Skip to Content

Deficiencia De La Hormona Del Crecimiento En Niños

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué es la deficiencia de la hormona del crecimiento (DHC)?

La DHC es una condición que impide que la glándula pituitaria de su hijo produzca suficiente hormona del crecimiento. La glándula pituitaria se encuentra en el cerebro. La hormona del crecimiento hace que los niños y adolescentes crezcan en altura. A lo largo de la vida, ayuda a aumentar la masa muscular y fortalece los huesos. La hormona del crecimiento también ayuda al hígado y al páncreas a trabajar correctamente y estimula el sistema inmunitario. Su hijo puede nacer con DHC o esta puede desarrollarse más tarde.

¿Cuáles son los signos y síntomas de la DHC?

  • En los recién nacidos, la hipoglucemia (nivel bajo de azúcar en la sangre)
  • Un pene pequeño en los varones recién nacidos
  • Una estatura más baja que la media para su edad
  • El crecimiento sigue estando más atrasado que el promedio hasta que termina la pubertad
  • Un comienzo de la pubertad más tardío que el promedio, o la pubertad no comienza
  • Peso corporal extra, generalmente en el abdomen

¿Qué causa o aumenta el riesgo de su niño de tener DHC?

  • Antecedentes familiares de DHC
  • Problemas con la formación de la glándula pituitaria antes del nacimiento
  • Una lesión en la glándula pituitaria, como por ejemplo una lesión en la cabeza
  • Una condición que afecta el cráneo o la cara, como el labio leporino o el paladar hendido
  • Una infección que afecta la glándula pituitaria
  • Un tumor de la glándula pituitaria, o la radiación usada para tratar un tumor

¿Cómo se diagnostica la DHC?

El médico de su hijo examinará el peso y la altura del niño. Utilizará una tabla de crecimiento para comparar la altura de su hijo con la altura media de los niños de su edad. Puede preguntar si su hijo tiene antecedentes familiares de DHC u otros trastornos hormonales. Informe al médico acerca de las condiciones médicas de su hijo y los medicamentos actuales. Si su hijo es un adolescente, el médico puede preguntarle si la pubertad ha comenzado. Es posible que su hijo necesite varias pruebas antes de que se pueda diagnosticar la DHC:

  • Los análisis de sangre se pueden usar para determinar la cantidad de ciertas hormonas en el cuerpo de su hijo.
    • Algunas pruebas se utilizan para descartar otras condiciones que pueden estar causando los problemas de crecimiento de su hijo. Es posible que se compruebe el nivel de la hormona tiroidea de su hijo. A las niñas pueden examinarlas para detectar una condición llamada síndrome de Turner, que afecta el crecimiento y el desarrollo.
    • Si las pruebas muestran que no son la causa, es posible que se compruebe el nivel de la hormona del crecimiento de su hijo. La cantidad de hormona del crecimiento puede cambiar a lo largo del día. Esto significa que no es la mejor manera de detectar la DHC.
    • También se puede comprobar el nivel del factor de crecimiento insulínico 1 (IGF-1) de su hijo. El nivel de IGF-1 no cambia tanto como el de la hormona del crecimiento. Un nivel extremadamente bajo de IGF-1 significa que su hijo probablemente tenga DHC.
  • Una radiografía puede obtenerse de la mano, la muñeca y el antebrazo de su hijo. El médico de su hijo medirá las placas de crecimiento en los extremos de los huesos. A medida que su hijo crece, las placas de crecimiento se hacen más delgadas hasta que desaparecen. El médico de su hijo estimará una edad ósea basada en el tamaño de las placas de crecimiento.
  • Una resonancia magnética (RM) puede utilizarse para revisar la glándula pituitaria de su hijo y los tejidos que la rodean. Las imágenes podrían mostrar un tumor, una lesión u otros problemas. No permita que su hijo entre a la sala de la resonancia magnética con ningún objeto de metal. El metal puede causar lesiones serias. Informe al médico si su hijo tiene cualquier metal en o sobre su cuerpo.
  • Una prueba de estimulación de la hormona del crecimiento se utiliza para ver si se produce la hormona del crecimiento. Su hijo recibirá medicamentos que hacen que se libere la hormona del crecimiento. Le tomarán una muestra de su sangre unas 2 o 3 horas después. Si no se libera la hormona del crecimiento, el médico de su hijo puede diagnosticar la DHC.

¿Cómo se trata la DHC?

El tratamiento depende de la altura y edad de su hijo, y de la causa de su DHC. El tratamiento suele incluir medicamentos para reemplazar la hormona del crecimiento que falta. El médico de su hijo le dirá durante cuánto tiempo seguir dándole los medicamentos. Esto suele durar varios años, hasta que el crecimiento se termina.

  • La hormona de crecimiento humano recombinante (rhGH) es una inyección que su hijo recibirá 1 vez al día. Los médicos de su niño le mostrarán cómo aplicar la inyección. Se puede administrar en el brazo, la pierna, la nalga o el estómago de su hijo. El médico de su hijo le mostrará cómo rotar los sitios (elegir un sitio diferente cada día).
  • El IGF-1 humano es una inyección que se puede administrar si su hijo no responde a la rhGH.

¿Qué puedo hacer para ayudar a mi hijo a controlar la DHC?

  • Ayude a su niño a desarrollar su autoestima. Puede que resulte difícil para su niño formar una autoestima que no esté relacionada con la apariencia física. Su hijo puede sentirse diferente si es más bajo que los demás. También puede ser más bajo que sus hermanos más pequeños. Ofrézcase a escuchar a su hijo si quiere hablar de cómo se siente diferente. No desestime los sentimientos de su hijo. Ayude a su hijo a concentrarse en lo que hace bien o le gusta de sí mismo.
  • Dele a su hijo alimentos saludables, ricos en calcio y vitamina D. El calcio y la vitamina D trabajan juntos para ayudar al cuerpo de su hijo a desarrollar los huesos y mantenerlos fuertes. La leche, el queso, el brócoli, el tofu, las almendras y el salmón y sardinas enlatados son buenas fuentes de calcio. La vitamina D se encuentra en los aceites de pescado, en algunos vegetales y en la leche fortificada, los cereales y el pan. La vitamina D también se forma en la piel cuando es expuesta al sol. Pregunte al médico del niño cuánta luz solar es segura para su niño.

  • Ayude a que su niño sea físicamente activo. La actividad física puede ayudar a desarrollar huesos fuertes. También puede ayudar a prevenir las enfermedades cardíacas, la diabetes y otros problemas de salud. Su niño debe intentar hacer 60 minutos de actividad física cada día. El médico puede ayudarle a crear un plan de actividad física para su hijo. El plan incluirá actividad aeróbica, como caminar, saltar la soga o andar en bicicleta. El plan también incluirá actividades para aumentar los músculos, como el levantamiento de pesas.
    Caminata en familia para ejercitarse

¿Cuándo debo llamar al médico de mi hijo?

  • Su hijo se siente deprimido o tiene problemas de autoestima por la DHC.
  • Su hijo tiene síntomas nuevos o peores.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre la condición o el cuidado de su hijo.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su hijo. Infórmese sobre la condición de salud de su niño y cómo puede ser tratada. Discuta las opciones de tratamiento con los médicos de su niño para decidir el cuidado que usted desea para él.Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.