Skip to Content

Queratectomía Fotorrefractiva

LO QUE NECESITA SABER:

La queratectomía fotorrefractiva es una cirugía que emplea rayos láser para corregir los errores de refracción del ojo. Los errores de refracción son trastornos comunes del ojo que causan que la vista sea borrosa. Estos errores ocurren cuando hay un problema con la refracción (la manera en que la luz se desvía) en el ojo. Estos errores a menudo se deben al hecho de que la forma y la textura de la córnea no son normales. La córnea es la capa exterior transparente del ojo. Mediante la queratectomía fotorrefractiva se suaviza o cambia la forma de la superficie de la córnea. Esto ayuda a que la luz penetre mejor en el ojo y la vista sea más clara.

Lateral cut-away of the Right eye

MIENTRAS USTED ESTÁ AQUÍ:

Antes del procedimiento:

  • Es posible que su médico le dé un medicamento como ayuda para que esté tranquilo y relajado durante el procedimiento.
  • Formulario de consentimiento es un documento legal que explica los exámenes, tratamientos, o procedimientos que usted podría necesitar. Al firmar esta forma usted certifica que entiende lo que se va a hacer, y que usted puede tomar decisiones sobre lo que quiere. Usted esta dando su permiso al firmar este formulario de consentimiento. Usted puede permitir que otra persona firme este formulario si no tiene la habilidad de hacerlo. Usted tiene el derecho de comprender su cuidado médico en términos o palabras, que entienda con claridad. Antes de firmar el formulario, comprenda los riesgos y beneficios de lo que se va a hacer. Asegúrese que todas sus preguntas sean contestadas.

Durante el procedimiento:

  • El médico le pondrá gotas en los ojos. Estas gotas contienen antibióticos que contribuyen a evitar que contraiga una infección y otras gotas para que pierda la sensación y que no sienta dolor. Se le limpiarán las pestañas y el área alrededor de los ojos. Se usará un espéculo para mantener los párpados abiertos y que no pestañee. Se programará el láser para corregir el error de refracción.
  • El médico quitará el epitelio de la córnea con el rayo láser. El epitelio es una capa delgada de tejido que cubre y protege la córnea. Le pedirá que fije su vista en una luz mientras cambia la forma de la córnea. Es importante que mantenga la vista en la luz para que el rayo láser pueda dar los mejores resultados. Una vez que haya cambiado la forma de la córnea, el médico le pondrá más gotas con antibióticos y para eliminar el dolor. Es posible que le coloque lentes de contacto blandos que actúan como vendajes sobre los ojos para ayudar a que la córnea sane.

Después del procedimiento:

Lo llevarán a una sala de recuperación donde podrá descansar. Los médicos lo observarán de cerca por si llegara a presentarse algún problema. No se levante de la cama hasta que el médico le dé autorización para hacerlo. Cuando los médicos consideren que se encuentra bien, podrá regresar a su hogar. Es posible que cubran el ojo con un vendaje y un protector plástico. Esto le ayudará a recordar que no se frote o toque los ojos.

  • Antibióticos: Estas gotas contribuyen a impedir que contraiga una infección causada por una bacteria.
  • Medicamento esteroide: Estas gotas contribuyen a bajar la inflamación en los ojos. Siga las indicaciones.
  • Analgésico para el dolor: Es posible que le den un medicamento para eliminar o aliviar el dolor. Podrían ser gotas o una pastilla. No espere a que el dolor sea muy intenso para usar este medicamento. El analgésico para el dolor podría hacer que se sienta mareado o darle sueño. Llame a un médico cuando desee levantarse de la cama y pida ayuda para no caerse.

RIESGOS:

Podría sangrar más de lo esperado o contraer una infección. Es posible que los nervios o los vasos sanguíneos se dañen durante el procedimiento. Puede que necesite otra cirugía en la vista. Es posible que su córnea tarde más de lo esperado en sanar. Puede que sienta más dolor. Su vista podría empeorar después del procedimiento. Podría venirle glaucoma (aumento de la presión), cataratas (vista nublada) o una inflamación a largo plazo. Podría perder la vista. Podrían resecársele los ojos. Se le podrían formar cicatrices en las córneas. Podría tener otros problemas con la vista, como sentirse deslumbrado, tener la vista nublada o ver aureolas alrededor de las luces por la noche en forma permanente.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación de su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta con sus médicos sus opciones de tratamiento para juntos decidir el cuidado que usted quiere recibir. Usted siempre tiene el derecho a rechazar su tratamiento.

© 2015 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide