Skip to Content

Inducción Mecánica Del Parto

LO QUE NECESITA SABER:

La inducción mecánica del parto es un procedimiento para inducir (comenzar) el parto antes de que comience por sí solo. La inducción mecánica ejerce presión en el cerviz para ayudarlo a suavizarse, adelgazase y comenzar a abrirse.

MIENTRAS USTED ESTÁ AQUÍ:

Antes del procedimiento:

  • Formulario de consentimiento es un documento legal que explica los exámenes, tratamientos, o procedimientos que usted podría necesitar. Al firmar esta forma usted certifica que entiende lo que se va a hacer, y que usted puede tomar decisiones sobre lo que quiere. Usted esta dando su permiso al firmar este formulario de consentimiento. Usted puede permitir que otra persona firme este formulario si no tiene la habilidad de hacerlo. Usted tiene el derecho de comprender su cuidado médico en términos o palabras, que entienda con claridad. Antes de firmar el formulario, comprenda los riesgos y beneficios de lo que se va a hacer. Asegúrese que todas sus preguntas sean contestadas.
  • Signos vitales: Los médicos van a revisar su ritmo cardíaco, ritmo respiratorio, y su temperatura. También le van a hacer preguntas sobre su dolor. Éstos signos vitales le proveen información a los médicos sobre su salud vigente.
  • Medicamentos esteroideos: Estos podrían ser necesarios para ayudar a desarrollar los pulmones del bebé no nato.
  • Exámenes:
    • Examen vaginal: El médico revisará el cerviz para ver si se está dilatando (abriéndose).
    • Revisión del líquido cervical con isopo de algodón: Este se realiza para revisar y ver si el bebé está cerca de nacer.
    • Monitoreo cardíaco fetal: Este se realiza para supervisar los latidos del corazón del bebé no nato antes, durante y después de la inducción.
    • Ultrasonido: Un ultrasonido usa ondas sonoras para mostrar imágenes del cerviz en un monitor. Muestra si el cerviz está suavizándose y adelgazándose.

Durante el procedimiento:

Usted podría recibir medicamentos para ayudar a comenzar las contracciones. Es posible que realicen cualquiera de los siguientes procedimientos para inducir el parto:

  • Amniotomía: El médico introduce un gancho pequeño dentro del útero para romper el saco del líquido amniótico.
  • Dilatador con globo: El médico introduce en el cerviz y en el útero un catéter de tubo con un globo en el extremo. El globo se infla con líquido. Este mantiene el tubo dentro del útero mientras se agrega presión para estirar el cerviz. El otro extremo del tubo podría ponerse en la pierna con cinta adhesiva o tener anexas unas pesas pequeñas.
  • Dilatadores osmóticos: Estos está hechos de un material esponjoso con una cuerda en el extremo. Los dilatadores se colocan en el cerviz hasta que éste está lleno. Las cuerdas cuelgan hacia abajo de la vagina. Los dilatadores se expanden, lo cuál provoca que el cerviz se estire y se abra. Es posible que le coloquen una gaza en la vagina para mantener los dilatadores en su lugar. Los dilatadores podrían permanecer en su lugar de 12 a 24 horas.
  • Desprendimiento o separación de las membranas: El médico introduce un dedo con guante en lo profundo del cerviz y mueve el dedo en movimiento circular. Este movimiento desprende la membrana alrededor del bebé no nato de la pared del útero.

Después del procedimiento:

El parto podría comenzar o usted podría necesitar otra inducción para comenzarlo. Es posible que necesite permanecer en el hospital o regresar a casa después de la inducción mecánica. Si permanece en el hospital, usted y el bebé no nato podrían estar bajo observación en caso de que haya problemas. Si usted regresa a casa después del procedimiento, pregunte al médico qué actividades debe evitar. Consulte con su médico sobre lo que necesita hacer si el parto comienza en casa.

RIESGOS:

  • La inducción mecánica del parto podría provocar sangrado vaginal o de la placenta y representar un amenaza para la vida de usted o del bebé. Podría provocarles que contraigan una infección. El líquido amniótico podría filtrarse en la sangre y provocar que tenga problemas en los pulmones, el corazón y de sangrado. La inducción mecánica podría aumentar el riesgo de una cesárea (sección c). El saco del líquido amniótico podría romperse antes de que el cerviz se suavice y se adelgace. El ritmo cardíaco del bebé podría disminuir, poniendo al bebé en riesgo de problemas. Existe riesgo de que el útero pudiera romperse si tuvo una cesárea antes.
  • Si el bebé no nato dejó de crecer en el útero, podría morir sin una inducción. Si a usted no la inducen, el bebé podría seguir creciendo y provocar que desgarre la vagina. Es posible que usted necesite una cesárea. La presión sanguínea alta u otros problemas de salud podrían empeorar sin una inducción.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación de su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta con sus médicos sus opciones de tratamiento para juntos decidir el cuidado que usted quiere recibir. Usted siempre tiene el derecho a rechazar su tratamiento.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide