Skip to Content
Vaccines aren’t just for kids. Is your teen protected?

Fiebres Hemorrágicas

LO QUE NECESITA SABER:

Las fiebres hemorrágicas (HFs, por sus siglas en inglés) son enfermedades causadas por varios grupos de virus. Las fiebres hemorrágicas también se llaman fiebres hemorrágicas virales (VHFs, por sus siglas en inglés). Las fiebres hemorrágicas incluyen los virus Ébola y Marburg, la fiebre amarilla, la fiebre hemorrágica por dengue y la fiebre hemorrágica del Congo de Crimea. Los virus se encuentran comúnmente en ratas, ratones y otros roedores de campo. Los virus también se pueden encontrar en portadores, como mosquitos y garrapatas. Los virus que conducen a las fiebres hemorrágicas se pueden encontrar en cualquier parte del mundo donde viven estos animales y portadores. Las fiebres hemorrágicas pueden causar una enfermedad leve, pero también podría causar una enfermedad de peligro mortal.

INSTRUCCIONES SOBRE EL ALTA HOSPITALARIA:

Medicamentos:

  • Medicamentos antivirales pueden ser administrados para combatir el virus que causa la fiebre hemorrágica. Este medicamento puede disminuir sus signos y síntomas, y ayudar a que se sienta mejor más rápido.
  • Tome sus medicamentos como se le haya indicado. Llame a su médico si usted piensa que el medicamento no está ayudando o si tiene efectos secundarios. Infórmele si es alérgico a cualquier medicamento. Mantenga una lista actualizada de los medicamentos, las vitaminas y los productos herbales que toma. Incluya los siguientes datos de los medicamentos: cantidad, frecuencia y motivo de administración. Traiga con usted la lista o los envases de la píldoras a sus citas de seguimiento. Lleve la lista de los medicamentos con usted en caso de una emergencia.

Acuda a sus consultas de control con su médico según le indicaron.

Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante sus visitas.

Tome líquidos según sus indicaciones:

Pregunte a su médico sobre la cantidad de líquido que necesita tomar todos los días y cuáles le recomienda.

Maneras de disminuir su riesgo de una fiebre hemorrágica:

  • Evite el contacto con animales infectados e insectos. Por ejemplo, los mosquitos, las garrapatas y los roedores. Protéjase de las picaduras de insectos utilizando ropa protectora, repelente de insectos, y mosquiteros. Asegúrese que las ventanas tengan pantallas para mantener a los insectos afuera. Use guantes de protección si están en contacto con excrementos de roedores (orina o heces) o nidos de roedores.
  • Evite el contacto con una persona infectada. También evite el contacto cercano con los fluidos corporales. Si usted está cuidando a alguien con una fiebre hemorrágica, use ropa protectora. Tendrá que limpiar todos los objetos utilizados para el cuidado de la persona infectada como lo indiquen los médicos.
  • Vaya a que lo vacunen. Vacúnese contra la fiebre amarilla si va a viajar a zonas donde los mosquitos pueden transmitir la fiebre amarilla. La vacuna contra la fiebre amarilla no lo protege durante toda su vida. Pídale a su médico más información acerca de las vacunas contra las fiebres hemorrágicas.
  • Tenga cuidado cuando usted viaja. Evite viajar a las zonas donde hay un número elevado de infecciones de fiebre hemorrágica. Cuando viaje, evite comer carne de animales que podrían estar infectados.

Proteja a las personas cercanas a usted cuando usted tiene una fiebre hemorrágica:

Dele a su médico una lista de todos sus contactos cercanos. Esto incluye familiares, amigos y compañeros de trabajo. Cualquier persona con quien haya tenido contacto tendrá que ser revisada por un médico. Se debe revisar a cada persona en búsqueda de signos y síntomas de una fiebre hemorrágica.

Deje de amamantar cuando tiene una fiebre hemorrágica:

Infórmele a su médico si usted actualmente amamanta a su hijo. Es posible que necesite dejar de amamantar mientras que usted tiene una fiebre hemorrágica. Usted puede pasarle la infección de fiebre hemorrágica a su hijo a través de la leche materna.

Pregúntele a su médico qué vitaminas y minerales son adecuados para usted.

  • Se siente mareado y débil, o se ha desmayado.
  • Usted tiene fiebre que no está mejorando o aumenta, y escalofríos.
  • Usted tiene un fuerte dolor de cabeza.
  • Usted tiene llagas o manchas amarillas o blancas en su garganta.
  • Usted tiene dolor estomacal, vómitos, o diarrea nuevos o mayores.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

Busque atención médica de inmediato o llame al 911 si:

  • Usted es incapaz de orinar, o está orinando más o menos de lo que es normal para usted.
  • Usted se siente muy confundido, tembloroso y cansado o tiene una convulsión.
  • Usted tiene dolor torácico y dificultad para respirar.
  • Usted tiene sangrado nuevo o mayor de sus oídos, nariz, boca, ojos o recto.
  • Usted nota la aparición de sangre, o mayor cantidad de sangre, en su vómito, orina o evacuaciones intestinales. Es mujer y tiene más sangrado de lo normal durante su período menstrual.
  • Usted tiene nuevos o más moretones o manchas rojas o púrpura en su piel.
  • Su corazón está latiendo más rápido de lo normal para usted.
  • Su piel está fría y se siente muy inquieto.
  • Su piel o los blancos de sus ojos se vuelven amarillos, o su abdomen está inflamado o duro.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide