Skip to Content

Abuso De La Pareja En El Embarazo

LO QUE USTED NECESITA SABER:

¿Qué es el abuso de la pareja en el embarazo?

El abuso de la pareja también se conoce como violencia doméstica, podría suceder durante el embarazo. El abusador utiliza el miedo para controlar o dominar la relación usando la intimidación, amenazas o la fuerza física. Podría existir un patrón de abuso constante u ocasional. El abusador podría rogar que lo perdonen, prometer que va a cambiar o tratar de compensar la mala conducta. El abusador también podría actuar como si nunca hubiera existido la violencia. El abuso de la pareja no es normal o aceptable.

¿Cuáles son los tipos de abuso en la pareja?

  • Abuso físico: Esto incluye empujones, golpes, patadas, bofetadas, mordiscos, asfixia o jalón de cabello. La violencia física también podría incluir el acecho o presión. El abusador podría usar un cuchillo o arma de fuego contra usted. La violencia física podría representar una amenaza para la vida.
  • Abuso emocional o psicológico: Esto podría incluir el abuso verbal como el uso de sobrenombres e insultos. También es posible que el abusador no le permita hacer lo que usted desea con la familia o amistades. Es posible que no le permita gastar dinero.
  • Abuso sexual: Esto es cuando la pareja tiene contacto sexual con usted cuando usted no lo desea. El abuso sexual podría incluir forzar el contacto sexual cuando usted está cansada o enferma. El usar objetos o invitar a otras personas para tener contacto sexual cuando usted no está de acuerdo, también es abuso sexual.

¿Qué aumenta el riesgo de abuso de pareja en el embarazo?

  • Ser una mujer joven soltera, separada o divorciada.
  • Tener ingresos económicos bajos o vivir en un lugar con mucha gente.
  • Un embarazo no planeado.
  • Retrasarse en ver al médico desde que comenzó el embarazo.
  • Tener una condición médica como presión sanguínea alta.
  • Usar drogas y alcohol.

¿Cuáles son los signos y síntomas del abuso de pareja en el embarazo?

  • Signos y síntomas físicos:
    • Moretones, cortaduras, rasguños o quemaduras debido al abuso
    • Sangrado vaginal inesperado
    • Infecciones en la vejiga o en los riñones
    • Infecciones de transmisión sexual, como VIH y herpes
    • Presión arterial alta
    • Aumento en el uso de alcohol y drogas
  • Signos y síntomas emocionales:
    • Sentimientos de estrés, ansiedad, preocupación y tristeza
    • Dificultad para dormir
    • Pensamientos de hacerse daño a sí mismo, al feto o a otras personas

¿Cómo se diagnostica el abuso de pareja en el embarazo?

El médico le hará preguntas. Todo lo que usted le informe al médico se mantendrá privado. Infórmele al médico tanto como sea posible, así usted podrá recibir la ayuda que necesita. El médico debe reportar el abuso a la policía. Es posible que el médico necesite examinarla y podría preguntar si pueden tomar fotos de las lesiones. Usted también podría necesitar cualquiera de los siguientes:

  • Exámenes de sangre y orina: Se podrían realizar exámenes de sangre y orina para revisar si existen problemas como una infección.
  • Examen vaginal y pélvico: Es posible que usted necesite que le realicen este examen para que los médicos puedan revisar si existen lesiones como resultado del abuso. Se podría tomar una muestra de flujo de los genitales para mandarse a examinar al laboratorio.
  • Ultrasonido fetal: Este examen utiliza ondas sonoras para mostrar imágenes del feto dentro del útero. Se coloca gel en el abdomen y un pequeño dispositivo manual se mueve cuidadosamente a través del gel. Conforme esto se realiza, las imágenes del bebé se pueden ver en un monitor. Los médicos pueden determinar la edad del bebé y ver con qué rapidez está creciendo. También se puede ver el movimiento, el ritmo cardíaco y la posición del bebé.
  • Rayos X: Estos podrían realizarse para ver si los huesos están fracturados o fuera de lugar. También se podrían tomar rayos x del pecho y abdomen.

¿Cómo se trata el abuso de pareja en el embarazo?

Usted puede obtener ayuda cuando esté lista. El médico podría recomendar cualquiera de lo siguiente:

  • Consejería: El abuso de pareja podría provocar que usted se sienta asustada, deprimida o ansiosa. El médico podría recomendar que vea a un consejero para hablar acerca de cómo usted se siente.
  • Medicamentos: Los médicos podrían darle medicamento para ayudarla a disminuir el dolor, la ansiedad o la depresión. También podrían darle medicamento antibiótico.
  • Cirugía: Usted podría necesitar cirugía para tratar las lesiones. Esta podría regresar los huesos a su posición normal si están fracturados. La cirugía también podría corregir una deformidad o tratar otras lesiones.

¿Cuáles son los riesgos del abuso de pareja?

  • La pareja abusiva podría ponerse más furioso y violento si se entera de que usted está buscando ayuda. Comuníquese con los médicos y servicios de apoyo en secreto. El abuso podría aumentar el riesgo de que los niños salgan dañados. Los niños que ven el abuso de pareja son más propensos a usar drogas y a tener problemas de conducta. El niño podría enojarse, ponerse muy triste o querer suicidarse.
  • El abuso en la pareja puede provocar problemas de salud graves para usted y para el feto. Usted podría tener moretones, cortes o infecciones graves. El abuso podría provocar que el bebé nazca antes de estar listo. El bebé recién nacido podría ser muy pequeño y necesitar de cuidado especial después del nacimiento. Usted también tiene mayor riesgo de sufrir depresión después de que nazca el bebé. Sin tratamiento, el abuso de pareja podría empeorar durante el embarazo. Los ataques podrían ocurrir con más frecuencia y volverse más graves. El abusador podría usar armas, como cuchillos y armas de fuego, en contra de usted y de otros miembros de la familia. El abuso en la pareja podría poner en riesgo la vida de usted y del feto.

¿Qué puedo hacer para protegerme?

  • Crear un plan de seguridad:
    • Prepare una bolsa con ropa, dinero de repuesto y papeles importantes en caso de que usted necesite salir del hogar rápidamente.
    • Esconda un juego adicional de llaves de la casa y auto.
    • Tenga una forma secreta de informar a la familia y amistades que usted necesita ayuda urgente.
    • Planee a donde ir, si necesita huir.
    • Si usted no tiene un teléfono celular, consulte con su médico sobre teléfonos celulares de emergencia para llamadas al 911 solamente.
    • Cuando sufra un ataque, evite habitaciones con una sola entrada (como los baños) y manténgase fuera de la cocina.
  • Comuníquese con la policía: Llame a la policía si su vida o la vida del bebé corren peligro. La policía puede retirar al abusador y hacer que se mantenga lejos de usted si así lo desea.
  • Considere el pasar una o más noches en un refugio: Un refugio de mujeres le puede proveer un lugar seguro cuando usted lo necesite.
  • Solicite nombres y números de teléfono: Consiga una lista de números de teléfono de personas que la pueden ayudar. Las personas en estos números de teléfono pueden contestar sus preguntas e indicarle en donde puede conseguir ayuda.
  • Pregunte sobre un consejero de violencia doméstica: Esto es un profesional entrenado que va a discutir con usted sus opciones. El contacto con este profesional es privado. Esta persona podría ayudarle durante una emergencia para asegurar que usted esté a salvo del abusador.

¿En dónde puedo conseguir apoyo y mayor información?

  • National Domestic Violence Hotline
    Phone: 1- 800 - 799-7233
    Web Address: www.ndvh.org

¿Cuándo debería comunicarme con mi médico?

Comuníquese con su médico si:

  • Tiene fiebre.
  • Tiene dolor al orinar o sangrado vaginal.
  • Tiene dolor abdominal.
  • Tiene preguntas o inquietudes sobre su condición o cuidado.

¿Cuándo debería buscar cuidado inmediato?

Busque cuidado inmediatamente o llame al 911 si:

  • Usted teme por su vida o por la vida del feto o de otros niños.
  • Usted y el feto han sufrido lesiones graves, como golpes en la cabeza o en el estómago.
  • Usted siente deseos de hacerse daño a sí mismo, al feto o a alguien mas.
  • Tiene dificultad para respirar, dolor de pecho o latido cardíaco acelerado repentino.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación de su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta con sus médicos sus opciones de tratamiento para juntos decidir el cuidado que usted quiere recibir. Usted siempre tiene el derecho a rechazar su tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2015 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Hide