Skip to Content

Reparación De Los Tendones Del Bíceps Y Del Tríceps

LO QUE USTED DEBE SABER:

La reparación de los tendones del bíceps y del tríceps es una cirugía para reparar los tendones rotos (rasgados) de los mismos músculos. Los tendones conectan los músculos a los huesos y, junto con los músculos, trabajan para mover sus brazos, piernas y dedos. Los tendones del bíceps y el tríceps se encuentran en los brazos. Éstos conectan los músculos bíceps y tríceps a la escápula (hueso detrás de los hombros) y a los codos. Una ruptura completa o parcial de estos tendones usualmente sucede después de un traumatismo o lesión. La ruptura completa del tendón puede ser aguda o crónica basándose en el tiempo transcurrido desde la lesión. Las lesiones que ocurren dentro de las primeras cuatro semanas se consideran agudas, y después de cuatro semanas se consideran crónicas. Las rupturas de tendones distales (rupturas tendinosas cerca del hueso) son lesiones que usualmente requieren cirugía. El dolor agudo, la sensibilidad y la inflamación por enfrente o por detrás del codo son signos y síntomas comunes.

Durante la cirugía se une el tendón del bíceps o tríceps al hueso. Su médico podrá usar herramientas especiales, como botones y tornillos, para unir el tendón al hueso. Él podría también realizar algunos hoyos en el hueso para insertar los extremos del tendón roto. Los tendones que se toman de otras partes del cuerpo pueden también usarse para reemplazar los tendones dañados. Esto se realiza normalmente para lesiones tendinosas crónicas. Después de la cirugía usted puede requerir una férula o yeso para proteger los tendones y ayudarlos a sanar. También puede necesitar realizar ejercicios especiales para ayudar a reestablecer la fuerza en su brazo. Con la reparación de los tendones del bíceps y del tríceps, podrán reestablecerse los movimientos regulares de su brazo y restaurarse sus actividades normales.

INSTRUCCIONES:

Tome sus medicamentos como se le haya indicado.

Llame a su médico de cabecera si usted piensa que su medicamento no le está ayudando o si tiene efectos secundarios. Infórmele si es alérgico a cualquier medicamento. Mantenga una lista vigente de los medicamentos, vitaminas, y hierbas que toma. Incluya las cantidades, la frecuencia con que los toma y por qué los toma. Traiga la lista o los envases de sus medicamentos a las citas de seguimiento. Mantenga la lista consigo en caso de una emergencia. Bote las listas viejas.

  • Antibióticos: Este medicamento se administra para ayudar a tratar o prevenir una infección causada por bacteria.
  • Medicamento para el dolor: Usted podría necesitar medicamento para suspender o reducir el dolor.
    • Aprenda como tomar su medicamento. Pregunte cual es el medicamento que necesita tomar y la dosis. Asegúrese que usted sepa cómo, y cuando lo necesita tomar al igual que la frecuencia.
    • No espere que su dolor este muy fuerte para tomar su medicamento. Informe a sus médicos si no disminuye su dolor.
    • Los medicamentos para dolor podrían causar mareos o soñolencia. Para prevenir caídas, llame a alguien cuando se vaya a levantar de la cama o si necesita ayuda.

Solicite información sobre la localidad y hora de sus consultas de seguimiento:

Solicite más información sobre el cuidado continuo, tratamientos, o servicios a domicilio.

Cuidados de su yeso o férula:

  • Revise la piel alrededor de su yeso diariamente. Usted podrá poner loción en cualquier area roja o inflamada.
  • No presione o se apoye en ninguna parte del yeso, la férula o la abrazadera. Ésta podría romperse.
  • No rasque la piel debajo del yeso, la férula o la abrazadera con algún objeto puntiagudo por debajo de éstas.
  • Si tiene yeso, no permita que se moje. Cuando se bañe, cubra el yeso con una bolsa de plástico cerrada con cinta en la parte superior.
  • Mueva los dedos de su brazo varias veces al día. Esto disminuirá la inflamación y el engarrotamiento.

Coma alimentos saludables:

Elija una variedad de alimentos saludables de todos los grupos de comida cada día. Incluya el pan de grano entero, el cereal, el arroz, y pasta. Coma una variedad de frutas y vegetales, incluyendo vegetales de color verde oscuro y anaranjado. Incluya productos lácteos como leche baja en grasa, yogur y queso. Seleccione fuentes de proteína baja en grasa como carne de res, pollo, pescado, frijoles, huevos y nueces. Pregunte cuantas porciones de grasa, aceites y dulces usted debería comer cada día y si usted debe seguir una dieta especial.

Consumo de líquidos:

Los adultos deberían tomar de 9 a 13 vasos de líquido todos los días. Un vaso de 8 onzas. Las mejores elecciones de líquido para la mayoría de las personas incluyen el agua, jugo, y leche. El café, sopa, y las frutas, pueden también incluirse en su consumo de líquido diario. Pregunte a su médico sobre la cantidad de líquido que usted debería tomar diariamente.

Fisioterapia:

Es posible que usted necesite consultas con un fisioterapeuta para enseñarle unos ejercicios especiales. Éstos ejercicios van a ayudar a mejorar el movimiento y reducir el dolor. La fisioterapia también podría ayudar a mejorar su fuerza y reducir su riesgo para la pérdida de la función.

Su terapista físico puede enseñarle ejercicios especiales para realizar en casa. Éstos podrán realizarse de 6 a 8 semanas después de la cirugía. Realice solo ejercicios supervisados por su médico y hagalos con la frecuencia que su médico le haya indicado. No realice mayores rangos de movimiento que los autorizados por su médico.

PÓNGASE EN CONTACTO CON UN MÉDICO SI:

  • Sus puntadas se encuentran inflamadas, enrojecidas o sale pus de ellas.
  • Tiene dolor e inflamación en el brazo que están empeorando.
  • Tiene dudas o preocupación acerca de su lesión, cirugía o medicamentos.

BUSQUE ATENCIÓN INMEDIATA SI:

  • Usted tiene una fiebre.
  • Siénte su brazo, mano o dedos adormecidos, con homrigueo, fríos al tacto o los observa azules o pálidos.
  • Su vendaje se hace empapada con la sangre
  • Se rompe su yeso o su férula o se mojan y reblandecen.
  • Tiene dolor en el pecho o dificultad para respirar de inicio súbito.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide