Skip to Content

Síndrome De La Salida Torácica

LO QUE USTED DEBE SABER:

  • El síndrome de la salida torácica es una condición que ocurre cuando los nervios o los vasos sanguíneos se comprimen (se pinchan) en la salida torácica. La salida torácica es el área entre la clavícula y la primera costilla (superior). Los nervios y vasos sanguíneos atraviesan la salida torácica a medida que pasan desde su pecho a sus manos. El síndrome de la salida torácica se puede producir en uno o ambos lados de su cuerpo. El síndrome de la salida torácica puede ser causado por una lesión, un problema congénito, los hombros caídos, o movimientos repetitivos. Puede sentir dolor, entumecimiento, hormigueo e hinchazón. Usted puede tener un agarre débil o debilidad en los músculos de su mano y el tamaño de su mano puede disminuir.
  • El síndrome de la salida torácica es diagnosticado por medio de una historia clínica y examen físico. Su médico va a revisar sus síntomas y podría ordenar más pruebas. El tratamiento depende del tipo de síndrome de la salida torácica que tiene. El tratamiento podría incluir medicamentos para el dolor y la terapia física. También podría incluir medicamentos para prevenir o tratar los coágulos de sangre o la cirugía. El tratamiento puede ayudar a aliviar los síntomas y mejorar el uso de su brazo o mano.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación de su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta con sus médicos sus opciones de tratamiento para juntos decidir el cuidado que usted quiere recibir. Usted siempre tiene el derecho a rechazar su tratamiento.

RIESGOS:

Pregúntele a su médico acerca de estos y otros riesgos del síndrome de la salida torácica:
  • Es posible que haya disminución en el movimiento de sus brazos. Las inyecciones en el músculo escaleno podrían causarle daño a los nervios. Esto puede dar lugar a dolor y hormigueo. La cirugía podría no aliviar sus síntomas. Usted podría tener problemas de sangrado o una infección después de la cirugía. Daño a los nervios y los pulmones podría ocurrir. Sus signos y síntomas podrían reaparecer después del tratamiento.
  • Usted podría obtener un coágulo de sangre en el brazo. Esto puede causarle dolor e inflamación, y puede detener el flujo sanguíneo en su cuerpo. El coágulo puede desprenderse y viajar a los pulmones. Un coágulo de sangre en los pulmones puede causar dolor en el pecho y dificultad para respirar. Este problema puede ser potencialmente mortal. El síndrome de la salida torácica arterial puede dañar las arterias, lo que puede bloquear el flujo de sangre a la mano y llevar a aneurismas. Un aneurisma es la inflamación de una parte de un vaso sanguíneo. Esto puede conducir al dolor crónico (a largo plazo). Los aneurismas podrían causar signos y síntomas similares a los del síndrome de la salida torácica .
  • Sin tratamiento, el síndrome de la salida torácica neurogénico podría causar daño permanente al nervio. Sin tratamiento, el síndrome de la salida torácica venoso podría causar problemas crónicos como dolor, hinchazón del brazo, y cansancio del ejercicio. Un retraso en el tratamiento del síndrome de la salida torácica arterial puede conducir a un síndrome de dolor crónico.

MIENTRAS USTED ESTÁ AQUÍ:

Formulario de consentimiento

es un documento legal que explica los exámenes, tratamientos, o procedimientos que usted podría necesitar. Al firmar esta forma usted certifica que entiende lo que se va a hacer, y que usted puede tomar decisiones sobre lo que quiere. Usted esta dando su permiso al firmar este formulario de consentimiento. Usted puede permitir que otra persona firme este formulario si no tiene la habilidad de hacerlo. Usted tiene el derecho de comprender su cuidado médico en términos o palabras, que entienda con claridad. Antes de firmar el formulario, comprenda los riesgos y beneficios de lo que se va a hacer. Asegúrese que todas sus preguntas sean contestadas.

Medicamentos:

Usted podría recibir cualquiera de los siguientes:

  • Los medicamentos antiinflamatorios no esteroides (AINEs) pueden disminuir la inflamación (hinchazón) y el dolor o la fiebre. Estos medicamentos pueden comprarse con o sin receta médica. En algunas personas, estos medicamentos pueden provocar sangrados estomacales o problemas en los riñones. Si toma medicamentos anticoagulantes, siempre pregunte a su médico de cabecera si los AINEs son seguros para usted. Antes de usar, lea siempre la etiqueta y siga cuidadosamente las indicaciones que vienen con este medicamento.
  • Anticoagulantes: Estos medicamentos ayudan a prevenir la formación de coágulos de sangre. Los coágulos de sangre causan ataques en el cerebro, ataques cardíacos y también la muerte. Los anticoagulantes pueden causarle más probabilidad para sangrar y hacerse moretones. Use una máquina de afeitar eléctrica y un cepillo de cerdas suaves para cepillar sus dientes para ayudar a evitar que sus encías sangren.

Opciones de tratamiento:

Pídale más información a su médico acerca de estos y otros tratamientos que usted podría necesitar:

  • Terapia física: Un fisioterapeuta le ayuda con ejercicios especiales. Estos ejercicios ayudan a fortalecer los músculos de su cuello, hombros y espalda. Esto puede ayudar a aumentar la cantidad de espacio en la salida torácica. Estos ejercicios también pueden ayudar a mejorar su postura.
  • Cirugía: La cirugía podría aliviar la presión sobre sus nervios o vasos sanguíneos. La cirugía podría hacerse si el medicamento y el ejercicio no alivian sus síntomas. Los médicos podrían reducir o eliminar una o varias costillas. Ellos podrían reducir o eliminar los músculos escalenos. Los médicos podrían quitar las bandas fibrosas en la salida torácica.

© 2013 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of the Blausen Databases or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide