Skip to Content
Know what to ask with our GIST Doctor Discussion Guide

Náuseas Y Vómitos Agudos En Niños

LO QUE NECESITA SABER:

¿Cuáles son las causas de las náuseas y los vómitos agudos en los niños?

Algunos niños incluso los bebés, vomitan por razones desconocidas. Las siguientes son las causas más comunes del vómito en los niños:

  • Infecciones de estómago, intestinos, oído, vías urinarias, pulmones o apéndice
  • Problemas digestivos por reflujo gastroesofágico, una obstrucción en el sistema digestivo o estenosis pilórica (estrechamiento de la abertura entre el estómago y los intestinos) en bebés
  • Alergias alimentarias, sobrealimentación o posición inadecuada durante la alimentación en bebés
  • Productos químicos o sustancias tóxicas que su niño ha ingerido o tragado
  • Conmoción cerebral o migrañas
  • Bulimia en adolescentes

¿Cuáles otros signos y síntomas podrían presentarse en mi niño?

  • Fiebre o escalofríos
  • Dolor abdominal
  • Diarrea
  • Mareos

¿Cómo se diagnostica la causa de las náuseas y los vómitos agudos?

El médico examinará a su niño . El médico le preguntará cuándo empezaron los vómitos y en qué momento y con qué frecuencia el niño vomita. También le preguntará si el niño tiene otros síntomas. Dígale al médico si el niño recientemente ha sufrido un golpe en la cabeza. El niño podría necesitar los siguientes exámenes:

  • Exámenes de sangre u orina podrían mostrar si hay una infección.
  • Le podrían realizar una radiografía abdominal, una ecografía o una tomografía computarizada para encontrar la causa de los vómitos del niño. Es posible que a su hijo le den líquido de contraste para ayudar a que el problema digestivo se vea mejor en las imágenes. Dígale al médico si usted alguna vez ha tenido una reacción alérgica al líquido de contraste.

¿Cómo se tratan las náuseas y los vómitos agudos?

Los vómitos pueden desaparecer solos sin tratamiento. Puede ser necesario tratar la causa de los vómitos de su hijo. Los niños mayores pueden recibir medicamentos para prevenir las náuseas y los vómitos. Un objetivo importante del tratamiento es asegurarse de que su hijo no se deshidrate. El niño podría ser hospitalizado si sufre una deshidratación grave.

  • De a su niño líquidos según indicaciones. Pregunte cuánto líquido debe tomar el niño todos los días y qué líquidos le recomiendan. Los niños menores de 1 año de edad deben seguir tomando fórmula y leche materna. El médico de su hijo puede recomendar una dieta líquida para los niños mayores de 1 año de edad. Los ejemplos de dieta líquida incluyen agua, jugo diluido, caldo y gelatina.
  • Dele al niño una solución de rehidratación oral como se lo indiquen. Las soluciones de rehidratación oral contienen la cantidad de agua, sales y azúcar que se necesita para reemplazar los líquidos que perdió su organismo. Pregunte qué tipo de solución de rehidratación oral debe usar, qué cantidad debe administrarle al niño y dónde puede obtenerla.

¿Cuándo debo buscar atención inmediata?

  • Su hijo sufre una convulsión.
  • El vómito del niño contiene sangre o bilis (una sustancia verde), o tiene la aparencia de café molido.
  • Su hijo está irritable y tiene el cuello rígido y dolor de cabeza
  • Su hijo tiene dolor abdominal severo.
  • Su hijo le dice que le duele o llora cuando va a orinar.
  • Su hijo no tiene energía y es difícil despertarlo.
  • Su hijo muestra signos de deshidratación, como sequedad en la boca, llorar sin lágrimas u orinar menos de lo habitual.

¿Cuándo debo comunicarme con el médico de mi niño?

  • Su bebé tiene vómito en proyectil (expulsión fuerte de vómito) después de ser alimentado
  • La fiebre de su niño aumenta o no se mejora,
  • Su hijo empieza a vomitar con más frecuencia.
  • A su hijo le cuesta mantener algún líquido en su estómago.
  • El abdomen del niño se pone duro e hinchado.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre la condición o el cuidado de su hijo.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su hijo. Infórmese sobre la condición de salud de su niño y cómo puede ser tratada. Discuta opciones de tratamiento con el médico de su hijo, para decidir el cuidado que usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide