Skip to Content

Dolor Postoperatorio

LO QUE USTED DEBE SABER:

  • El dolor postoperatorio es el que ocurre después de una cirugía. También recibe el nombre de dolor posquirúrgico. Cada persona siente y responde de una manera diferente a los tratamientos para controlar el dolor. Anteriormente se creía que después de una cirugía era normal tener un dolor intenso y, que además, era de esperarse. Pero actualmente, existen tratamientos para prevenir o controlar el dolor postoperatorio. Es importante mantener el dolor en un nivel bajo para que usted tenga comodidad. Esto ayudará a que usted empiece a moverse más pronto lo cual ayuda a que usted se recupere con más rapidez.
  • El dolor postoperatorio es causado por las lesiones que se producen en su piel, músculos y nervios, durante la cirugía. La intensidad del dolor postoperatorio depende de la magnitud de la cirugía practicada. Otra causa del dolor es la presencia de gases en el intestino. La ansiedad o preocupación, también empeoran el dolor postoperatorio. Hable con los médicos acerca de su dolor para que ellos puedan ayudarle a manejarlo. Los médicos desean disminuir su sufrimiento. A continuación, mencionaremos algunas de las otras razones por las cuales es importante controlar el dolor después de una cirugía.
    • El dolor afecta su sueño normal lo cual hace que usted se sienta sin energías. Y, si usted tiene mucho dolor, es posible que usted sea incapaz de realizar las cosas que ayudan a mejorar más rápido, como sentarse en una silla o caminar.
    • El dolor también puede hacer que usted respire muy superficialmente y le impide toser. Esto puede conducir a una neumonía.
    • El dolor puede afectar su apetito (deseo de comer) e impedir que sus intestinos funcionen normalmente. Esto puede hacer que usted no coma después de la cirugía. Una buena nutrición es muy importante para su recuperación.
    • El dolor también puede afectar su estado de ánimo (lo que usted siente respecto a las cosas) y sus relaciones con las demás personas.

INSTRUCCIONES:

  • Solicite información sobre la localidad y hora de sus consultas de seguimiento: Solicite más información sobre el cuidado continuo, tratamientos, o servicios a domicilio.
  • Tanto el frío como el calor pueden ayudar a disminuir ciertos tipos de dolor postoperatorio. Algunos tipos de dolor se alivian mejor usando frío mientras que otros lo hacen usando calor. Los médicos le dirán si el frío o el calor, o ambos, aliviarían su dolor. Es importante que usted use correctamente tanto el frío como el calor. Pida instrucciones sobre la mejor forma de usarlos.
  • Mantenga la incisión (si es en su brazo o pierna) por encima del nivel del corazón, siempre que sea posible en los 2 días siguientes. Esto ayuda a disminuir el dolor y la hinchazón. Mientras se encuentre en cama, mueva las piernas con frecuencia para, evitar la formación de coágulos de sangre.
  • ¿Cómo puede usar sin peligro el medicamento y lograr el mejor efecto para su dolor?
    • Algunos medicamentos para el dolor pueden cambiar la forma como usted respira y hacer que respire con menos profundidad y frecuencia. También pueden producirle sueño, mareos y que se sienta inseguro como para manejar automóvil o trabajar con maquinaria pesada. Por estas razones, es muy importante seguir las instrucciones de su médico relacionadas con el uso de estos medicamentos. Asegúrese de usar sus medicamentos para el dolor en la forma como que le indicaron para que esté cómodo y sane más rápidamente. Si está tomando medicamento que le produce sueño, no maneje automóvil ni trabaje con maquinaria pesada.
    • No beba alcohol mientras esté usando medicamentos con narcóticos para el dolor.
    • Algunos alimentos, el alcohol y otros medicamentos, pueden causar efectos secundarios desagradables cuando usted toma medicamentos para el dolor. Siga las indicaciones del médico con respecto a la forma de prevenir estos problemas. Antes de tomar cualquier otro medicamento, hable con su médico
    • El dolor es algunas veces más fuerte tan pronto se despierta en las mañanas. Esto puede suceder si usted no tiene suficiente medicamento en el torrente sanguíneo como para que le dure durante toda la noche. Es posible que los médicos le indiquen que, durante la noche, usted tome una dosis de medicamento para el dolor.
    • No suspenda de repente el medicamento para el dolor si ha estado tomándolo por más de 2 semanas. Es posible que su cuerpo se haya acostumbrado al medicamento. Si suspende todo el medicamento de súbito, puede producirle efectos secundarios desagradables o peligrosos.
    • Los medicamentos para el dolor pueden producirle estreñimiento. Hacer esfuerzo para realizar las evacuaciones intestinales, puede empeorar su dolor. Si los excrementos son muy duros, no trate de evacuarlos a la fuerza. Coma más alimentos ricos en fibra, como frutas y vegetales crudos, panes y cereales integrales, frutas deshidratadas, rosetas de maíz y nueces. Evite los quesos duros y granos refinados, como el arroz y los macarrones. Pregúntele a los médicos si usted debería tomar medicamentos con fibra o un emoliente de excremento para suavizar y regularizar sus evacuaciones. Tomar líquidos tibios o calientes o jugo de ciruelas pasas puede hacer que sus intestinos sean más activos. Caminar es una buena forma para lograr que sus intestinos se muevan.
    • Con el paso del tiempo, usted puede sentir que el medicamento para el dolor ya no hace el mismo efecto que hacía antes. Si esto sucede, llame a su médico. Junto con el médico pueden hablar para hacer cambios en los medicamentos o encontrar nuevas formas de controlar su dolor.
  • Los médicos especialmente entrenados y las clínicas del dolor, son alternativas convenientes para comenzar a tratar un dolor crónico muy intenso. El 60% de los pacientes que usan los programas de las clínicas del dolor, mejora al año de haber comenzado el tratamiento. En estos programas hay muchas clases de profesionales de la salud quienes ayudan con la parte física (cuerpo), emocional (mente) y espiritual del dolor crónico. El personal de la clínica puede enseñarle otros métodos para controlar el dolor en asocio con los medicamentos. Algunos de estos métodos son la terapia de relajación, la hipnosis y la acupuntura.

PÓNGASE EN CONTACTO CON UN MÉDICO SI:

  • Usted siente dolor una hora después de haber tomado el medicamento. Es posible que el medicamento no sea lo suficientemente potente.
  • Usted se siente muy soñoliento o débil. Es posible que el medicamento sea muy fuerte.
  • Usted presenta problemas, como náuseas, vómito o salpullido, que puede ser un efecto secundario del medicamento que usted está tomando.
  • Tiene aumento en el enrojecimiento, hinchazón, sangrado o secreción con aspecto de pus proveniente de la herida.
  • Usted presenta hormigueo, adormecimiento, hinchazón o color azulado en los dedos de pies o manos.
  • Su incisión se abre.
  • Usted tiene mucho dolor o malestar después de las actividades normales.
  • Usted tiene preocupación o preguntas relacionadas con su dolor.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide