Skip to Content

Síndrome De Guillain-barré

LO QUE NECESITA SABER:

El Síndrome de Guillain-Barré (SGB) es una afección rara que causa daño a los nervios que controlan el movimiento y su sentido del tacto. Usted puede tener síntomas leves, tales como debilidad muscular. Usted puede tener síntomas más graves, tales como parálisis.

INSTRUCCIONES SOBRE EL ALTA HOSPITALARIA:

Busque atención médica de inmediato si:

  • No puede tragar.
  • Usted se desmaya o no puede pensar con claridad.
  • Le falta el aire.
  • Usted no puede mover parte de su cuerpo.

Pregúntele a su médico qué vitaminas y minerales son adecuados para usted.

  • Usted tiene fiebre.
  • Le salen llagas en la piel o las llagas empeoran.
  • Tiene cambios en su vista.
  • Se le hinchan o tiene sensibilidad en las pantorrillas.
  • No puede evacuar el intestino o le resulta más difícil hacerlo.
  • Tiene enrojecimiento, erupción o inflamación en la piel.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

Medicamentos:

Es posible que usted necesite alguno de los siguientes:

  • Los anticoagulantes ayudan a prevenir la formación de coágulos. Unos ejemplos de anticoagulantes incluyen la heparina y warfarina. Los coágulos pueden ocasionar derrames cerebrales, ataques al corazón y hasta la muerte. Las siguientes son pautas generales de seguridad para seguir mientras está tomando un anticoagulante:
    • Esté pendiente de sangrados y moretones mientras esté tomando anticoagulantes. Esté atento a cualquier sangrado de las encías o nariz. Vigile que no haya sangre en su orina y movimientos intestinales. Use un paño o toalla suave para su piel y un cepillo de dientes de cerdas suaves para cepillarse sus dientes. Esto puede evitar que su piel o encías sangren. Si usted se afeita, use una rasuradora eléctrica. No practique deportes de contacto.
    • Infórmele a su odontólogo y a los médicos que lo atienden que usted toma anticoagulantes. Lleve un brazalete o un collar que indique que usted toma este medicamento.
    • No empiece ni suspenda ningún medicamento a menos que su médico se lo indique. Muchos medicamentos no se pueden usar junto con los anticoagulantes.
    • Infórmele a su médico de inmediato si olvida tomar el medicamento o toma demasiado.
    • La warfarina es un anticoagulante que podría tener que tomar. Usted debería estar consiente de las siguientes cosas en caso que usted tome warfarina.
      • Existen algunos alimentos y medicamentos que pueden afectar la cantidad de warfarina en su sangre. No realice cambios mayores a su alimentación mientras toma warfarina (warfarin). La warfarina funciona mejor si usted come aproximadamente la misma cantidad de vitamina K todos los días. La vitamina K se encuentra en las hortalizas de hoja verde y algunos otros alimentos. Solicite más información acerca de lo que tiene que comer cuando usted toma warfarina.
      • Usted necesitará acudir con su médico para programar citas de seguimiento cuando usted esté tomando warfarina. Usted deberá hacerse análisis de sangre periódicamente. Estos exámenes se usan para determinar la cantidad de medicamento que usted necesita.
  • Un medicamento para el corazón podrían ser usados para ayudar a que su corazón palpite de manera más regular.
  • Un medicamento con receta para el dolor podrían ser administrados. Pregunte al médico cómo debe tomar este medicamento de forma segura. Algunos medicamentos recetados para el dolor contienen acetaminofén. No tome otros medicamentos que contengan acetaminofén sin consultarlo con su médico. Demasiado acetaminofeno puede causar daño al hígado. Los medicamentos recetados para el dolor podrían causar estreñimiento. Pregunte a su médico como prevenir o tratar estreñimiento.
  • Los laxantes puede contribuir a ablandar sus evacuaciones intestinales, ayudar a que haga menos fuerza y evitar que esté estreñido.
  • Tome sus medicamentos como se le haya indicado. Consulte con su médico si usted cree que su medicamento no le está ayudando o si presenta efectos secundarios. Infórmele si es alérgico a cualquier medicamento. Mantenga una lista actualizada de los medicamentos, las vitaminas y los productos herbales que toma. Incluya los siguientes datos de los medicamentos: cantidad, frecuencia y motivo de administración. Traiga con usted la lista o los envases de la píldoras a sus citas de seguimiento. Lleve la lista de los medicamentos con usted en caso de una emergencia.

Acuda a sus consultas de control con su médico según le indicaron.

Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

El manejo de su síntomas:

  • Descanse cuando sea necesario. Empiece a hacer un poco más día a día. Regrese a sus actividades diarias como se le haya indicado.
  • Respire profundo y tosa 10 veces cada hora. Esto ayudará diminuir el riesgo de contraer una infección pulmonar. Respire profundo y sostenga el aire lo más que pueda. Expulse todo el aire y luego tosa con fuerza. La respiración profunda ayuda a abrir las vías respiratorias. Es posible que le proporcionen un espirómetro de incentivo para ayudarlo a respirar hondo. Coloque la boquilla plástica en la boca y respire lento y profundo, a continuación, exhale el aire y tosa. Repita estos pasos 10 veces por hora.
  • Aplique calor. El calor ayuda a disminuir el dolor y los espasmos musculares. Mantener la temperatura baja para evitar quemaduras. Aplíquese calor en el área lesionada durante 20 a 30 minutos cada 2 horas durante la cantidad de días que le indiquen.

Gestión de GBS:

Usted puede ayudar a mejorar su fuerza y mantenerse a salvo mientras se recupera. Esto puede ayudar a prevenir más tratamiento en el hospital.

  • Asista a terapia física, ocupacional y del habla de acuerdo a sus indicaciones. Un fisioterapeuta le puede enseñar ejercicios para ayudarle a mejorar el movimiento y la fuerza, y para disminuir el dolor. Un terapeuta ocupacional le enseña habilidades para ayudarlo con sus actividades diarias. Puede que necesite trabajar con un terapeuta del habla si tiene dificultad para tragar. El terapeuta puede enseñarle ejercicios para mejorar el movimiento de los músculos. También puede que le enseñen formas de tragar más fácilmente.
  • Haga de su hogar un lugar seguro. Podría necesitar rampas y pasamanos especiales para poder moverse sin peligro en su casa. Usted puede tener problemas temporales para sentir calor y frío. Antes de bañarse, pida a otra persona que sienta la temperatura del agua para no quemarse.
  • Tome líquidos como se le haya indicado. Los líquidos pueden ayudar a prevenir el estreñimiento. Pregunte cuánto líquido debe tomar cada día y cuáles líquidos son los más adecuados para usted.
  • Consuma alimentos saludables. Los alimentos saludables pueden ayudarle a mejorar su fuerza. Los alimentos saludables incluyen frutas, verduras, pan integral, productos lácteos bajos en grasa, frijoles, carnes magras y pescado. Pregunte si necesita seguir una dieta especial. Un dietista puede ayudarle a planificar las comidas con alimentos que son más fáciles o más seguros de tragar.
  • No fume. La nicotina y otras sustancias químicas que contienen los cigarrillos y cigarros pueden dañar los pulmones. Pida información a su médico si usted actualmente fuma y necesita ayuda para dejar de fumar. Los cigarrillos electrónicos o tabaco sin humo todavía contienen nicotina. Consulte con su médico antes de utilizar estos productos.
  • Pregunte sobre las vacunas. Es posible que corra mayor riesgo de tener problemas después de darse ciertas vacunas. Consulte con su médico antes de vacunarse contra la gripe o la neumonía.

Para más información:

  • Guillain-Barré Syndrome Foundation International
    P.O. Box 262
    Wynnewood , PA 19096
    Phone: 1- 610 - 667-0131
    Web Address: http://www.guillain-barre.com

© 2017 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide