Skip to main content

Alta Tras Reducción De Cornetes

Medically reviewed by Drugs.com. Last updated on Oct 3, 2022.

CUIDADO AMBULATORIO:

Qué sucederá después de la reducción de cornetes:

Es posible que usted sienta dolor, fatiga y congestión nasal después de la cirugía. La congestión nasal se debe a la inflamación de su nariz y disminuirá en aproximadamente 1 semana. También puede tener drenaje leve compuesto de mucosidad y sangre.

Después de la reducción de cornetes

Busque atención médica de inmediato si:

  • Usted tiene dolor intenso.

Comuníquese con su médico si:

  • Su nariz sangra más de lo que le indicaron.
  • Tiene fiebre.
  • Su nariz está roja, inflamada y drena pus.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

Medicamentos:

  • Los analgésicos recetados podrían administrarse. Pregunte cómo tomar estos medicamentos de una forma segura.
  • Tome sus medicamentos como se le haya indicado. Consulte con su médico si usted cree que su medicamento no le está ayudando o si presenta efectos secundarios. Infórmele al médico si usted es alérgico a algún medicamento. Mantenga una lista actualizada de los medicamentos, las vitaminas y los productos herbales que toma. Incluya los siguientes datos de los medicamentos: cantidad, frecuencia y motivo de administración. Traiga con usted la lista o los envases de las píldoras a sus citas de seguimiento. Lleve la lista de los medicamentos con usted en caso de una emergencia.

Acuda a sus consultas de control con su médico según le indicaron:

Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

Cuidados personales:

  • Use un aerosol nasal o un enjuague nasal según le indicaron. Su médico puede recomendarle lo anterior para aliviar la resequedad y ayudar a que su nariz cicatrice.
  • Siga las instrucciones de su médico sobre el cuidado de sus heridas. Cambie la gaza según las indicaciones de su médico. En caso de tener una férula no trate de quitársela, ni la moje.

Learn more about Alta Tras Reducción De Cornetes

Care guides

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.