Skip to Content

Apnea Infantil

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué es el apnea infantil?

La apnea infantil es un episodio en el que su bebé deja de respirar por más de 20 segundos sin razones obvias. Su bebé podría comenzar a respirar de nuevo con ciertas medidas o por sí solo. La apnea infantil también se conoce como evento aparente de amenaza a la vida (EAAV). Un EAAV es un episodio que asusta a la persona que lo ve.

¿Qué aumenta el riesgo de mi bebé de padecer apnea infantil?

La causa del apnea infantil podría desconocerse. Es posible que cualquiera de lo siguiente aumente el riesgo de su bebé:

  • Convulsiones, una infección severa o una enfermedad del corazón
  • Dificultad para respirar mientras duerme o se alimenta
  • Condiciones como reflujo gástrico, azúcar baja en la sangre o una lesión en la cabeza
  • Ser prematuro, deformidad de las vías respiratorias superiores o algunas condiciones genéticas

¿Cuáles son los signos del apnea infantil?

La mayoría de los periodos de apnea suceden mientras su bebé está durmiendo, pero también pueden suceder mientras está despierto. Usted podría notar cualquiera de los siguientes en su bebé:

  • Piel fría que se ve pálida y azul
  • Piel roja y asfixia, atragantamiento o jadeo
  • Falta de movimiento en el pecho y músculos flácidos
  • Movimiento en el pecho sin ninguna señal de que sale aire o aliento

¿Cómo se diagnostica el apnea infantil?

El médico de su bebé le hará preguntas acerca de estos episodios. Es posible que su bebé necesite exámenes de sangre y orina, estudios del sueño o electrocardiogramas (ECG). También puede necesitar una punción lumbar, radiografía de tórax o pruebas de imágenes de la cabeza. Se puede usar un trago de bario para detectar el reflujo gástrico.

¿Cómo se trata la apnea infantil?

El tratamiento depende de la causa del apnea de su bebé. Es posible que deje de tener periodos de apnea conforme crezca.

¿Qué debería hacer si mi bebé tiene un episodio de apnea?

No sacuda a su bebé para hacer que respire.

  • Golpee suavemente la planta del pie de su bebé.
  • Frote su espalda.
  • Cambie la posición de la cabeza y cuello.
  • Realice reanimación cardiopulmonar (RCP), si es necesario.

¿Qué puedo hacer para manejar los episodios de apnea?

Mantenga su bebé seguro en su hogar haciendo lo siguiente:

  • Escriba qué es lo que estaba pasando antes, durante y después de un episodio. Escriba cuánto dura cada episodio. Lleve la información a las citas de su bebé con su médico.
  • Use el monitor de apnea como se le indique. Su médico le enseñará a usted y a otro miembros de su hogar a usar el monitor del apnea. Asegúrese de que siempre esté alguien disponible para responder a las alarmas del monitor del apnea.
  • Tenga los números de emergencia cerca del teléfono.

¿Cómo pongo a mi bebé a dormir de una manera segura?

Dígale a los abuelos, las niñeras, y a los demás encargados de cuidar a su bebé que sigan las siguientes reglas:

  • Acueste al bebé boca arriba para dormir. Haga esto cada vez que él duerma (siestas y por la noche). Haga esto incluso si duerme más profundo sobre su estómago o de lado.
  • Ponga a dormir a su bebé en una superficie firme y plana. Su bebé debería dormir en una cuna, un moisés o mecedora que cumpla con los estándares de seguridad de la Comisión de Seguridad de Productos para el Consumidor (CPSC por sus siglas en inglés). No permita que duerma sobre almohadas, camas de agua, colchones blandos, edredones, asientos suaves rellenos de bolitas que adoptan la forma del que se sienta, ni ninguna otra superficie blanda. Si se queda dormido en el asiento infantil de seguridad para el auto, el coche para bebé, o la mecedora páselo a la cuna del bebé. Se podría cambiar de posición en uno de los aparatos para sentarse y no poder respirar bien.
  • Acueste a su bebé en su propia cuna. Una cuna o un moisés en su habitación, cerca de su cama, es el lugar más seguro para que duerma su bebé. No permita que se duerma en su cama o en un sillón con usted. No permita que duerma sobre un almohada, un sillón o un reclinable.
  • No deje objetos suaves ni ropa de cama floja en su cuna: La cuna del bebé sólo debe tener un colchón con una sábana ajustable. Utilice una sábana hecha para el colchón. No ponga almohadas, protectores de cuna, edredones o animales de peluche en su cama. Vista a su bebé con un saco de dormir o con ropa para dormir antes de acostarlo. No use sábanas sueltas. Si usted tiene que usar una manta, ajústela por debajo del colchón.
  • No permita que su niño tenga mucho calor. Mantenga la habitación a una temperatura que resulte cómoda para un adulto. Nunca lo vista con más de 1 prenda de vestir de lo que usted usaría. No cubra su cara ni cabeza mientras duerme. Su bebé está demasiado acalorado si está sudando o si su pecho se siente caliente. Si usted envuelve a su bebé, no coloque la cobija con la que lo envolvió por encima del nivel de sus axilas.
  • No levante la cabecera de su cama. Su bebé podría deslizarse o rodar en una posición que le hace difícil respirar.
  • No fume o permita que otros fumen cerca de su bebé. No permita que nadie fume en su casa o vehículo. El humo se mete hasta sus muebles y ropa, y esto significa que su bebé está respirando químicos nocivos. Esto aumenta su riesgo del síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL).

Llame al 911 si presenta:

  • Usted tiene que realizar reanimación cardiopulmonar (RCP) a su bebé.
  • Su bebé no se despierta.
  • Su bebé tiene una convulsión.

¿Cuándo debo consultar al médico de mi bebé?

  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de la condición o el cuidado de su bebé.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su bebé. Informarse acerca del estado de salud del bebé y la forma como puede tratarse. Discuta las opciones de tratamiento con el médico de su bebé para decidir el cuidado que usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide