Skip to Content

La Plagiocefalia,

CUIDADO AMBULATORIO:

La plagiocefalia,

o síndrome de la cabeza plana, es una condición común que causa que se desarrolle un punto plano en la cabeza del bebé. La plagiocefalia no es dolorosa ni daña el cerebro de su bebé.

Comuníquese con el pediatra del bebé si:

  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de la condición o el cuidado de su bebé.

Causas de la plagiocefalia:

  • La cabeza de los bebés es suave y flexible cuando nacen. Es común que un niño pase mucho tiempo recostado sobre la espalda. Un punto plano puede aparecer cuando la cabeza del bebé descansa contra una superficie plana durante un largo período de tiempo. Por ejemplo, un colchón de cuna, sillita o mecedora. Esto se llama plagiocefalia posicional y es el tipo más común.
  • A veces, la plagiocefalia posicional puede desarrollarse en el vientre. Esto puede ocurrir cuando el movimiento es limitado. Por ejemplo, hay más de un bebé o el útero es pequeño y el movimiento es limitado.

Signos de la plagiocefalia:

  • Punto aplanado en la parte posterior, lateral o frontal de la cabeza del bebé
  • Falta de pelo en un lugar
  • Cabeza inclinada o deformada
  • Orejas desiguales

Cómo se controla la plagiocefalia:

Los puntos planos generalmente desaparecen entre los 3 y 6 meses de edad. Su bebé comenzará a desarrollar más control de la cabeza. Esto significa que puede mover su cabeza de forma independiente. Entonces el bebé comenzará a sentarse y gatear. Pasará menos tiempo acostado. Esto puede tomar más tiempo si su bebé nació prematuramente o tiene retraso del crecimiento. Hable con el pediatra de su bebé si nota un punto plano. Podría derivarlo a un especialista en caso de ser necesario. El tratamiento depende de la edad de su bebé y de la gravedad del punto plano:

  • Cambie la posición de la cabeza de su bebé mientras duerme. Siempre acueste al bebé boca arriba para dormir. No utilice cojines de posición para dormir para bebés, almohadas ni mantas para posicionar al bebé. Cada vez que su bebé duerme, alterne la posición de la cabeza de lado a lado. Trate de evitar la presión en el punto plano.
    Volver a dormir
  • Cambie la posición de su bebé en la cuna. Coloque la cabeza del bebé en el extremo opuesto de la cuna cada vez que lo acueste. Por ejemplo, coloque su cabeza más cerca del extremo izquierdo de la cuna. Entonces, la próxima vez, coloque su cabeza más cerca del extremo derecho de la cuna. El bebé girará naturalmente su cabeza para mirar hacia fuera en el cuarto. Esto le ayudará a mantener la misma presión en ambos lados de la cabeza.
  • Cargue a su bebé más a menudo. Utilice un portabebé que se ajuste sobre el pecho o la espalda. Esto reducirá la cantidad de tiempo que la cabeza del bebé está contra una superficie plana.
  • Ponga al bebé sobre el vientre a menudo durante el día. Esto ayudará a fortalecer los músculos del cuello del bebé. También evitará la presión sobre la parte posterior de la cabeza.
  • Acuda a fisioterapia con su bebé. El fisioterapeuta le enseñará ejercicios para realizar en casa. Estos ejercicios ayudarán a estirar y fortalecer los músculos del cuello de su bebé.
  • Un casco o banda para la cabeza de corrección pueden ser necesarios si no hay ninguna mejoría después de 3 meses. Estos dispositivos también se pueden necesitar si el punto plano es grave. El pediatra de su bebé le recetará el dispositivo correcto para su bebé. Los cascos son livianos y aplican una presión suave sobre la cabeza del bebé. Los cascos ayudan a corregir el punto plano a medida que crece la cabeza del bebé. Se usan hasta 23 horas cada día. Los cascos funcionan mejor cuando se utilizan entre los 4 y 12 meses de edad.
  • Tome fotos cada 2 a 4 semanas para que pueda ver si el punto plano mejora o empeora. Tome la fotografía desde arriba, apuntando directamente hacia abajo sobre la cabeza del bebé. Lleve las fotografías a las consultas con el pediatra de su bebé.

Programe una cita con el pediatra de su bebé según lo indicado:

Anote las preguntas que tenga para no olvidarse de hacerlas durante las visitas de su bebé.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.