Skip to Content

Embarazo De La Semana 7 A La 10

LO QUE NECESITA SABER:

Las hormonas del embarazo podrían provocar que su cuerpo pase por varios cambios durante esta etapa del embarazo. Es posible que usted se sienta más cansado de lo normal y que tenga cambios de humor, náuseas y vómitos, y dolores de cabeza. Sus senos podrían sentirse sensibles e inflamados y usted podría orinar con más frecuencia.

INSTRUCCIONES SOBRE EL ALTA HOSPITALARIA:

Regrese a la sala de emergencias si:

  • Usted tiene dolor o cólicos en el abdomen o la parte baja de la espalda.
  • Usted tiene sangrado vaginal abundante o coágulos.
  • Le sale un material que parece tejido o coágulos grandes. Recolecte el material y tráigalo con usted.

Llame a su médico u obstetra si:

  • Usted tiene un sangrado leve.
  • Usted tiene escalofríos o fiebre.
  • Usted tiene comezón, ardor o dolor vaginal.
  • Usted tiene una secreción vaginal amarillenta, verdosa, blanca o de olor desagradable.
  • Usted tiene dolor o ardor al orinar, orina menos de lo habitual o tiene orina rosada o sanguinolenta.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

Cómo cuidarse en esta etapa de su embarazo:

  • Controle la náusea y el vómito. Evite los alimentos grasosos y picantes. Coma comidas pequeñas durante el día en vez de porciones grandes. El jengibre puede ayudar a disminuir las náuseas. Consulte con su médico acerca de otras formas para disminuir las náuseas y el vómito.
  • Consuma alimentos saludables y variados. Alimentos saludables incluyen frutas, verduras, panes de trigo integral, alimentos lácteos bajos en grasa, frijoles, carnes magras y pescado. Tome líquidos como se le haya indicado. Pregunte cuánto líquido debe tomar cada día y cuáles líquidos son los más adecuados para usted. Limite el consumo de cafeína a menos de 200 miligramos cada día. Limite el consumo de pescado a 2 porciones cada semana. Escoja pescado con concentraciones bajas de mercurio como atún al natural enlatado, camarón, salmón, bacalao o tilapia. No coma pescado con concentraciones altas de mercurio como pez espada, caballa gigante, pargo rayado y tiburón.
    Alimentos saludables
  • Tome vitaminas prenatales según las indicaciones. Su necesidad de ciertas vitaminas y minerales, como el ácido fólico, aumenta durante el embarazo. Las vitaminas prenatales proporcionan algunas de las vitaminas y minerales adicionales que usted necesita. Las vitaminas prenatales también podrían ayudar a disminuir el riesgo de ciertos defectos de nacimiento.
  • Pregunte cuánto peso usted debería aumentar cada mes. Demasiado aumento de peso o muy poco puede ser poco saludable para usted y su bebé.
  • No fume. Fumar aumenta el riesgo de aborto espontáneo y otros problemas de salud durante su embarazo. Fumar puede causar que su bebé nazca antes de tiempo o que pese menos al nacer. Deje de fumar tan pronto como usted crea que podría estar embarazada. Solicite información a su médico si usted necesita ayuda para dejar de fumar.
  • No consuma alcohol. El alcohol pasa de su cuerpo al bebé a través de la placenta. Puede afectar el desarrollo del cerebro de su bebé y provocar el síndrome de alcoholismo fetal (SAF). El SAF es un grupo de condiciones que causan problemas mentales, de comportamiento y de crecimiento.
  • Consulte con su médico antes de tomar cualquier medicamento. Muchos medicamentos pueden perjudicar a su bebé si usted los toma mientras está embarazada. No tome ningún medicamento, vitaminas, hierbas o suplementos sin primero consultar con su médico. Nunca use drogas ilegales o de la calle (como marihuana o cocaína) mientras está embarazada.

Consejos de seguridad durante el embarazo:

  • Evite jacuzzis y saunas. No use un jacuzzi o un sauna mientras usted está embarazada, especialmente durante el primer trimestre. Los jacuzzis y los saunas aumentan la temperatura de su bebé y el riesgo de defectos de nacimiento.
  • Evite la toxoplasmosis. Esto es una infección causada por comer carne cruda o estar cerca del excremento de un gato infectado. Esto puede causar malformaciones congénitas, aborto espontáneo y otros problemas. Lávese las manos después de tocar carne cruda. Asegúrese de que la carne esté bien cocida antes de comerla. Evite los huevos crudos y la leche despasteurizada. Use guantes o pida que alguien la ayude a limpiar la caja de arena del gato mientras usted está embarazada.

Cambios que están ocurriendo con su bebé:

Para las 10 semanas, su bebé medirá alrededor de 2½ pulgadas desde la coronilla hasta la rabadilla (parte inferior o cóccix del bebé). Su bebé pesa alrededor de ½ onza. Los órganos principales del cuerpo, como el cerebro, corazón y pulmones se están formando. Las características faciales de su bebé también están comenzando a formarse.

Atención prenatal:

El cuidado prenatal se trata de una serie de visitas con su médico a lo largo del embarazo. Durante las primeras 28 semanas de su embarazo, usted tendrá citas con su médico una vez al mes. El cuidado prenatal puede ayudar a evitar problemas durante el embarazo y el parto. Su médico le revisará su presión arterial y peso. También se controlará la frecuencia cardíaca de su bebé. Es posible que usted también necesite lo siguiente en algunas de sus citas:

  • Un examen pélvico le permite a su médico observar su cuello uterino (la parte inferior de su útero). Su médico usará un espéculo para abrir la vagina. Examinará el tamaño y la forma de su útero. También es posible que le hagan una prueba de Papanicolaou en su primera visita prenatal. Este es un examen para detectar células anormales en el cuello uterino.
  • Los análisis de sangre podrían realizarse para buscar si hay signos de lo siguiente:
    • Diabetes gestacional o anemia (bajo nivel de hierro)
    • Tipo de sangre o factor Rh, o ciertos defectos congénitos
    • Inmunidad a ciertas enfermedades, como la varicela o la rubéola
    • Una infección, como una infección de transmisión sexual, VIH o hepatitis B
  • La hepatitis B puede necesitar prevención o tratamiento. La hepatitis B es la inflamación del hígado causada por el virus de la hepatitis B (VHB). El VHB puede transmitirse de una madre a su bebé durante el parto. Se le hará una prueba de detección del VHB lo antes posible durante el primer trimestre de cada embarazo. Usted necesita la prueba incluso si recibió la vacuna contra la hepatitis B o si se la hicieron antes. Es posible que necesite que le traten una infección por el VHB antes de dar a luz.
  • Análisis de orina también podría realizarse para revisarle el azúcar y la proteína. Estas son señales de diabetes gestacional o preeclampsia. También podrían realizarle análisis de orina para revisar si hay signos de infección.
  • Una ecografía del feto muestra imágenes del bebé dentro de su útero. Las imágenes se utilizan para verificar el desarrollo, el movimiento y la posición del bebé.
  • Se le pueden ofrecer pruebas de detección de trastornos genéticos. Estos exámenes de detección revisan el riesgo de su bebé de trastornos genéticos como el síndrome de Down. Un examen de detección incluye análisis de sangre y un ultrasonido.

Acuda a sus consultas de control con su médico u obstetra según le indicaron:

Acuda a todas las visitas de control prenatal. Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.