Skip to Content

Fractura Facial En Niños

LO QUE USTED NECESITA SABER:

¿Qué es una fractura facial?

Una fractura facial es una ruptura en uno o más huesos de la cara de su niño. Los huesos faciales incluyen los huesos de las mejillas y los huesos alrededor de los ojos, nariz y boca. Es posible que una fractura facial también cause daño al tejido cercano, como el de los ojos, la nariz, la boca, los nervios o los vasos sanguíneos.


¿Cuáles son las causas de una fractura facial?

Una fractura facial podría ocurrir cuando su niño sufre una caída desde una gran altura y cae primero sobre la cabeza o la cara. Las fracturas faciales podrían también ser causadas por lesiones que ocurren durante un accidente automovilístico o durante deportes de contacto como el fútbol americano.

¿Cuáles son los signos y síntomas de una fractura facial?

Los signos y síntomas dependen de la parte de la cara del niño que resulte lesionada. Su niño podría presentar cualquiera de los siguientes:

  • Dolor e hinchazón en la cara
  • Moretones en la cara o alrededor de los ojos
  • Hormigueo o adormecimiento en la cara
  • Deformación en la cara
  • Dolor de cabeza
  • Problemas de visión, como visión doble o disminución en los movimientos de los ojos

¿Cómo se diagnostica una fractura facial?

Se podrían tomar radiografías, una tomografía axial computarizada o imágenes por resonancia magnética de la cara y cabeza de su niño. Es posible que se administre un medio de contraste a su niño antes de que las imágenes sean tomadas para ayudar a los proveedores de salud a ver las imágenes mejor. Informe al proveedor de salud si su niño ha tenido alguna vez una reacción alérgica a un medio de contraste. Él no debe entrar al cuarto de resonancia magnética con nada de metal. El metal puede causar lesiones graves. Informe al proveedor de salud si su niño tiene algún metal dentro o sobre su cuerpo.

¿Cómo se trata una fractura facial?

El tratamiento para su niño dependerá del daño y tipo de fractura. Su niño podría necesitar alguno de los siguientes tratamientos:

  • El acetaminofén disminuye el dolor. Está disponible sin una receta médica. Pregunte cuánto y con qué frecuencia debería su niño tomarlo. Siga las instrucciones. El acetaminofén puede causar daño en el hígado si no se toma correctamente.
  • Los AINEs , como el ibuprofeno, ayudan a reducir inflamación y dolor o fiebre. Este medicamento está disponible con o sin una receta médica. Los AINEs podrían causar sangrado estomacal o problemas en los riñones en ciertas personas. Si su niño está tomando un anticoágulante, siempre pregunte si los AINEs son seguros para él. Antes de usar el medicamento, lea siempre la etiqueta de información y siga sus indicaciones. No administre éstos medicamentos a niños menores de 6 meses de edad sin el consentimiento de su médico.
  • Se podrían recetar medicamentos recetados para el dolor. Pregunte cómo dar este medicamento a su niño de forma segura.
  • Los antibióticos podrían ser administrados para ayudar a tratar o prevenir una infección bacteriana si el hueso se fracturo a través de la piel de su niño.
  • Una cirugía podría ser necesaria para colocar los huesos del niño a sus posiciones normales si la fractura es severa. Para mantener unidos los huesos rotos se pueden usar pines, platinas y tornillos. La cirugía también puede necesitarse para corregir una deformación o para reparar tejidos dañados como los ojos, nariz, boca, nervios o vasos sanguíneos.

¿Cuándo debo comunicarme con mi proveedor de salud?

  • Su niño tiene fiebre.
  • Su niño tiene dolor de cabeza que está empeorando aún después de tomar medicamentos para el dolor.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de la condición o cuidado de su niño.

¿Cuándo debo buscar atención médica inmediata o llamar al 911?

  • Su niño está confundido o más molesto, inquieto o soñoliento de lo normal.
  • Su niño tiene sangre o un fluido claro saliendo por su nariz u oídos.
  • Su niño tiene convulsiones o está vomitando.
  • Su niño tiene dificultad para respirar.
  • Su niño tiene dificultad para oír o hablar.
  • Su niño tiene visión borrosa o ve doble.
  • La pupila de su niño se ve más grande en un ojo.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su niño. Informarse acerca del estado de salud del niño y sobre la forma como puede tratarse. Discuta con los médicos de su niño las opciones de tratamiento para decidir el cuidado que se usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2015 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide