Skip to Content

Rafi De Una Fractura De Codo En Niños

LO QUE NECESITA SABER:

La reducción abierta y fijación interna (RAFI) de una fractura de codo es una cirugía para reparar dicha fractura. El codo es la unión en donde el húmero (hueso superior del brazo) se une al radio y al cúbito (huesos inferiores del brazo). Se utilizarán placas médicas, tornillos, clavijas o alambres para sujetar los huesos mientras sanan.

MIENTRAS USTED ESTÁ AQUÍ:

Antes de la cirugía:

  • Consentimiento informado es un documento legal que explica las pruebas, tratamientos, o procedimientos que su hijo podría necesitar. Un consentimiento informado significa que usted comprende que es lo que se va a realizar y que puede tomar decisiones sobre lo que usted desee. Usted da su permiso al firmar el formulario de consentimiento. Puede designar a otra persona para que firme este formulario por usted si usted no puede hacerlo. Usted tiene el derecho de comprender el cuidado médico de su hijo en términos y palabras que usted entienda. Antes de firmar el formulario de autorización, entienda los riesgos y beneficios de lo que le realizarán al niño. Asegúrese que todas sus preguntas hayan sido contestadas.
  • Una cánula intravenosa es una sonda pequeña que se introduce en la vena de su niño y se usa para administrarle medicamentos o líquidos.
  • Apoyo emocional: Permanezca con su niño para confortarlo y apoyarlo tan frecuente como le se posible mientras esta en el hospital. Solicite que algún otro miembro de familia o persona cercana a su niño se quede con él cuando usted no pueda. Lleve al hospital objetos de su casa que usted sabe que ayudarán a consolar a su bebé, como una cobija o juguete favorito.
  • La anestesia general mantendrá a su niño dormido y sin dolor durante la cirugía. La anestesia podría administrarse a través de la vía intravenosa de su niño. En lugar de esto, el niño la puede respirar a través de una mascara o conducto colocado por su garganta. La sonda podría provocar que su niño tenga dolor en la garganta cuando se despierte.

Durante la cirugía del niño:

Se realizará una incisión sobre la fractura del codo del niño o alrededor de ésta. Los médicos utilizan placas, tornillos, clavijas o alambres para unir nuevamente los trozos de hueso roto. También se repararán los vasos sanguíneos y nervios que tengan daños. Podrían tomarse radiografías para ver si los huesos están en la posición correcta. La herida se cerrará con puntos de sutura o con cinta médica y se cubrirá con vendaje.

Después de la cirugía del niño:

Al niño lo llevarán a un cuarto para descansar hasta que esté completamente despierto. Los médicos lo observarán de cerca por si se presenta algún problema. No deje que su hijo se levante de la cama hasta que los médicos lo autoricen. Cuando los médicos vean que su niño está bien, es posible que le permitan regresar a su hogar. Si su niño va a permanecer en el hospital, lo trasladarán a su cuarto de hospital.

  • Alimentos y bebidas: El niño podrá ingerir líquidos y algunos alimentos una vez que el estómago comience a funcionar después de la cirugía. Al principio, podrían darle pedacitos de hielo. Después, va a poder beber líquidos como agua, caldo, jugo y refrescos claros. Si el niño no presenta malestar estomacal, es posible que le den alimentos suaves, como helado o puré de manzana. Una vez que pueda comer alimentos blandos con facilidad, puede empezar a comer alimentos sólidos poco a poco.
  • Yeso o férula: El niño podría necesitar un yeso o una férula en el codo. Esto evitará el movimiento para que el hueso pueda sanar.
  • Medicamentos:
    • Analgésicos: Su niño puede que necesite medicamento para quitar o disminuir el dolor. Sepa cuando su niño necesita recibir su medicamento y la cantidad. Fíjese si el niño presenta signos de estar dolorido. Informe a los médicos si continua o empeora su dolor. Para prevenir caídas, manténgase con su niño para que lo pueda ayudar a levantarse de la cama.
    • Medicamento para las náuseas: Este medicamento se utiliza para calmar el estómago de su niño y prevenir o controlar vómitos.

RIESGOS:

Su niño podría sangrar más de lo esperado o contraer una infección. Los nervios, ligamentos y músculos podrían sufrir un daño durante la cirugía. El brazo, la mano o los dedos de las manos del niño podrían ponerse rígidos, entumecidos o débiles. Es posible que el codo fracturado no sane correctamente. Probablemente él no pueda mover el codo de la misma forma que lo hacía antes de la cirugía. Podría tener dificultad para regresar a las actividades normales. Sin cirugía, el brazo del niño podría sanar en una posición torcida. Podría tener dolor y dificultad para mover o utilizar su brazo.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su hijo. Infórmese sobre la condición de salud de su niño y cómo puede ser tratada. Discuta opciones de tratamiento con el médico de su hijo, para decidir el cuidado que usted desea para él.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide