticos: Este medicamento va a ayudar a combatir o prevenir una infección. Asegúrese que su niño tome sus antibióticos hasta que se hayan terminado, aún si se esta sintiendo mejor.
  • Medicamento para el dolor: Su hijo podría recibir medicamento para suspender o reducir su dolor. No espere hasta que el dolor este muy severo para administrar el medicamento a su hijo.
  • Descongestionante: Este medicamento disminuye la inflamación nasal y ayuda a respirar con más facilidad.
  • Administre el medicamento a su niño como se le haya indicado: Llame al proveedor de salud de su niño si piensa que el medicamento no esta funcionando como se había esperado. Infórmele si su niño es alérgico a algún medicamento. Mantenga una lista vigente de los medicamentos, vitaminas, o hierbas que toma su niño. Incluya la cantidad que toma, la forma y la razón porque los esta tomando. Traiga la lista o los recipientes de las píldoras a sus visita de seguimiento. Mantenga la lista con usted en caso de emergencia.
  • No administre aspirina a niños menores de 18 años de edad: Su niño podría desarrollar el síndrome de Reye si toma aspirina. El síndrome de Reye podría causar daño de peligro mortal al cerebro e hígado. Revise las etiquetas del medicamento de su niño para aspirina, salicilato, o aceite de gaulteria.

Como cuidar de la fractura nasal de su niño en casa:

  • Su niño podría necesitar más descanso de lo que realiza mientras se esta recuperando. Los juegos silenciosos mantienen a su niño ocupado de forma segura para que no se ponga inquieto y corra riesgo para lesionarse. Haga que su niño lea o dibuje cuando esta despierto. Siga las instrucciones sobre la cantidad de descanso que su niño debería recibir mientras se esta recuperando.
  • Hielo: Coloque una bolsa con hielo sobre la nariz de su niño para ayudar a reducir el dolor y la inflamación. Pregúntele al médico de su niño por cuánto tiempo y con cuánta frecuencia usar la bolsa con hielo.
  • Enjuagues: Remueva la sangre y todo resto de la misma que queda en la nariz de su niño usando agua o agua salada. Pídale al médico que le muestre como enjuagar la nariz de su niño.
  • Cuidado de la herida: Pídale al médico que le muestre como cuidar de los drenajes, tablilla, o relleno de la nariz de su niño.

Programe una cita con el médico de cabecera de su niño o un especialista en 2 a 4 días o como se le indica:

Anote todas sus preguntas para que no se le olvide hacerlas durante las citas. El tratamiento de seguimiento es necesario por meses y hasta años después para vigilar y corregir problemas durante el proceso de sanación y crecimiento.

Prevenga lesiones adicionales a la nariz de su niño:

  • Proteja la nariz de su niño: Proteja la nariz de su niño para prevenir sangrados, moretones, u otras fracturas. Si su niño juega deportes, pregúntele al médico de cabecera de su niño si puede usar una máscara para proteger su nariz.
  • Evite limpiarse la nariz: La nariz de su niño podría salirse de lugar antes de sanar. Pregúntele al médico de cabecera de su niño cuando se puede limpiar la nariz de nuevo sin peligro.

Comuníquese con el médico de cabecera de su niño si:

  • Su niño tiene una fiebre.
  • Su niño sigue teniendo sangrados.
  • El dolor de cabeza de su niño empeora, aún después de tomarse sus medicamentos para el dolor.
  • La piel de su niño tiene comezón, se inflama, o tiene un sarpullido.
  • La tablilla, drenajes o relleno de la nariz de su niño se suelta.
  • Usted tiene preguntas sobre la condición o cuidados de su niño.

Regrese al departamento de emergencias si:

  • Usted cree que alguien ha lastimado a su niño.
  • Un líquido claro le está saliendo de la nariz a su niño.
  • Su niño está viendo doble o tiene dificultad moviendo los ojos.
  • Su niño tiene dificultad para respirar, oler o hablar.
  • Su niño tiene una inflamación como del tamaño de una uva dentro de su nariz.

© 2015 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide