Skip to main content

Neumotórax Espontáneo En Niños

Medically reviewed by Drugs.com. Last updated on Oct 31, 2022.

LO QUE NECESITA SABER:

¿Qué es neumotórax espontáneo?

Un neumotórax espontáneo significa que tiene un pulmón colapsado. Una parte o todo el pulmón puede colapsar. El aire se acumula en el espacio pleural (el espacio entre el pulmón y la pared torácica). El aire atrapado impide que el pulmón de su hijo se llene, y el pulmón se colapsa. Un neumotórax espontáneo ocurre en personas que no tienen ningún problema pulmonar. Un neumotórax espontáneo secundario ocurre en una persona que tiene una enfermedad pulmonar diagnosticada o una condición médica. Un neumotórax espontáneo puede ocurrir en uno o los dos pulmones.

Neumotórax

¿Qué aumenta el riesgo de mi niño de tener un neumotórax espontáneo?

El riesgo es mayor en los niños y adolescentes varones altos y delgados. Cualquiera de los siguientes también puede aumentar el riesgo de su niño:

  • Afecciones pulmonares, como fibrosis quística, un crecimiento en las células de los pulmones o asma grave
  • Tabaquismo o la exposición involuntaria al humo del cigarrillo
  • Una afección con la que su hijo nació, como el síndrome de Marfan
  • Una infección pulmonar, como neumonía o tuberculosis (TB)
  • Un tumor, como el cáncer
  • Un trastorno autoinmunitario, como espondilitis anquilosante, artritis reumatoide o esclerodermia
  • Bucear, viajar en avión, o subir a grandes altitudes
  • Un neumotórax catamenial, una enfermedad que provoca un neumotórax entre 1 y 3 días después de que comience la menstruación de la mujer

¿Cuáles son los signos y síntomas de neumotórax espontáneo?

  • Dolor de pecho que se produce de forma repentina, tanto cuando el niño está en reposo como cuando está ligeramente activo
  • Falta de aliento, respiración acelerada o tos
  • Movimiento del tórax que no es uniforme cuando el niño respira
  • Latido cardíaco acelerado
  • Piel azul alrededor de la boca o las puntas de los dedos

¿Cómo se diagnostica un neumotórax espontáneo?

El médico de su niño le preguntará acerca de los signos y síntomas y lo examinará. El médico escuchará los pulmones de su hijo. Su hijo también podría necesitar cualquiera de los siguientes:

  • Los análisis de sangre se utilizan para comprobar los niveles de oxígeno y dióxido de carbono de su hijo. Los resultados pueden informar a los médicos qué tan bien están funcionando los pulmones de su niño.
  • Un monitor cardíaco se usa para registrar la actividad eléctrica del corazón del niño.
  • Las radiografías de los huesos, los pulmones y otros tejidos del pecho de su hijo mostrarán si tiene fractura de costillas. Las imágenes también pueden mostrar el tamaño del neumotórax y si su hijo tiene líquido alrededor del corazón y los pulmones.
  • Tomografía computarizada o ecografía podrían usarse para obtener imágenes y comprobar si tiene un neumotórax que no aparece en las radiografías. Una tomografía computarizada podría usarse solamente si su hijo tiene síndrome de Marfan. Su niño podría recibir un líquido de contraste para ayudar a que los pulmones se vean mejor en las imágenes. Informe al médico si su hijo ha tenido una reacción alérgica al líquido de contraste.

¿Cómo se trata el neumotórax espontáneo?

El tratamiento dependerá del tamaño del neumotórax de su hijo. Si el neumotórax es pequeño, puede que desaparezca por su propia cuenta. La meta del tratamiento es extraer el aire del espacio pleural de su hijo. Cuando el pulmón de su hijo es capaz de llenarse de aire, podrá respirar más fácilmente. Su hijo podría necesitar cualquiera de los siguientes:

  • El reposo en cama puede recomendarse si su hijo está sano y tiene un neumotórax pequeño. El médico de su niño le dirá cuánto descanso necesita su niño cada día y durante cuánto tiempo continuar.
  • El oxígeno adicional podría administrarse si el nivel de oxígeno de su hijo es demasiado bajo. El oxígeno puede ayudar a que el neumotórax mejore más rápidamente.
  • Los antibióticos podrían administrarse para evitar o tratar una infección bacteriana.
  • Los analgésicos recetados podrían administrarse. Consulte con el médico de su niño sobre cuál es la forma segura de administrar este medicamento. Algunos medicamentos recetados para el dolor contienen acetaminofén. No le dé otros medicamentos al niño que contengan acetaminofeno sin consultar al médico. Demasiado acetaminofeno puede causar daño al hígado. Los medicamentos recetados para el dolor podrían causar estreñimiento. Pregunte al médico de su niño cómo prevenir o tratar el estreñimiento.
  • La extracción de aire puede realizarse a través de una aguja o un tubo torácico. La sonda torácica se conecta a un envase para extraer aire y recolectar cualquier sangre o fluido.
  • Pleurodesis es un procedimiento que se usa para irritar las paredes del espacio pleural de su hijo. Esto causa que las paredes se cierren para que el aire ya no quede atrapado.
  • La cirugía podría usarse para reparar el pulmón de su hijo.

¿Qué medidas de precaución debería seguir mi hijo?

Un cambio de presión podría provocar otro neumotórax. Siga estas y todas las demás precauciones de seguridad del médico de su hijo:

  • No fume cerca de su niño. La nicotina y otros químicos de los cigarrillos y cigarros pueden aumentar el riesgo de su hijo de tener otro neumotórax. Hable con su adolescente sobre no fumar. Pídale al médico más información si usted o su hijo adolescente fuman actualmente y necesitan ayuda para dejar. Los cigarrillos electrónicos o el tabaco sin humo igualmente contienen nicotina. Consulte con un médico antes de utilizar estos productos.
  • No deje que su hijo se sumerja bajo el agua o suba a grandes alturas.
  • No deje que su hijo vuele si tiene un neumotórax no tratado o recurrente. El médico de su hijo le indicará si es seguro que su hijo vuele.
  • No permita que su hijo practique deportes hasta que su médico lo autorice.

Llame al número de emergencias local (911 en los Estados Unidos) si:

  • Su hijo tiene falta de aliento o dolor de pecho nuevo o que empeora.
  • La garganta o la parte delantera del cuello de su hijo es empujada hacia un lado.
  • Su hijo suda y siente como si se fuera a desmayar.
  • Las uñas de los dedos o de los pies, o los labios de su hijo comienzan a ponerse azules.
  • Su hijo tiene dificultad para pensar con claridad.

¿Cuándo debo llamar al médico de mi hijo?

  • Su hijo tiene fiebre.
  • Usted oye un crujido o siente un chasquido al tocar la piel de su hijo.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre la condición o el cuidado de su hijo.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su hijo. Infórmese sobre la condición de salud de su niño y cómo puede ser tratada. Discuta las opciones de tratamiento con los médicos de su niño para decidir el cuidado que usted desea para él.Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.