Skip to Content

Pie Torcido

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué es el pie torcido?

El pie torcido es un defecto de nacimiento que causa que el pie de su bebé se incline hacia abajo y se vuelva hacia adentro. Uno o ambos pies pueden resultar afectados. Los huesos, músculos, tendones y vasos sanguíneos de su bebé también pueden resultar afectados. El pie torcido puede variar de leve a severo. El pie torcido se desarrolla porque los tendones en la pierna y pie de su bebé son más cortos y ajustados de lo normal. Esto jala el pie y lo coloca en una posición incorrecta.

¿Qué aumenta el riesgo de que mi bebé tenga pie torcido?

  • Un historial familiar de pie torcido
  • Ser masculino
  • Otro defecto de nacimiento, como espina bífida
  • Escasez de líquido amniótico durante el embarazo
  • Uso de cigarrillos o uso de drogas de parte de la madre durante el embarazo

¿Cuáles son los signos del pie torcido?

  • Los dedos apuntan hacia abajo o hacia el pie opuesto
  • El pie se vuelve al revés (pie torcido severo)
  • Un pliegue pronunciado en la planta del pie
  • Rigidez en el pie
  • Articulaciones del pie que no se mueven correctamente
  • El pie, talón o los músculos de la pantorrilla son más pequeños de lo normal

¿Cómo se diagnostica y trata el pie torcido?

Lo más probable es que el médico de su bebé pueda ver el pie torcido en un ultrasonido antes de que su bebé nazca. También podrá ver el pie torcido después que nazca su bebé si no lo notó antes del nacimiento. Se puede usar rayos X para encontrar problemas específicos de los huesos y ayudar así a planear el tratamiento. Es probable que su bebé necesite alguno de los siguientes dependiendo de la severidad de su pie torcido:

  • El estiramiento y enyesado significa que se estira el pie hacia la posición correcta para aplicarle el yeso y así mantener esa posición correcta. El yeso irá del pie de su bebé hasta su muslo superior. Le quitarán el yeso una o dos veces a la semana para poder mover el pie de manera que quede más cerca a la posición correcta. Cada vez que le quitan el yeso, le ponen uno nuevo. Este proceso continuará por 6 a 8 semanas. Es probable que el médico de su bebé corte el tendón de Aquiles (también llamado cordón del talón) antes de ponerle el yeso final. Esto ayuda a que el tendón crezca y se haga más largo antes de quitarle el yeso final. Solicite información sobre los cuidados y seguridad del yeso.
  • El estiramiento, vendado y uso de férula puede empezar poco tiempo después de nacido su bebé. El médico de su bebé le estirará el pie hacia la posición correcta. Luego le vendará y colocará una férula al pie para mantenerlo en la posición correcta. Esto continuará cada día por 2 meses. Luego se hará con menos frecuencia y hasta que su bebé tenga 6 meses de edad. El estiramiento y vendado por las noches continuará hasta que su bebé empiece a caminar.
  • Cirugía puede necesitarse en caso de que otros tratamientos no funcionen o si el pie torcido de su bebé es severo. La cirugía se usa para que el tendón de Aquiles se haga más largo y para arreglar otros problemas con los pies. Su bebé estará enyesado por 6 a 8 semanas después de la cirugía. Es probable que la cirugía no arregle el pie torcido por completo, pero sí puede ayudar a mejorar la capacidad que su niño tendrá para caminar.

¿Cuáles son los riesgos del pie torcido?

  • Puede que su niño tenga dificultad para caminar, aún después del tratamiento. Si solamente 1 pie resultó afectado, es probable que éste pie sea más pequeño que el otro pie por aproximadamente 1½ talla de zapatos. La pierna afectada puede ser un poco más corta que la otra pierna. Aún después del tratamiento, es probable que su niño sufra de calambres en la pierna o se canse cuando juega deportes. El pie torcido puede volver a suceder a pesar del tratamiento. Su niño necesitará de más tratamiento si vuelve a sufrir de pie torcido.
  • El pie torcido puede conllevar a la artritis si no recibe tratamiento. Su hijo puede caminar sobre la parte anterior de sus pies o sobre el borde exterior. Esto puede impedir que los músculos de la pantorrilla no se desarrollen normalmente. También puede causar la formación de puntos dolorosos o callos en los pies.

¿Qué puedo hacer para manejar el pie torcido?

Ayúdele a su niño a hacer los ejercicios de estiramiento que le recomienda su médico. Después del enyesado, uso de férula o cirugía es probable que también necesite usar un tipo de soporte por 3 a 4 años. El soporte es un par de zapatos que vienen conectados a una barra de metal. El niño usará el soporte por 23 horas al día por 3 meses. La hora en que no lo usará es para cuando usted baña a su niño. El médico de su niño seguramente recomendará otras actividades que puede hacer durante esa hora que no usa el soporte. Luego procederá a usarlo cuando duerme por las noches y mientras toma sus siestas. Puede ser difícil asegurarse de que su niño use el soporte, pero su uso es muy importante para evitar que vuelva a sufrir de pie torcido. Lo siguiente puede ayudarle con la rutina del uso del soporte:

  • Anime a su niño a caminar y jugar con el soporte puesto. La forma en que su niño camina dependerá del tipo de soporte que usa. Algunos soportes tienen barras que se doblan a medida que el niño camina. Usted también puede mover las piernas del niño hacia arriba y abajo para ayudarle a acostumbrarse al movimiento. Otros tipos de soporte tienen barras sólidas que no se mueven. Es probable que usted pueda ayudarle a su niño si usted empuja o jala de la barra y así hace que las piernas del niño se doblen y estiren. Su hijo puede acostumbrarse al uso del soporte más fácilmente si usted juega con él mientras lo usa.
    Férula para pie zambo
  • Invente una rutina para el uso del soporte. Dígale a su niño cuando es hora de ponerse el soporte. Haga que esa hora sea una parte normal de la rutina diaria de preparación para acostarse por las noches y tomar siestas. Puede que el soporte afecte el sueño del niño. Hable con el médico de su niño si usted nota que su niño está inquieto o irritable porque no ha dormido lo suficiente.
  • Asegúrese de que el pie de su niño esté cómodo. Revise que el talón esté bien metido en el zapato. Ajuste los cordones para que el talón no se salga. Es normal tener un poco de enrojecimiento cuando se empiezan a usar los zapatos. No le ponga crema a los pies del niño. La loción hará que el pie del niño entre en el zapato. Controle su pie un par de veces todos los días para detectar ampollas, llagas y enrojecimiento. Estos signos pueden significar que su talón se desliza en el zapato.
  • Prevenga que su niño se quite el soporte. Revise que los tirantes y cordones estén bien asegurados. Puede ser de ayuda que su niño use 2 pares de medias o use medias con suelas no deslizantes. También puede quitarle la lengüeta al zapato. Otra idea es amarrar los cordones de arriba hacia abajo para que así sea más difícil soltarlos.
  • Envuelva el soporte. Envuelva la barra de metal con un forro suave. Esto ayudará a proteger a su niño y a cualquier persona que lo esté cuidando. También ayudará a proteger los muebles cuando su niño camina. Pregúntele al médico de su niño cómo ponerle un forro suave a la barra y qué usar de forro.

¿Cómo puedo prevenir el pie torcido en un embarazo futuro?

El pie torcido casi nunca tiene una causa conocida como para prevenirla, pero usted sí puede bajar el riesgo que su bebé corre. No fume cigarrillos ni use drogas mientras está embarazada. Para prevenir otros defectos de nacimiento que puedan conllevar al pie torcido, asegúrese de tomar vitaminas prenatales. Empiece a tomar sus vitaminas por lo menos 1 mes antes de quedar embarazada. Continúe su uso según indicaciones y durante el primer trimestre. Compre vitaminas prenatales que tengan por lo menos 400 microgramos de ácido fólico. El ácido fólico ayuda a prevenir defectos de nacimiento.

¿Cuándo debo consultar al médico de mi bebé?

  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de la condición o el cuidado de su bebé.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su bebé. Informarse acerca del estado de salud del bebé y la forma como puede tratarse. Discuta las opciones de tratamiento con el médico de su bebé para decidir el cuidado que usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide