Skip to Content

Criocirugía Para Cáncer De Próstata

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué necesito saber sobre la criocirugía?

La criocirugía, que también se conoce como crioterapia o crioablación, es una cirugía para el tratamiento del cáncer de próstata mediante la congelación de las células cancerosas de la próstata. La próstata es una glándula masculina que contribuye a la producción del semen.


¿Cómo me preparo para la criocirugía?

Su médico le explicará cómo debe prepararse para la cirugía. Le puede indicar que no consuma ningún alimento ni bebida después de la medianoche del día de la cirugía. Le dirá qué medicamentos puede tomar el día de la cirugía.

¿Qué sucederá durante la criocirugía?

  • Pueden administrarle anestesia general para mantenerlo dormido y libre de dolor durante la cirugía. O en su lugar podrían administrarle anestesia local para adormecer el área. Usted estará despierto con la anestesia local, pero no sentirá dolor. Le colocarán un catéter tibio en la uretra. Esto evitará que el recto y la uretra se congelen con la baja temperatura del tratamiento. Su médico le introducirá un aparato transductor de ultrasonido por el recto para guiar la introducción de las criosondas (sondas o agujas). Es posible que se realicen pequeñas incisiones en el periné si se usan criosondas grandes. El periné es el área que se encuentra entre el pene y el ano. Le colocarán entre 6 a 30 criosondas en la próstata a través del periné. Estas criosondas están conectadas a una máquina y a una computadora que le permite al médico controlar la temperatura. También se usarán sensores para controlar la temperatura de la próstata y de las estructuras cercanas. A continuación se pasará un agente criógeno (líquido químico de enfriamiento) por las crisondas hasta llenar la próstata.
  • Una vez que el agente criógeno se encuentre dentro de la próstata, el médico puede ajustar fijará la temperatura al punto de congelación o inferior. Se formarán pequeñas bolas de hielo que congelarán las células cancerosas. Luego el médico sustituirá el líquido por helio para permitir que el hielo se derrita. Es posible que repita el proceso de congelar y dejar derretir el hielo para asegurarse de que todas las células cancerosas sean destruidas. Una vez que se realice este proceso por última vez, colocarán un catéter en su vejiga para ayudar a drenar la orina. Las criosondas serán extraídas y cerrarán y cubrirán con vendajes las incisiones realizadas.

¿Qué sucederá después de la criocirugía?

El catéter que se colocó durante la cirugía para drenar la orina permanecerá en su lugar hasta por 3 semanas después de la cirugía. Usted debe esperar tener algo de moretones y molestias en el lugar donde los aparatos entraron en su cuerpo. Esto es normal y se le pasará pronto. Es posible que le den de alta el mismo día del procedimiento o podría ser necesario que se quede en el hospital.

¿Cuáles son los riesgos de la criocirugía?

  • Podrían surgir problemas durante la criocirugía y el médico verse en la necesidad de realizar una incisión más grande. Una incisión más grande le permitirá arreglar los problemas con su próstata o detener el sangrado. La temperatura fría podría causar irritación o daño en el interior y alrededor de la próstata. La próstata u otras partes del tracto urinario podrían sufrir lesiones durante la cirugía. La circulación de la sangre y las ramificaciones de los nervios podrían verse afectadas y ocasionar que tenga más dificultad para orinar o para tener una erección. También es posible que tenga inflamación, dolor pélvico o que sienta las piernas adormecidas. Aún después de haberse sometido a la criocirugía, existe la posibilidad de que no se hayan eliminado todas las células cancerosas o de que el tumor regrese. Es posible que deba someterse a más criocirugías o a otros procedimientos.
  • Se le podría formar un coágulo sanguíneo en la pierna o el brazo. El coágulo podría desprenderse y viajar a su corazón o cerebro y crear problemas de peligro mortal, como un ataque al corazón o un derrame cerebral.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de ayudar a planear su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado que usted desea recibir. Usted siempre tiene el derecho de rechazar el tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide