Skip to Content

Molusco Contagioso

CUIDADO AMBULATORIO:

El molusco contagioso

es una infección en la piel. Es provocado por el virus de la viruela. Esta infección es más común entre las personas que tienen dificultad para combatir infecciones. Esto incluye a las personas con un sistema inmunológico débil.

Cómo se propaga el molusco contagioso:

El molusco contagioso es contagioso, lo cual significa que puede propagarse fácilmente a otras personas. Puede propagarse cuando una persona toca la piel de otra persona infectada o a través de las relaciones sexuales. También puede propagarse mediante objetos que usó una persona infectada, como ropa o toallas. Usted puede propagar la infección a otras partes de su cuerpo. Esto puede suceder después de que usted se toque un área infectada y luego toca alguna parte de su cuerpo.

Los signos y síntomas más comunes incluyen los siguientes:

Es posible que usted no presente síntomas durante semanas o meses después de que el virus entró en su cuerpo. Usted notará pequeñas protuberancias en la piel. Estas protuberancias son firmes, lisas y blancas o se ven como verrugas. Podrían ser blancas o rosas. Cada protuberancia podría sangrar en el centro. Las protuberancias podrían drenar un líquido con aspecto de queso. Usted podría ver protuberancias en su cara, párpados, parte interna de los muslos, abdomen o genitales. Usted podría tener comezón, dolor o inflamación en las protuberancias.

Pregúntele a su médico qué vitaminas y minerales son adecuados para usted.

  • Usted tiene fiebre.
  • Sus protuberancias están inflamadas, enrojecidas, adoloridas o drenando pus.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

El tratamiento para el molusco contagioso

podría incluir medicamento para tratar la infección de la piel y evitar que se propague. El medicamento puede ser una píldora, una crema o un gel. Usted también podría necesitar medicamento para ayudar a su cuerpo a combatir la infección si su sistema inmunológico está débil. Es posible que deban extraerle las protuberancias mediante láser, congelación (crioterapia) o raspándolas.

Evite la propagación del molusco contagioso:

  • Lávese las manos. Siempre lávese sus manos después de tocar el área infectada. También lávese sus manos después del ir al baño. Si no hay agua disponible, use loción o gel antibacterial para limpiarse las manos. Las lociones o gel basados en alcohol son más efectivos.
  • No comparta artículos personales con otras personas. No comparta los objetos que hayan estado en contacto con las protuberancias o úlceras. Por ejemplo ropa, sábanas y toallas. Pregunte a su médico cómo limpiar o lavar estos objetos.
  • No tenga contacto cercano con otras personas. No practique deportes de contacto, como las luchas o el fútbol. No tenga relaciones sexuales hasta que las protuberancias desaparezcan. Duerma en su propia cama hasta que desaparezcan sus protuberancias. Usted puede regresar al trabajo o a la escuela si mantiene sus protuberancias cubiertas.
  • Mantenga cubiertas sus protuberancias. Cubra sus protuberancias con un vendaje como se le indique. Use ropa que cubra el vendaje. Cubra sus protuberancias con un vendaje resistente al agua antes de nadar en una alberca o meterse en una tina de hidromasaje. Usted puede descubrir sus protuberancias antes de acostarse.
  • No se rasque, pique ni afeite las áreas infectadas. Esto podría propagar las protuberancias a otras partes de su cuerpo. También podría aumentar el riesgo de propagación a otras personas.

Acuda a sus consultas de control con su médico según le indicaron.

Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide